Metadona para el tratamiento del dolor neuropático en adultos

Conclusión

No hay evidencia fehaciente de que la oxicodona actúe en el dolor de la neuropatía diabética o la neuralgia posherpética. Ningún estudio ha informado sobre su uso en otros tipos de dolor neuropático.

Antecedentes

El dolor neuropático es el dolor que proviene de los nervios dañados. Es diferente de los mensajes de dolor transmitidos a lo largo de los nervios sanos a partir del tejido dañado (p.ej., una caída o corte o la artritis de la rodilla). Con frecuencia el dolor neuropático se trata con medicinas (fármacos) diferentes a las utilizadas para el dolor del tejido dañado, que a menudo se consideran analgésicos. Por ejemplo, los medicamentos que se utilizan para tratar la depresión o la epilepsia (ataques) pueden ser muy eficaces en algunas personas con dolor neuropático. Sin embargo, en ocasiones los analgésicos opiáceos se utilizan para tratar el dolor neuropático.

Los analgésicos opiáceos son fármacos como la morfina. La morfina se obtiene de plantas, pero muchos opiáceos también se logran a partir de la síntesis química en lugar de extraerse de las plantas. La oxicodona es un opiáceo semisintético, fabricado a partir del alcaloide opiáceo tebaína.

Esta revisión forma parte de una actualización de una revisión anterior, Oxicodona para el dolor neuropático y la fibromialgia en adultos, que ahora se ha dividido en revisiones separadas para las dos condiciones. Esta revisión estudia sólo el dolor neuropático.

Características de los estudios

En diciembre de 2015, se actualizaron las búsquedas de una revisión Cochrane anterior para buscar ensayos clínicos que utilizaran la oxicodona para tratar el dolor neuropático en adultos. Se encontraron dos estudios adicionales para incluir. La revisión anterior incluyó tres estudios que compararon la oxicodona con el placebo durante varias semanas, y los estudios adicionales añadieron la oxicodona al tratamiento existente con pregabalina o gabapentina. Casi todos los 687 pacientes en los estudios presentaban miembros dolorosos debido a nervios lesionados a causa de la diabetes.

Resultados clave

Sólo evidencia de muy baja calidad sugería que la oxicodona aliviaba el dolor. En comparación con el placebo, menos personas dejaron de tomar oxicodona porque pensaron que no era eficaz, pero más personas experimentaron efectos secundarios.

Calidad de la evidencia

Se calificó la calidad de la evidencia tanto de los beneficios como de los daños como muy baja debido al pequeño número de estudios y participantes, los resultados informados y el posible sesgo de la forma en que se analizaron los estudios. La evidencia de calidad muy baja significa que existe una menor seguridad en los resultados.

Conclusiones de los autores: 

Sólo hubo evidencia de muy baja calidad de que la oxicodona (como la LM de la oxicodona) tiene valor en el tratamiento de la neuropatía diabética dolorosa o la neuralgia posherpética. No había evidencia de otras condiciones de dolor neuropático. Los eventos adversos característicos de los opiáceos parecen ser frecuentes.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

Esta es una actualización de una revisión anterior que consideró tanto el dolor neuropático como la fibromialgia (Número 6, 2014), que ahora se ha dividido en revisiones separadas para las dos condiciones. Esta revisión considera sólo el dolor neuropático.

Los medicamentos opiáceos, incluida la oxicodona, se utilizan comúnmente para tratar el dolor neuropático y algunos profesionales los consideran eficaces. La mayoría de las revisiones han examinado todos los opiáceos juntos. Esta revisión buscó evidencia específicamente de la oxicodona, a cualquier dosis y por cualquier vía de administración. En revisiones separadas se consideran otros opioides.

Objetivos: 

Evaluar la eficacia analgésica y los eventos adversos de la oxicodona para el dolor neuropático crónico en adultos.

Estrategia de búsqueda (: 

Se realizaron búsquedas en el Registro Cochrane Central de Ensayos Controlados (Cochrane Central Register of Controlled Trials, CENTRAL), MEDLINE y EMBASE desde su inicio hasta el 6 de noviembre de 2013 para la revisión original y desde enero de 2013 hasta el 21 de diciembre de 2015 para esta actualización. También se realizaron búsquedas en las listas de referencias de estudios y revisiones recuperados y en registros de ensayos clínicos en línea. Esta actualización difiere de la revisión anterior en que se han incluido estudios que utilizan la oxicodona en combinación con la naloxona, y la oxicodona utilizada como tratamiento complementario del tratamiento estable, pero inadecuado, con otra clase de fármacos.

