Limpieza vaginal antes del parto por cesárea para reducir las infecciones poscesárea

Esta traducción está desactualizada. Por favor, haga clic aquí para ver la versión en inglés más reciente de esta revisión.
Limpieza vaginal antes del parto por cesárea para reducir las infecciones poscesárea

Los partos por cesárea son muy comunes actualmente, y en algunos países casi uno de cada tres recién nacidos nace por cesárea. Habitualmente se administran antibióticos antes o durante la intervención quirúrgica para reducir el riesgo de infecciones, pero aún así algunas mujeres sufren de dichas complicaciones. Entre una de cada cuatro y una de cada 10 mujeres contraen una infección del útero (endometritis) o desarrollan un problema con la incisión en la piel, respectivamente. Estas complicaciones retrasan la recuperación de la cirugía y pueden afectar la capacidad de la madre de cuidar a su recién nacido. Se necesitan otras intervenciones para reducir aún más el riesgo de infecciones del útero y los problemas de la herida después del parto por cesárea.

Esta revisión halló que la limpieza de la vagina con una solución antiséptica inmediatamente antes del parto por cesárea redujo el riesgo de la infección del útero (matriz) poscesárea. El beneficio fue mayor cuando la mujer ya había roto aguas (ruptura de membranas). Esta revisión no halló que la limpieza vaginal redujera la cantidad de mujeres que presentaban fiebre o complicaciones de la herida después del parto por cesárea. El antiséptico fue povidona yodada, y no se observaron eventos adversos de la preparación vaginal con solución como alergia o irritación en ninguno de los cuatro ensayos aleatorios, que informaron sobre 1198 mujeres.

Conclusiones de los autores: 

La preparación vaginal con solución de povidona yodada inmediatamente antes de la cesárea reduce el riesgo de endometritis posoperatoria. Este beneficio en particular se demuestra para las mujeres con ruptura de membranas que son sometidas a un parto por cesárea. Ya que es una intervención sencilla y generalmente de bajo costo, los profesionales sanitarios deben considerar la posibilidad de ejecutar la limpieza vaginal preoperatoria con povidona yodada antes de realizar los partos por cesárea.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

El parto por cesárea es uno de los procedimientos quirúrgicos más comunes realizados por los obstetras. La morbilidad infecciosa posterior al parto por cesárea puede tener un impacto tremendo en el retorno de la mujer a sus funciones normales y en su capacidad para cuidar de su recién nacido después del parto. A pesar del uso generalizado de antibióticos profilácticos, la morbilidad infecciosa posoperatoria todavía complica los partos por cesárea.

Objetivos: 

Determinar si la limpieza de la vagina con solución antiséptica antes de un parto por cesárea disminuye el riesgo de la morbilidad infecciosa materna, incluida la endometritis y las complicaciones de la herida.

Estrategia de búsqueda (: 

Se hicieron búsquedas en el Registro de Ensayos del Grupo Cochrane de Embarazo y Parto (Cochrane Pregnancy and Childbirth Group) (diciembre 2009).

Criterios de selección: 

Se incluyeron ensayos aleatorios que evaluaban el impacto de la limpieza vaginal inmediatamente antes del parto por cesárea con cualquier tipo de solución antiséptica versus una solución placebo / estándar de atención en la morbilidad infecciosa poscesárea.

Obtención y análisis de los datos: 

Se evaluaron de manera independiente la elegibilidad y la calidad de los estudios.

Resultados principales: 

Cuatro ensayos (que incluyeron a 1361 mujeres asignadas al azar y a 1198 mujeres analizadas) evaluaron los efectos de la limpieza vaginal (todas con povidona yodada) sobre la morbilidad infecciosa poscesárea. El riesgo de sesgo generalmente fue bajo, y la calidad de la mayoría de los estudios fue alta. La preparación vaginal inmediatamente antes del parto por cesárea redujo significativamente la incidencia de la endometritis poscesárea de 9,4% en los grupos de control a 5,2% en los grupos de limpieza vaginal (cociente de riesgos [CR] 0,57; intervalo de confianza [IC] del 95%: 0,38 a 0,87; cuatro ensayos; 1198 mujeres). La reducción del riesgo fue particularmente alta para las mujeres con ruptura de membranas (1,4% en el grupo de limpieza vaginal versus 15,4% en el grupo de control; CR 0,13; IC del 95%: 0,02 a 0,66; dos ensayos; 148 mujeres). Ningún otro resultado mostró diferencias estadísticamente significativas entre los grupos de limpieza vaginal y de control. No se informó ningún efecto adverso con la limpieza vaginal con povidona yodada.

Share/Save