Telerrehabilitación para personas con baja visión

¿Cuál era el objetivo de esta revisión?
El objetivo de esta revisión fue evaluar los beneficios de la prestación de servicios de rehabilitación de la visión a distancia (mediante la telerrehabilitación) para las personas con baja visión. La telerrehabilitación utiliza un enfoque basado en Internet en lugar de las consultas habituales en la oficina. El principal resultado de interés fue la calidad de vida relacionada con la visión, pero también nos interesaron las medidas de la función visual, como la rapidez con que las personas pueden leer, y el cumplimiento de las sesiones programadas y la satisfacción de los pacientes.

Mensajes clave
Debido a la carga de morbilidad y del creciente interés en la telemedicina, los dos estudios en curso, una vez terminados, pueden aportar evidencia para comprender las posibilidades de la telerrehabilitación como plataforma para prestar servicios a las personas con baja visión.

¿Qué se estudió en la revisión?
La visión baja es una reducción de la función visual que no se puede arreglar con gafas, lentes de contacto u otros tratamientos médicos y quirúrgicos. Las personas con baja visión pueden tener dificultades para realizar actividades diarias como leer y conducir. Alrededor de 300 millones de personas tienen baja visión en todo el mundo. Una forma de ayudar a las personas con baja visión es la rehabilitación, durante la cual se les enseña a utilizar dispositivos y técnicas de aumento para aprovechar al máximo la visión que les queda; también se les evalúa periódicamente para reforzar sus habilidades. La capacitación en rehabilitación en el consultorio para la baja visión ha demostrado ser eficaz; sin embargo, el transporte al consultorio del médico puede ser una barrera para los pacientes. La efectividad de los dispositivos y técnicas de aumento se ve comprometida si no se proporciona entrenamiento. La tecnología ha hecho posible la prestación de servicios de rehabilitación de la visión baja a través de la Internet (es decir, la telerrehabilitación). La telerrehabilitación reduce las dificultades relacionadas con el transporte a las visitas en el consultorio, y también ofrece la comodidad de las sesiones de rehabilitación en el hogar.

¿Cuáles son los principales resultados de la revisión?
Se encontraron dos estudios en curso, pero ningún estudio completo que abordara directamente la cuestión de la investigación.

¿Cuán actualizada está esta revisión?
La búsqueda se realizó por última vez el 24 de junio de 2019.

Conclusiones de los autores: 

No se encontró ninguna evidencia en los ECA o ECC sobre la eficacia de la utilización de la telerrehabilitación para la prestación a distancia de servicios de rehabilitación a personas con baja visión. Debido a la carga de morbilidad y del creciente interés en la telemedicina, los dos estudios en curso, una vez terminados, pueden aportar evidencia para comprender las posibilidades de la telerrehabilitación como plataforma para prestar servicios a las personas con baja visión.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

La baja visión afecta a más de 300 millones de personas en todo el mundo y puede comprometer tanto las actividades de la vida diaria como la calidad de vida. La capacitación en rehabilitación y el equipo de asistencia visual (VAE) pueden ayudar, pero algunas personas con discapacidad visual tienen recursos limitados para asistir en persona a las visitas en clínicas de rehabilitación para recibir capacitación para aprender a usar el VAE. Estas personas pueden superar las barreras de la atención a través de consultas a distancia por Internet (es decir, la telerrehabilitación).

Objetivos: 

Comparar los efectos de la telerrehabilitación con los servicios de rehabilitación de la visión cara a cara (por ejemplo, en el consultorio o como paciente interno) para mejorar la calidad de vida relacionada con la visión y la capacidad de lectura cercana en personas con pérdida de la función visual debido a cualquier afección ocular. Los objetivos secundarios fueron evaluar el cumplimiento de las sesiones de rehabilitación programadas, las tasas de abandono de los dispositivos de VAE y los índices de satisfacción de los pacientes.

Métodos de búsqueda: 

Se realizaron búsquedas en el Registro Cochrane Central de Ensayos Controlados (Cochrane Central Register of Controlled Trials, CENTRAL) (que contiene el Registro Cochrane de Ensayos de Ojos y Visión) (2019, número 6); Ovidio MEDLINE; Embase.com; PubMed; ClinicalTrials.gov, y en la Plataforma de Registro Internacional de Ensayos Clínicos (ICTRP) de la Organización Mundial de la Salud (OMS). No se utilizaron limitaciones de idioma ni filtro de diseño de estudio en las búsquedas electrónicas; sin embargo, se restringieron las búsquedas a partir de 1980 porque Internet no se introdujo al público hasta 1982. La última búsqueda en las bases de datos electrónicas fue el 24 de junio de 2019.

Criterios de selección: 

Se planificó incluir ensayos controlados aleatorizados (ECA) o ensayos clínicos controlados (ECC) en los que los participantes diagnosticados con baja visión se sometieran a una rehabilitación de baja visión mediante una tecnología basada en Internet, en comparación con un enfoque que incluyera consultas en persona.

Obtención y análisis de los datos: 

Dos autores de la revisión examinaron de forma independiente los títulos y resúmenes y, a continuación, los artículos a texto completo según los criterios de elegibilidad. Se planificó que dos autores de la revisión extrajeran de forma independiente los datos de los estudios incluidos. Cualquier discrepancia se resolvió mediante discusión.

Resultados principales: 

Se identificaron dos estudios en curso, pero no se encontraron ECA ni ECC terminados que cumplieran con los criterios de inclusión de esta revisión. No se realizó un análisis cuantitativo. Se discutieron los artículos de revisión sobre la telemedicina para facilitar la comunicación con personas de edad avanzada o para proporcionar atención oftalmológica a distancia.

Notas de traducción: 

La traducción y edición de las revisiones Cochrane han sido realizadas bajo la responsabilidad del Centro Cochrane Iberoamericano, gracias a la suscripción efectuada por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad del Gobierno español. Si detecta algún problema con la traducción, por favor, contacte con Infoglobal Suport, cochrane@infoglobal-suport.com.

Tools
Information
Share/Save