Fármacos antiinflamatorios no esteroideos orales en comparación con otros analgésicos orales para esguinces, tirones y contusiones

Introducción y objetivos

Los tirones musculares, los esguinces y las contusiones son lesiones frecuentes y las personas con estas lesiones a menudo requieren alivio del dolor, proporcionado mediante comprimidos o cápsulas orales. Existen muchos tipos de analgésicos orales disponibles para tratar tales lesiones. Se quiso saber si existió alguna diferencia en el dolor, la hinchazón, la función o los efectos secundarios indeseables de las personas cuando los esguinces, los tirones o las contusiones se trataron con fármacos antiinflamatorios no esteroideos (AINE, por ejemplo, ibuprofeno) orales en comparación con paracetamol, opiáceos (p.ej., codeína), medicinas complementarias o alternativas o cualquier combinación de estos.

Esta es una actualización de una revisión Cochrane publicada en 2015.

¿Qué se hizo?

Se efectuaron búsquedas en las bases de datos médicas hasta enero de 2020 para obtener estudios que compararan los AINE con otros analgésicos en personas con esguinces, tirones o contusiones. Los participantes de los estudios podían tener cualquier edad. Se evaluaron los estudios incluidos para determinar la fiabilidad (certeza) de la evidencia. Se categorizó la evidencia como de alta, moderada, baja o muy baja certeza. Una certeza alta significa que se confía en la evidencia, una certeza moderada significa que existe bastante confianza, una certeza baja o muy baja significa que existe poca seguridad o muy poca seguridad acerca de la fiabilidad de la evidencia.

Resultados de la búsqueda y descripción de los estudios

Se incluyeron 20 estudios con 3305 participantes. Siete estudios incluyeron a pacientes con esguince de tobillo solamente. Tres estudios incluyeron sólo a niños. En su mayoría, los participantes de los otros estudios fueron adultos jóvenes y hubo ligeramente más hombres que mujeres. Pocos participantes tenían más de 65 años de edad. Once estudios compararon AINE con paracetamol, seis estudios compararon AINE con opiáceos y cuatro estudios compararon diferentes tipos de AINE con paracetamol combinado con un opiáceo. Los estudios informaron los desenlaces en momentos que variaron desde una hora después de tomar la medicación hasta 10 a 14 días.

Resultados principales

No hay diferencia entre los AINE y el paracetamol en el dolor después de una o dos horas, ni después de dos o tres días (evidencia de alta certeza), y podría no haber diferencia después de una semana o más (evidencia de baja certeza). Existe evidencia de certeza baja de que los AINE podrían lograr poca diferencia en la hinchazón después de una semana o más. No se sabe con seguridad si los AINE podrían lograr una diferencia en la recuperación de la función tras una semana o más (evidencia de certeza muy baja). Hay evidencia de baja certeza de que los AINE podrían aumentar ligeramente los efectos secundarios no deseados relacionados con tracto digestivo.

No hay diferencia entre los AINE y los opiáceos en el dolor a la hora (evidencia de certeza moderada) y podría no haber diferencia a los cuatro o siete días de tomar la medicación (evidencia de certeza baja). No se sabe con seguridad si los AINE podrían lograr una diferencia en la hinchazón a los 10 días (evidencia de certeza muy baja). Existe evidencia de certeza baja de que los AINE podrían aumentar la recuperación de la función en siete a 10 días. Existe evidencia de certeza moderada de que los AINE probablemente producen menos efectos secundarios no deseados, como náuseas y mareos, en comparación con los opiáceos.

La evidencia sugiere que hay poca o ninguna diferencia entre los AINE y el paracetamol combinado con opiáceos en cuanto al dolor, la hinchazón, la recuperación de la función o los efectos secundarios no deseados. Sin embargo, la evidencia fue de certeza muy baja, por lo que no hay seguridad acerca de estos resultados.

Ningún estudio informó del riesgo de nueva lesión después del tratamiento.

No se encontraron estudios que compararan AINE con medicinas complementarias o alternativas.

Conclusiones

El conjunto de evidencia hasta la fecha no ha encontrado ninguna diferencia entre los AINE y otros analgésicos para los tirones, esguinces y contusiones en jóvenes. Sin embargo, se necesita más evidencia y mejor sobre la recuperación de la función y los efectos secundarios no deseados en todos los grupos de edad, en concreto, en las personas mayores.

Conclusiones de los autores: 

En comparación con el paracetamol, los AINE no supusieron ninguna diferencia en el dolor a la hora o dos horas y a los dos a tres días, y podrían no suponer ninguna diferencia al día siete o más tarde. Los AINE podrían resultar en un ligero aumento de los eventos adversos gastrointestinales y podrían no suponer ninguna diferencia en cuanto a los eventos adversos neurológicos en comparación con el paracetamol.

En comparación con los opiáceos, es probable que los AINE no supongan ninguna diferencia en el dolor a la hora y podrían no suponer ninguna diferencia al cuarto o séptimo día. Es probable que los AINE supongan menos efectos adversos gastrointestinales y neurológicos en comparación con los opiáceos.

La evidencia de muy baja certeza para todos los desenlaces de los AINE versus los analgésicos con combinación de paracetamol y opiáceos implica que no existe seguridad con respecto a la ausencia de diferencia en el dolor o los efectos adversos.

La evidencia actual no debe extrapolarse a los adultos de más de 65 años, ya que este grupo no estuvo bien representado en los estudios

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

Las lesiones agudas de partes blandas son frecuentes y costosas. No está claro cuál es la mejor farmacoterapia para tales lesiones, aunque a menudo se recomiendan los fármacos antiinflamatorios no esteroideos (AINE). Preocupa el uso de opiáceos orales para el dolor agudo que lleva a la dependencia. Ésta es una actualización de una revisión Cochrane publicada en 2015.

