Hipotensores para la prevención del accidente cerebrovascular y las enfermedades cardiovasculares en pacientes con un accidente cerebrovascular o ataque isquémico transitorio (AIT)

Preguntas

¿Los hipotensores previenen el accidente cerebrovascular, otras enfermedades de los vasos sanguíneos y la demencia, en los pacientes con un accidente cerebrovascular o ataque isquémico transitorio (AIT)? ¿Qué objetivo de presión arterial es el más recomendado para prevenir el accidente cerebrovascular, otras enfermedades de los vasos sanguíneos y la demencia en los pacientes con un accidente cerebrovascular o AIT?

Antecedentes

El accidente cerebrovascular, debido a una obstrucción o hemorragia de los vasos sanguíneos en el cerebro, afecta anualmente a cerca de 14 000 000 de personas en todo el mundo. Los supervivientes de un accidente cerebrovascular tienen mayor riesgo de un accidente cerebrovascular recurrente, otras enfermedades de los vasos sanguíneos y demencia. La hipertensión es un factor de riesgo importante que puede aumentar este riesgo. Se sabe que los hipotensores previenen un primer accidente cerebrovascular. Sin embargo, disminuir demasiado la presión arterial (mediante hipotensores) puede ser perjudicial en los supervivientes de un accidente cerebrovascular, especialmente en las primeras etapas después del accidente cerebrovascular. Por lo tanto, se revisaron los ensayos que estudiaron el inicio de la administración de hipotensores al menos 48 horas después de un accidente cerebrovascular o AIT.

Características de los estudios: Esta revisión está actualizada hasta agosto de 2017. Se incluyeron 11 ensayos con 38 742 participantes: ocho ensayos evaluaron el efecto de los hipotensores y tres compararon diferentes objetivos de presión arterial. Diez estudios se realizaron en hospitales y uno se realizó en el consultorio de un médico general. No todos los ensayos aportaron datos para todos los resultados.

Resultados clave: los hipotensores disminuyeron el riesgo de accidente cerebrovascular recurrente en los pacientes con un accidente cerebrovascular o AIT, mientras que no hay evidencia suficiente para afirmar que reducen el riesgo de otras enfermedades de los vasos sanguíneos ni la demencia. Tampoco hay evidencia suficiente para afirmar qué objetivo de presión arterial es mejor para los pacientes con un accidente cerebrovascular o AIT.

Calidad de la evidencia: en general, la calidad de los ensayos en esta revisión fue moderada. Sin embargo, en un análisis que solamente utilizó ensayos de alta calidad se encontraron resultados similares. Se necesitan más estudios para investigar si los hipotensores también previenen la demencia y qué objetivos de presión arterial son mejores para los pacientes con un accidente cerebrovascular o AIT.

Conclusiones de los autores: 

Los resultados apoyan el uso de hipotensores en los pacientes con accidente cerebrovascular o AIT para reducir el riesgo de accidente cerebrovascular recurrente. La evidencia actual proviene principalmente de ensayos que estudiaron un inhibidor de la ECA o un diurético. No se pueden establecer conclusiones definitivas a partir de la evidencia actual con respecto a un objetivo de presión arterial sistólica óptimo después de un accidente cerebrovascular o AIT.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

El accidente cerebrovascular es una causa importante de muerte y discapacidad en todo el mundo. Como la hipertensión es un factor de riesgo importante de accidente cerebrovascular y de recurrencia de accidente cerebrovascular, los hipotensores podrían cumplir una función importante en la prevención secundaria del accidente cerebrovascular.

Objetivos: 

Investigar si los hipotensores iniciados al menos 48 horas después del episodio índice son efectivos para la prevención del accidente cerebrovascular recurrente, de episodios vasculares graves y de demencia en los pacientes con accidente cerebrovascular o ataque isquémico transitorio (AIT). Los objetivos secundarios fueron identificar los subgrupos de pacientes en que los hipotensores son efectivos e investigar el objetivo de presión arterial sistólica óptimo después de un accidente cerebrovascular o AIT para prevenir el accidente cerebrovascular recurrente, los episodios vasculares graves y la demencia.

Estrategia de búsqueda (: 

En agosto 2017, se hicieron búsquedas en los registros de ensayos del Grupo Cochrane de Accidentes Cerebrovasculares (Cochrane Stroke Group) y del Grupo Cochrane de Hipertensión (Cochrane Hypertension Group), Registro Cochrane Central de Ensayos Controlados (Cochrane Central Register of Controlled Trials) (CENTRAL; 2017, número 8), MEDLINE Ovid (1946 hasta agosto 2017), Embase Ovid (1974 hasta agosto 2017), ClinicalTrials.gov, en el ISRCTN Registry, Stroke Trials Registry, Trials Central, y en el World Health Organization (WHO) International Clinical Trials Registry Platform Portal.

Criterios de selección: 

Ensayos controlados aleatorios (ECA) de hipotensores iniciados al menos 48 horas después de un accidente cerebrovascular o AIT.

Obtención y análisis de los datos: 

Dos autores de la revisión analizaron de forma independiente todos los títulos y resúmenes, seleccionaron los ensayos elegibles, extrajeron los datos, evaluaron el riesgo de sesgo y utilizaron GRADE para evaluar la calidad de la evidencia. Cuando fue necesario, se estableció contacto con los investigadores principales o los autores correspondientes para obtener datos adicionales.

Resultados principales: 

Se incluyeron 11 estudios con un total de 38 742 participantes: ocho estudios compararon los hipotensores versus placebo o ningún tratamiento (35 110 participantes) y tres estudios compararon diferentes objetivos de presión arterial sistólica (3632 participantes). El riesgo de sesgo varió mucho entre los estudios incluidos. El cociente de riesgos (CR) agrupado de los hipotensores para el accidente cerebrovascular recurrente fue de 0,81 (intervalo de confianza [IC] del 95%: 0,70 a 0,93; ocho ECA; 35 110 participantes; evidencia de calidad moderada), para el evento vascular grave 0,90 (IC del 95%: 0,78 a 1,04; cuatro ECA; 28 630 participantes; evidencia de alta calidad), y para la demencia 0,88 (IC del 95%: 0,73 a 1,06; dos ECA; 6671 participantes; evidencia de alta calidad). Se observó principalmente un riesgo reducido de accidente cerebrovascular recurrente en el subgrupo de pacientes que tomaron un inhibidor de la enzima convertidora de angiotensina (ECA) o un diurético (estadística I2 para las diferencias de subgrupos 72,1%; P = 0,006). El CR agrupado de reducción intensiva de la presión arterial para el accidente cerebrovascular recurrente fue de 0,80 (IC del 95%: 0,63 a 1,00) y para el evento vascular grave, 0,58 (IC del 95%: 0,23 a 1,46).

Notas de traducción: 

La traducción y edición de las revisiones Cochrane han sido realizadas bajo la responsabilidad del Centro Cochrane Iberoamericano, gracias a la suscripción efectuada por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad del Gobierno español. Si detecta algún problema con la traducción, por favor, contacte con Infoglobal Suport, cochrane@infoglobal-suport.com.

Tools
Information
Share/Save