Ejercicios para la escoliosis en adolescentes

La escoliosis idiopática del adolescente (EIA) es una deformidad espinal poco frecuente (2% al 3% de la población general) que afecta a los jóvenes de diez años de edad al final del período de crecimiento. La deformidad puede continuar hasta la edad adulta. La EIA se caracteriza por una o más curvas espinales tridimensionales. Este trastorno con frecuencia se asocia con discapacidad, deformidad estética, dolor, limitación de las actividades, cuestiones relacionadas con la calidad de vida, problemas respiratorios y la posibilidad de que la escoliosis se prolongue a lo largo de la edad adulta. Se desconoce la causa de la EIA.

El tratamiento para la EIA varía según el grado de gravedad de las curvas. De igual forma, el ejercicio es casi siempre una parte del plan de tratamiento. En los casos más leves, el ejercicio puede ser el tratamiento principal, y en los casos más graves puede servir de complemento. En el Reino Unido y los EE.UU., la fisioterapia para la escoliosis consiste principalmente en ejercicios generales de fortalecimiento y estiramiento, junto con protocolos de ejercicios conocidos por el terapeuta que proporciona el tratamiento. Los médicos de estas ubicaciones geográficas tienen la sensación de que la fisioterapia para la escoliosis no es efectiva.

Los ejercicios específicos para la escoliosis (EEE) son ejercicios individualizados dirigidos a reducir la deformidad. Los EEE se enseñan en consultorios especializados en escoliosis. Los ejercicios funcionan al cambiar el tejido blando que afecta la columna vertebral. También se considera que los EEE funcionan al alterar el control del movimiento de la columna vertebral. No hay efectos secundarios ni riesgos comprobados del uso de los EEE.

El objetivo de esta revisión fue evaluar la efectividad de los EEE para reducir la progresión de la curva y posponer o evitar el tratamiento invasivo como la cirugía en los adolescentes con EIA. Se incluyeron dos estudios con 154 pacientes. La revisión no encontró pruebas a favor ni en contra de los EEE. Los dos estudios incluidos proporcionaron pruebas de muy baja calidad de que los EEE agregados a otros tratamientos son más efectivos que la estimulación eléctrica, la tracción y el entrenamiento postural para evitar la progresión de la curva, y de que los EEE como tratamiento independiente produjeron casi los mismos resultados que la fisioterapia general.

Las limitaciones posibles de esta revisión incluyeron el escaso número de estudios que cumplieron con los criterios de inclusión y un riesgo alto de sesgo, en particular sesgo de selección. Se necesitan más ensayos controlados aleatorios en esta área, junto con una comprensión más profunda de los tipos de EEE útiles para el adolescente con EIA.

Conclusiones de los autores: 

Hay una falta de pruebas de alta calidad para recomendar el uso de EEE para la EIA. Un estudio de muy baja calidad indicó que estos ejercicios pueden ser más efectivos que la electroestimulación, la tracción y el entrenamiento postural para evitar la progresión de la escoliosis, aunque se deben realizar estudios de investigación de mejor calidad antes de poder recomendar el uso de EEE en la práctica clínica.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

La escoliosis idiopática del adolescente (EIA) es una deformidad tridimensional de la columna vertebral. Si bien la EIA puede progresar durante el crecimiento y causar una deformidad superficial, generalmente es asintomática. Sin embargo, en la edad adulta, si la curvatura final de la columna sobrepasa cierto umbral crítico, el riesgo de problemas de salud y progresión de la curva aumenta. El uso de ejercicios específicos para la escoliosis (EEE) con el objetivo de reducir la progresión de la EIA y posponer o evitar otros tratamientos más invasivos es polémico.

Objetivos: 

Evaluar la eficacia de los ejercicios específicos para la escoliosis en pacientes con EIA.

Estrategia de búsqueda (: 

Se hicieron búsquedas en las siguientes bases de datos (hasta 30 de marzo de 2011) sin restricciones de idioma: CENTRAL (The Cochrane Library 2011, número 2), MEDLINE (desde enero de 1966), EMBASE (desde enero de 1980), CINHAL (desde enero de 1982), SportDiscus (desde enero de 1975), PsycInfo (desde enero de 1887), PEDro (desde enero de 1929). Se examinaron las listas de referencias de los artículos y también se realizó una amplia búsqueda manual de la literatura gris.

Criterios de selección: 

Ensayos controlados aleatorios y estudios de cohortes prospectivos con un grupo control que compararan ejercicios con ningún tratamiento, otro tratamiento, cirugía y diferentes tipos de ejercicios.

Obtención y análisis de los datos: 

Dos revisores seleccionaron los estudios de forma independiente, evaluaron el riesgo de sesgo y extrajeron los datos.

Resultados principales: 

Se incluyeron dos estudios (154 participantes). Hay pruebas de baja calidad provenientes de un estudio controlado aleatorio de que los ejercicios como complemento de otros tratamientos conservadores aumentan la eficacia de dichos tratamientos (reducción de la curva torácica: diferencia de medias [DM] 9,00; [intervalo de confianza (IC) del 95%: 5,47 a 12,53]; reducción de la curva lumbar: DM 8,00; [IC del 95%: 5,08 a 10,92]). Hay pruebas de muy baja calidad a partir de un estudio de cohortes controlado prospectivo de que los ejercicios específicos para la escoliosis estructurados dentro de un programa de ejercicios pueden reducir la prescripción de ortesis (cociente de riesgos [CR] 0,24; [IC del 95%: 0,06 a 1,04]) en comparación con la fisioterapia habitual (muchas clases diferentes de ejercicios generales según las preferencias de los terapeutas individuales en diferentes establecimientos).

Tools
Information
Share/Save