Ocurrencia de síntomas neurológicos transitorios después de la anestesia espinal con lidocaína versus otros anestésicos locales en adultos sometidos a cirugía

Pregunta de la revisión

Se intentó determinar si los síntomas neurológicos transitorios (SNT) ocurren con mayor frecuencia después de la recuperación de la anestesia espinal con lidocaína que con otros anestésicos locales en adultos. Los síntomas son un dolor de leve a intenso en los glúteos y las piernas que puede durar varios días. También se buscaron las alteraciones sensoriales o motoras de mayor duración causadas por el daño nervioso por los anestésicos locales, conocidas como complicaciones neurológicas.

Antecedentes

El dolor leve en la zona lumbar es una queja frecuente después de la anestesia espinal (en la que se inyecta un anestésico local en la columna vertebral en lugar de utilizar un anestésico general en todo el cuerpo). Los pacientes también pueden experimentar dolor de cabeza y presión arterial baja. Los SNT son diferentes. Aparecen unas pocas horas hasta 24 horas después de la anestesia espinal y pueden durar hasta dos a cinco días.

La lidocaína (un anestésico local) aún se utiliza para la anestesia espinal debido a su corta duración de acción única, el bloqueo intenso, la recuperación rápida y su idoneidad para la cirugía ambulatoria, pero se necesitan alternativas.

Esta revisión se publicó originalmente en 2005 y se actualizó en 2009.

Características de los estudios

Se incluyeron todos los estudios aleatorizados y cuasialeatorizados que compararon la frecuencia de SNT y las complicaciones neurológicas después de la anestesia espinal con lidocaína, en comparación con otros anestésicos locales. Los ensayos aleatorizados comparan dos o más tratamientos en los que los tratamientos se les asignan a los participantes de una manera aleatorizada que los organizadores del estudio no pueden predecir. Los estudios cuasialeatorizados son similares pero no son verdaderamente aleatorizados; tienen mayores probabilidades de que el organizador del estudio pueda predecir qué tratamiento reciben los participantes (p.ej. basado en la fecha de nacimiento o en el orden en el que se reclutaron las personas).

La evidencia está actualizada hasta el 25 de noviembre 2018.

Resultados clave

Se incluyeron 24 ensayos que informaron sobre 2226 participantes, 239 de los cuales desarrollaron SNT. No hubo evidencias de que los SNT se asociaran con alguna enfermedad neurológica específica y los síntomas desaparecieron espontáneamente al quinto día postoperatorio. El riesgo de desarrollar SNT con lidocaína para la anestesia espinal aumentó en comparación con la bupivacaína, la prilocaína o la procaína; y fue similar en comparación con la 2-cloroprocaína y la mepivacaína.

Específicamente, cuando los anestésicos locales alternativos se compararon directamente con la lidocaína, el riesgo de desarrollar SNT se redujo entre el 82% y el 90% cuando se utilizó bupivacaína, levobupivacaína, prilocaína, procaína y ropivacaína en lugar de lidocaína. No hubo diferencias claras en los SNT entre la lidocaína y la 2-cloroprocaína o la mepivacaína. En el caso de la 2-cloroprocaína, los SNT ocurrieron en un solo estudio y los resultados variaron enormemente para el pequeño número de participantes. Los síntomas dolorosos se detuvieron al quinto día postoperatorio en todos los participantes. Entre las mujeres embarazadas sometidas a cirugía, solo 3/310 mujeres desarrollaron SNT; no fue posible establecer conclusiones sobre si los síntomas fueron más probables con la lidocaína.

Los autores de la revisión utilizaron el método estadístico del metanálisis en red para comparar los diferentes anestésicos locales. Este análisis mostró de forma similar que el riesgo de SNT fue inferior para la bupivacaína, la levobupivacaína, la prilocaína, la procaína y la ropivacaína, mientras que la 2-cloroprocaína y la mepivacaína no difirieron en cuanto al riesgo de SNT, en comparación con la lidocaína.

Calidad de la evidencia

Debido a la calidad muy baja a moderada de la evidencia entre los estudios actualmente disponibles, se necesitan estudios de investigación futuros en este campo para evaluar las alternativas a la lidocaína que pueden proporcionar una anestesia de alta calidad sin el desarrollo de SNT.

Conclusión

La lidocaína ha sido el fármaco de elección para inducir la anestesia espinal en la cirugía ambulatoria debido a su rápido inicio de acción, su intenso bloqueo nervioso y su corta duración de acción. La presente revisión muestra que la lidocaína posee mayores probabilidades de causar síntomas neurológicos transitorios que la bupivacaína, la prilocaína y la procaína. Sin embargo, estos fármacos producen efectos anestésicos locales más prolongados y, por lo tanto, no son deseables para los pacientes ambulatorios.

Los resultados indican que la 2-cloroprocaína podría ser una alternativa viable a la lidocaína para la cirugía ambulatoria de corta duración y los procedimientos obstétricos, ya que este anestésico local tiene un rápido inicio de acción, se metaboliza rápidamente y tiene baja toxicidad. Sin embargo, esta conclusión se basa en solo dos estudios y en evidencia de calidad baja.

Conclusiones de los autores: 

Los resultados del MAR y del metanálisis pareado indican que el riesgo de desarrollar SNT después de la anestesia espinal es menor cuando se utiliza bupivacaína, levobupivacaína, prilocaína, procaína y ropivacaína, en comparación con la lidocaína. La administración de 2-cloroprocaína y mepivacaína tuvo un riesgo similar a la lidocaína en cuanto a desarrollar SNT después de la anestesia espinal.