Objetivos: 

Evaluar los efectos beneficiosos y perjudiciales de los AINE en comparación con otros analgésicos orales para tratar las lesiones agudas de partes blandas.

Métodos de búsqueda: 

Se hicieron búsquedas en CENTRAL, 2020 Número 1, MEDLINE (desde 1946) y Embase (desde 1980) hasta enero de 2020; se hicieron búsquedas en otras bases de datos hasta febrero de 2019.

Criterios de selección: 

Se incluyeron los ensayos controlados aleatorizados o cuasialeatorizados que incluyeron a pacientes con lesión aguda de partes blandas (esguince, tirón o contusión de una articulación, ligamento, tendón o músculo producida hasta 48 horas antes de la inclusión en el estudio) y que compararon AINE oral versus paracetamol (acetaminofeno), opiáceos, paracetamol más opiáceo o medicina complementaria y alternativa. Los desenlaces fueron dolor, tumefacción, función, efectos adversos y nueva lesión inmediata.

Obtención y análisis de los datos: 

Dos autores de la revisión evaluaron de forma independiente la elegibilidad de los estudios, extrajeron los datos y evaluaron el riesgo de sesgo. La calidad de la evidencia se evaluó mediante la metodología GRADE.

Resultados principales: 

Se incluyeron 20 estudios con 3305 participantes. Tres estudios incluyeron sólo a niños. Los otros incluyeron a adultos predominantemente jóvenes, de los que aproximadamente el 60% fueron hombres. Siete estudios reclutaron a pacientes con esguinces de tobillo solamente. La mayoría de los estudios tuvieron un riesgo de sesgo bajo o incierto; sin embargo, dos tuvieron alto riesgo de sesgo de selección, tres tuvieron alto riesgo de sesgo por falta de enmascaramiento y cuatro tuvieron alto riesgo de sesgo de informe selectivo de desenlaces. Cierta evidencia relacionada con el alivio del dolor fue de certeza alta. Otra evidencia fue de certeza moderada, baja o muy baja, lo cual refleja las limitaciones de los estudios, el carácter indirecto, la imprecisión o una combinación de estas. Por lo tanto, existe seguridad o cierta seguridad acerca de algunas estimaciones y existe poca no ninguna seguridad acerca de otras.

Once estudios con 1853 participantes compararon AINE con paracetamol. No hubo diferencias entre los dos grupos en cuanto al dolor a la hora o dos horas (1178 participantes, seis estudios; evidencia de certeza alta), a los días uno a tres (1232 participantes, seis estudios; evidencia de certeza alta) y al séptimo día o después (467 participantes, cuatro estudios; evidencia de certeza baja). Hubo poca diferencia entre los grupos en cuanto al número de participantes con tumefacción mínima al séptimo día o después (77 participantes, un estudio; evidencia de certeza baja). La evidencia de certeza muy baja de tres estudios (386 participantes) implica que existe poca seguridad acerca del hallazgo de que hay poca diferencia entre los dos grupos en cuanto a la recuperación de la función al día siete o más tarde. Hubo evidencia de certeza baja de 10 estudios (1504 participantes) de que los AINE podrían aumentar ligeramente el riesgo de eventos adversos gastrointestinales en comparación con el paracetamol. Hubo evidencia de certeza baja de nueve estudios (1679 participantes) de una pequeña diferencia en los eventos adversos neurológicos entre los grupos de AINE y paracetamol.

Seis estudios con 1212 participantes compararon AINE con opiáceos. Hubo evidencia de certeza moderada de que no existe diferencia entre los grupos en cuanto al dolor a la hora (1058 participantes, cuatro estudios) y evidencia de certeza baja de que no existe diferencia en cuanto al dolor a los cuatro o siete días (706 participantes, un estudio). Hubo evidencia de certeza muy baja de que no existe ninguna diferencia importante entre los dos grupos en cuanto a la tumefacción (84 participantes, un estudio). Los participantes en el grupo de los AINE tuvieron más probabilidades de recuperar la función en siete a 10 días (542 participantes, dos estudios; evidencia de certeza baja). Hubo evidencia de certeza moderada (1143 participantes, cinco estudios) de que los AINE tuvieron menos probabilidades de provocar eventos adversos gastrointestinales o neurológicos en comparación con los opiáceos.

Cuatro estudios con 240 participantes compararon AINE con la combinación de paracetamol y un opiáceo. La aplicabilidad de los resultados de estos estudios es dudosa, porque los agentes analgésicos de combinación con dextropropoxifeno ya no son de uso generalizado. La evidencia de certeza muy baja significa que no existe seguridad acerca de los hallazgos de ausencia de diferencia entre las dos intervenciones en cuanto al número de personas con poco o ningún dolor el primer día (51 participantes, un estudio), el tercer día (149 participantes, dos estudios) o el séptimo día (138 participantes, dos estudios); la tumefacción (230 participantes, tres estudios); la recuperación de la función en el séptimo día (89 participantes, un estudio); y el riesgo de eventos adversos gastrointestinales o neurológicos (141 participantes, tres estudios).

Ningún estudio informó sobre la tasa de nuevas lesiones.

Ningún estudio comparó AINE con medicinas orales complementarias y alternativas.

Notas de traducción: 

La traducción de las revisiones Cochrane ha sido realizada bajo la responsabilidad del Centro Cochrane Iberoamericano, gracias a la suscripción efectuada por el Ministerio de Sanidad del Gobierno de España. Si detecta algún problema con la traducción, por favor, contacte con comunica@cochrane.es.

Tools
Information
Share/Save