Medicina ayurvédica para la esquizofrenia

La medicina ayurvédica, desarrollada en la India hace más de 3000 años, es uno de los sistemas médicos más antiguos que conoce el hombre. Es una ciencia completa y holística de una vida equilibrada y saludable, que ve a cada persona como un individuo, con una constitución psicofísica única y un conjunto de circunstancias de vida. En algunos aspectos, la medicina ayurvédica y la Medicina China Tradicional son muy similares, ya que se basan en conceptos universales naturales y bipolares de que la materia y la energía son una. La medicina ayurvédica se ha utilizado en el tratamiento de los problemas de salud mental en la India desde su advenimiento en los años 1000 aC. En la actualidad, se utiliza sola o conjuntamente con medicación antipsicótica.

En la presente revisión, se evaluaron de forma sistemática los efectos de la medicación ayurvédica en el tratamiento de la esquizofrenia. Fue posible incluir tres ensayos controlados aleatorios. Los estudios tenían escaso número de participantes y su duración era breve. Cuando se trabaja con una enfermedad crónica como la esquizofrenia, dichas características representan un problema. Sin embargo, los estudios indicaron que podría justificarse la realización de estudios adicionales, a pesar de que los efectos de los enfoques ayurvédicos no son evidentes y positivos a corto plazo y es posible que existan efectos adversos.

Conclusiones de los autores: 

La medicación ayurvédica podría tener algunos efectos para el tratamiento de la esquizofrenia, pero sólo se ha evaluado en unos pocos ensayos pioneros con escaso número de participantes.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

La medicina ayurvédica se ha utilizado para tratar problemas de salud mental desde los años 1000 aC.

Objetivos: 

Evaluar los efectos de la medicina o los tratamientos ayurvédicos para la esquizofrenia.

Estrategia de búsqueda (: 

Se realizaron búsquedas en el Registro de Ensayos del Grupo Cochrane de Esquizofrenia (Cochrane Schizophrenia Group Trials Register) (marzo de 2007) y AMED (marzo de 2007), se examinaron las referencias de todos los estudios identificados y se estableció contacto el autor principal de cada estudio incluido.

Criterios de selección: 

Se incluyeron todos los ensayos clínicos aleatorios que comparaban la medicina o los tratamientos ayurvédicos con placebo y antipsicóticos habituales o atípicos para la esquizofrenia y las psicosis similares a la esquizofrenia.

Obtención y análisis de los datos: 

Se extrajeron de forma independiente los datos y se calcularon los efectos aleatorios, el riesgo relativo (RR), los intervalos de confianza (IC) del 95% y, cuando resultó apropiado, los números necesarios a tratar/para dañar (NNT/D) por intención de tratar (intention to treat). Para los datos continuos, se calcularon las diferencias de medias ponderadas (DMP).

Resultados principales: 

De los tres pequeños (total n = 250) y breves estudios incluidos, no fue posible extraer datos sobre muchos resultados clínicamente importantes como el estado global, el uso de los servicios y la satisfacción con el tratamiento. Cuando las hierbas ayurvédicas se compararon con placebo, aproximadamente el 20% de las personas abandonaron precozmente los estudios (n = 120; 2 ECA; RR 0,77; IC 0,37 a 1,62). Las calificaciones del estado mental fueron en general equívocas, con la excepción del grupo de brahmyadiyoga que empleó la evaluación ayurvédica (n = 68; 1 ECA; RR no mejoría 0,56; IC: 0,36 a 0,88; NNT 4; IC: 3 a 12). Al parecer, el comportamiento se mantuvo invariable (n = 43; 1 ECA; DMP Fergus Falls Behaviour Rating 1,14; IC: -1,63 a 3,91). Las náuseas y los vómitos fueron frecuentes en el grupo de brahmyadiyoga (n = 43; RR 13,13; IC: 0,80 a 216,30). Cuando las hierbas ayurvédicas se compararon con fármacos antipsicóticos (clorpromazina), una vez más, igual número de participantes abandonaron temprano el estudio (n = 120; 2 ECA; RR para brahmyadiyoga 0,91; IC: 0,42 a 1,97), pero las personas asignadas a las hierbas presentaron un riesgo mayor de no obtener mejorías en el estado mental, en comparación con las que fueron asignadas a la clorpromazina (n = 45; RR 1,82; IC: 1,11 a 2,98). Nuevamente, se registraron náuseas y vómitos con el uso de brahmyadiyoga (n = 45; 1 ECA; RR 20,45; IC: 1,09 a 383,97; NND 2; IC: 2 a 38). Por último, al comparar el tratamiento ayurvédico, en este caso una combinación compleja de muchas hierbas, con clorpromazina en personas con enfermedad aguda de esquizofrenia, el resultado fue similar (deserción de ?10%; n = 36; RR 0,67; IC: 0,13 a 3,53), pero los datos asimétricos parecen favorecer el grupo de clorpromazina.

Notas de traducción: 

La traducción y edición de las revisiones Cochrane han sido realizadas bajo la responsabilidad del Centro Cochrane Iberoamericano, gracias a la suscripción efectuada por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad del Gobierno español. Si detecta algún problema con la traducción, por favor, contacte con Infoglobal Suport, cochrane@infoglobal-suport.com.

Tools
Information
Share/Save