Se debe informar a los pacientes sobre los SNT como un posible efecto adverso de la anestesia local con lidocaína, y la elección del agente anestésico se debe basar en el contexto clínico específico y parámetros como la duración esperada del procedimiento y la calidad de la anestesia.

Debido a la evidencia de calidad muy baja a moderada (GRADE), se requieren estudios de investigación futuros en este campo para evaluar alternativas a la lidocaína que puedan proporcionar una anestesia de alta calidad sin desarrollar SNT. Los dos estudios en espera de clasificación y un estudio en curso pueden alterar las conclusiones de la revisión una vez evaluados.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

La anestesia espinal se ha implicado como una de las posibles causas de complicaciones neurológicas después de los procedimientos quirúrgicos. Esta afección dolorosa, que se produce durante el período postoperatorio inmediato, se denomina síntomas neurológicos transitorios (SNT) y se observa habitualmente después del uso de la lidocaína espinal. Se necesitan alternativas a la lidocaína que puedan proporcionar una anestesia de alta calidad sin el desarrollo de SNT. Esta revisión se publicó originalmente en 2005 y se actualizó por última vez en 2009.

Objetivos: 

Determinar la frecuencia de los SNT después de la anestesia espinal con lidocaína y compararla con otros tipos de anestésicos locales mediante un metanálisis de todas las comparaciones pareadas y un metanálisis en red (MAR) para clasificar las intervenciones.

Métodos de búsqueda: 

Se realizaron búsquedas en CENTRAL, MEDLINE, Elsevier Embase y LILACS el 25 de noviembre 2018. Se realizaron búsquedas en los registros de ensayos clínicos y búsquedas manuales en las listas de referencias de los ensayos y los artículos de revisión.

Criterios de selección: 

Se incluyeron los ensayos controlados aleatorizados y cuasialeatorizados que compararon la frecuencia de SNT después de la anestesia espinal con lidocaína con otros anestésicos locales. Los estudios debían tener dos o más brazos que utilizaran anestésicos locales diferentes (independientemente de la concentración y la baricidad de la solución) para la anestesia espinal en la preparación para la cirugía.

Se incluyeron adultos que recibieron anestesia espinal y todas los participantes embarazadas se consideraron como un subgrupo. El período de seguimiento para los SNT fue de al menos 24 horas.

Obtención y análisis de los datos: 

Cuatro autores de la revisión de forma independiente evaluaron los estudios para su inclusión. Tres autores de la revisión de forma independiente evaluaron la calidad de los estudios relevantes y extrajeron los datos de los estudios incluidos. Se realizó un metanálisis para todas las comparaciones pareadas de los anestésicos locales, así como un MAR.

Se utilizó una ponderación de la varianza inversa para las estadísticas resumen y un modelo de efectos aleatorios, ya que se esperaba heterogeneidad metodológica y clínica entre los estudios incluidos, lo que dio lugar a tamaños del efecto variables entre los estudios de las comparaciones pareadas. El MAR utilizó todos los estudios incluidos sobre la base de un enfoque teórico gráfico dentro de un marco frecuentista. Finalmente, los tratamientos en comparación se calificaron según las puntuaciones P.

Resultados principales: 

El análisis incluyó 24 ensayos que informaron sobre 2226 participantes, de los cuales 239 desarrollaron SNT. Dos estudios están en espera de clasificación y uno está en curso. La mayoría de los estudios tuvieron riesgo de sesgo incierto a alto.

El MAR incluyó 24 estudios y ocho anestésicos locales diferentes; el número de comparaciones pareadas fue 32 y el número de comparaciones pareadas diferentes fue 11. Este análisis mostró que, en comparación con la lidocaína, el riesgo relativo (RR) de SNT fue menor para la bupivacaína, la levobupivacaína, la prilocaína, la procaína y la ropivacaína, con RR en el rango de 0,10 a 0,23; mientras que la 2-cloroprocaína y la mepivacaína no difirieron en cuanto al RR de desarrollar SNT en comparación con la lidocaína.

El metanálisis pareado mostró que, en comparación con la lidocaína, la mayoría de los anestésicos locales se asociaron con un menor riesgo de desarrollar SNT (excepto la 2-cloroprocaína y la mepivacaína) (bupivacaína): RR 0,16; intervalo de confianza (IC) del 95%: 0,09 a 0,28; 12 estudios; evidencia de calidad moderada; 2-cloroprocaína: RR 0,09; IC del 95%: 0,01 a 1,51; dos estudios; evidencia de calidad baja; levobupivacaína: RR 0,13; IC del 95%: 0,02 a 0,69; dos estudios; evidencia de calidad baja; mepivacaína: RR 1,01; IC del 95%: 0,18 a 5,82; cuatro estudios; evidencia de calidad muy baja; prilocaína: RR 0,18; IC del 95%: 0,07 a 0,49; cuatro estudios; evidencia de calidad moderada; procaína: RR 0,14; IC del 95%: 0,04 a 0,52; dos estudios; evidencia de calidad moderada; ropivacaína: RR 0,10; IC del 95%: 0,01 a 0,78; dos estudios; evidencia de calidad baja).

No fue posible realizar los análisis de subgrupos previstos debido al bajo número de eventos de SNT.

Notas de traducción: 

La traducción y edición de las revisiones Cochrane han sido realizadas bajo la responsabilidad del Centro Cochrane Iberoamericano, gracias a la suscripción efectuada por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad del Gobierno español. Si detecta algún problema con la traducción, por favor, contacte con Infoglobal Suport, cochrane@infoglobal-suport.com.

Tools
Information
Share/Save