Criterios de selección: 

Se incluyeron los estudios aleatorizados, doble ciego, de dos semanas de duración o más, que comparaban cualquier dosis o formulación de oxicodona con placebo u otro tratamiento activo en el dolor neuropático crónico.

Obtención y análisis de los datos: 

Dos autores de la revisión, de forma independiente, buscaron los estudios, extrajeron los datos sobre la eficacia y los eventos adversos y examinaron la calidad de los estudios y el potencial sesgo. Cuando fue posible el análisis combinado, se utilizaron datos dicotómicos para calcular los riesgos relativos y los números necesarios a tratar para un evento adicional, mediante métodos estándar.

La evidencia se evaluó mediante GRADE (Grading of Recommendations Assessment, Development and Evaluation) y se creó una tabla "Resumen de los hallazgos".

Resultados principales: 

Las búsquedas actualizadas identificaron un estudio adicional publicado y un informe de registro de un ensayo clínico. Se incluyeron cinco estudios que informaban sobre 687 participantes; 637 tenían una neuropatía diabética dolorosa y 50 tenían neuralgia posherpética. Dos estudios utilizaron un diseño cruzado y tres utilizaron un diseño de grupos paralelos; todos los estudios utilizaron un comparador de placebo, aunque un estudio utilizó un placebo activo (benzatropina). La oxicodona de liberación modificada (oxicodona LM) se tituló según el efecto y la tolerabilidad. Un estudio utilizó una combinación de dosis fija de oxicodona LM y naloxona. Dos estudios añadieron el tratamiento con oxicodona al tratamiento estable y continuo con pregabalina o gabapentina. Todos los estudios tenían una o más fuentes de posible sesgo importante.

Ningún estudio informó sobre la proporción de participantes que experimentaron un "beneficio sustancial" (al menos un 50% de alivio del dolor o que mejoraron mucho). Tres estudios (537 participantes) sobre la neuropatía diabética dolorosa informaron de resultados equivalentes a un "beneficio moderado" (al menos un 30% de alivio del dolor o que mejoraron mucho o mucho), que experimentaron el 44% de los participantes con oxicodona y el 27% con placebo (número necesario a tratar para un resultado beneficioso adicional (NNT) 5,7).

Todos los estudios informaron de las puntuaciones medias de dolor del grupo al final del tratamiento. Tres estudios informaron de una mayor reducción de la intensidad del dolor y una mejor satisfacción del paciente con la oxicodona LM sola que con el placebo. En el estudio se obtuvo un resultado similar al añadir la LM de oxicodona a la gabapentina estable y en curso, pero al añadir la LM de oxicodona más naloxona a la pregabalina estable y en curso no se observó ningún efecto adicional.

Más participantes experimentaron eventos adversos con la LM de oxicodona sola (86%) que con el placebo (63%); el número necesario a tratar para un resultado dañino adicional (NNH) fue de 4,3. Los eventos adversos graves (oxicodona 3,4%, placebo 7,0%) y los retiros por eventos adversos (oxicodona 11%, placebo 6,4%) no fueron significativamente diferentes entre los grupos. Los retiros debidos a la falta de eficacia fueron menos frecuentes con la LM de oxicodona (1,1%) que con el placebo (11%), siendo necesario tratar un número para prevenir un retiro de 10. Los estudios complementarios informaron de resultados similares.

Se redujo la calidad de la evidencia a muy baja para todos los resultados, debido a las limitaciones de los métodos de estudio, la heterogeneidad en la condición de dolor y los métodos de estudio, y la escasez de datos.

Notas de traducción: 

La traducción y edición de las revisiones Cochrane han sido realizadas bajo la responsabilidad del Centro Cochrane Iberoamericano, gracias a la suscripción efectuada por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad del Gobierno español. Si detecta algún problema con la traducción, por favor, contacte con Infoglobal Suport, cochrane@infoglobal-suport.com.

Tools
Information
Share/Save