Intervenciones para reemplazar los dientes perdidos: antibióticos en el momento de colocar los implantes dentales para prevenir las complicaciones

Esta traducción está desactualizada. Por favor, haga clic aquí para ver la versión en inglés más reciente de esta revisión.

Los dientes perdidos pueden algunas veces ser reemplazados con implantes dentales, en los que se puede fijar una corona, un puente o una dentadura. Las bacterias introducidas durante la colocación de los implantes pueden producir una infección y en algunas ocasiones dar lugar al fracaso del implante. Al parecer, la administración oral de 2 g de amoxicilina una hora antes de la colocación de los implantes dentales es efectiva para reducir los fracasos de los implantes. Más específicamente, la administración de antibióticos a 25 pacientes evitará que un paciente presente una pérdida temprana del implante. Aún no está claro si los antibióticos postoperatorios proporcionan algún beneficio adicional.

Conclusiones de los autores: 

Hay algunas pruebas que indican que 2 g de amoxicilina administrados por vía oral una hora antes de la operación reducen significativamente los fracasos de los implantes dentales colocados en condiciones habituales. Aún no está claro si los antibióticos postoperatorios son beneficiosos, y cuál es el antibiótico más efectivo. Pudiera ser recomendable indicar el uso de una dosis de antibióticos profilácticos antes de la colocación de los implantes dentales.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

Los fracasos de algunos implantes dentales pueden deberse a la contaminación bacteriana del sitio de la inserción del implante. Las infecciones alrededor de los biomateriales son difíciles de tratar y casi todos los implantes infectados tienen que ser retirados. En general, la profilaxis con antibióticos en cirugía está solamente indicada en los pacientes con riesgo de desarrollar endocarditis infecciosa, en pacientes con inmunidad disminuida, cuando la cirugía se realiza en sitios infectados, en casos de intervenciones quirúrgicas prolongadas y cuando se implantan materiales extraños. Se han indicado varios regímenes de antibióticos profilácticos por vía sistémica para reducir las infecciones después de la colocación de implantes dentales. En el caso de que se tenga que usar un antibiótico, los protocolos más recientes han recomendado la profilaxis a corto plazo. Con la administración de los antibióticos pueden ocurrir efectos adversos, que van desde diarreas hasta reacciones alérgicas con peligro para la vida. Otra preocupación importante asociada con la extensión en gran escala del uso de los antibióticos es la selección de cepas de bacterias resistentes a los antibióticos. El uso de antibióticos profilácticos en la colocación de implantes dentales es controvertido.

Objetivos: 

Evaluar los efectos beneficiosos o perjudiciales de los antibióticos profilácticos sistémicos en la colocación de implantes dentales versus ningún antibiótico/ placebo y, si los antibióticos son beneficiosos, encontrar qué tipo, dosis y duración es la más efectiva.

Estrategia de búsqueda (: 

Se hicieron búsquedas en el Registro Especializado de Ensayos Controlados del Grupo Cochrane de Salud Oral (Cochrane Oral Health Group), Registro Cochrane Central de Ensayos Controlados (Cochrane Central Register of Controlled Trials, CENTRAL), MEDLINE y en EMBASE hasta 9 enero 2008. Se realizaron búsquedas manuales en varias revistas de odontología. No hubo ninguna restricción de idioma.

Criterios de selección: 

Ensayos clínicos controlados con asignación al azar (ECAs) con al menos tres meses de seguimiento que comparen la administración de varios regímenes antibióticos profilácticos versus ningún antibiótico o placebo en pacientes a los que se les coloca un implante dental. Las medidas de resultado fueron fracasos de las prótesis, fracasos de los implantes, infecciones posoperatorias y efectos adversos (gastrointestinales, hipersensibilidad, etc.).

Obtención y análisis de los datos: 

Dos revisores realizaron de forma independiente y por duplicado el cribado de los estudios elegibles, la evaluación de la calidad metodológica de los ensayos y la extracción de datos. Los resultados se expresaron como modelos de efectos aleatorios mediante los cocientes de riesgos (CR) para los resultados dicotómicos, con intervalos de confianza (IC) del 95%. Se investigaría la heterogeneidad incluyendo los factores clínicos y metodológicos.

Resultados principales: 

Se identificaron dos ECAs: uno que comparó 2 g de amoxicilina preoperatoria versus placebo (316 pacientes) y otro que comparó 2 g de amoxicilina preoperatoria más 500 mg cuatro veces al día durante dos días versus ningún antibiótico (80 pacientes). Los metanálisis de los dos ensayos mostraron un número mayor y estadísticamente significativo de pacientes que presentaron fracasos de los implantes en el grupo que no recibió antibióticos: CR 0,22 (IC del 95%: 0,06 a 0,86). El número necesario a tratar (NNT) para evitar que un paciente presente un fracaso del implante es 25 (IC del 95%: 13 a 100), según una tasa de fracaso del implante del 6% en los pacientes que no recibieron antibióticos. Las otras medidas de resultado no fueron estadísticamente significativos, y sólo se registraron dos eventos adversos menores, uno de los cuales ocurrió en el grupo placebo.

Notas de traducción: 

La traducción y edición de las revisiones Cochrane han sido realizadas bajo la responsabilidad del Centro Cochrane Iberoamericano, gracias a la suscripción efectuada por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad del Gobierno español. Si detecta algún problema con la traducción, por favor, contacte con Infoglobal Suport, cochrane@infoglobal-suport.com.

Share/Save