Corticosteroides tópicos para el tratamiento de la fimosis en niños

La fimosis es un trastorno en el que el prepucio no puede retraerse completamente por encima del pene. La fimosis es normal al nacer y a menudo se corrige de forma espontánea sin la necesidad de tratamiento durante los tres a cuatro primeros años de vida; sólo un 10% de los niños de tres años de edad presenta fimosis. Dicho trastorno se conoce como fimosis congénita. La fimosis también puede ser causada por la formación de cicatrices en la piel que protege la cabeza del pene lo cual se observa cuando no puede retraerse el prepucio. Se calcula que la fimosis causada por la formación de cicatrices ocurre en un 0,6% a un 1,5% de los niños menores de 18 años de edad, aunque este tipo de fimosis rara vez ocurre entre los niños menores de cinco años de edad. A veces puede ser difícil distinguir entre los tipos de fimosis.

El tratamiento para los niños con fimosis se ha vuelto polémico. Las cirugías para eliminar o ensanchar el prepucio (circuncisión y prepucioplastia) se han utilizado ampliamente en el pasado para el tratamiento de la fimosis. Más recientemente, las cremas y las pomadas que contienen corticosteroides (fármacos que reducen la inflamación, limitan o interrumpen la actividad del sistema inmunológico) que se aplican durante cuatro a ocho semanas han mostrado resultados prometedores. El objetivo del tratamiento con corticosteroides tópicos es reducir la tensión de la piel alrededor del extremo del pene. El mismo ofrece una forma de tratamiento mucho menos invasiva y puede limitar la necesidad de cirugía en algunos niños.

Se evaluaron los efectos de los corticosteroides tópicos para el tratamiento de la fimosis en niños de hasta 18 años de edad en comparación con el tratamiento no activo (placebo) o ningún tratamiento. Se analizaron 12 estudios que incluían a 1395 niños de entre 18 días y 17 años de de edad, y aunque se encontró que los corticosteroides tópicos pueden aumentar la probabilidad de resolución total o parcial de la fimosis sin efectos adversos significativos, muchos estudios no informaron los eventos adversos.

Los corticosteroides tópicos pueden ser una alternativa segura para tratar la fimosis en los niños antes de administrar el tratamiento quirúrgico.

Conclusiones de los autores: 

Los corticosteroides tópicos ofrecen una opción efectiva para el tratamiento de la fimosis en los niños. Aunque el informe subóptimo entre los estudios incluidos dio lugar a que el tamaño del efecto fuese incierto, los corticosteroides parecen ser una opción de tratamiento de primera línea segura y menos invasiva antes de realizar una cirugía para corregir la fimosis en los niños.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

Hasta hace poco, la fimosis ha sido tratada de forma quirúrgica mediante la circuncisión o prepucioplastia; sin embargo, los informes recientes del tratamiento no invasivo con corticosteroides tópicos aplicados durante cuatro a ocho semanas han sido favorables. La eficacia y la seguridad de los corticosteroides tópicos para el tratamiento de la fimosis en los niños no han sido examinadas anteriormente de forma sistemática.

Objetivos: 

Se intentó 1) comparar la efectividad del uso de una pomada de corticosteroides tópica aplicada a la porción estenótica distal del prepucio en la resolución de la fimosis en los niños en comparación con el uso de placebo o ningún tratamiento, y 2) determinar la tasa de resolución parcial (mejoría) de la fimosis, la tasa de nueva estenosis después de la resolución inicial o la mejoría de la fimosis, y la tasa de eventos adversos causados por el tratamiento con corticosteroides tópicos en los niños con fimosis.

Estrategia de búsqueda (: 

Se realizaron búsquedas en el registro especializado del Grupo Cochrane de Riñón (Cochrane Renal Group) mediante contacto con el coordinador de búsquedas de ensayos, utilizando los términos de búsqueda relevantes para esta revisión. Fecha de la última búsqueda: 16 junio 2014.

Criterios de selección: 

Se incluyeron todos los ensayos controlados aleatorios (ECA) que compararon el uso de cualquier pomada de corticosteroides tópica con una pomada de placebo o ningún tratamiento para los niños con fimosis.

Obtención y análisis de los datos: 

Dos autores evaluaron de forma independiente los títulos, los resúmenes y el texto completo de los estudios elegibles, extrajeron los datos relativos a los resultados primarios y secundarios de la revisión, y evaluaron el riesgo de sesgo de los estudios. Se realizaron análisis estadísticos con un modelo de efectos aleatorios, y los resultados se expresaron como riesgos relativos (RR) para los resultados dicotómicos con intervalos de confianza (IC) del 95%. Se estableció contacto con los autores de los artículos primarios pidiendo información sobre el diseño del estudio y los datos de resultado específicos.

Resultados principales: 

Se incluyeron 12 estudios con 1395 niños en esta revisión. Se encontró que tanto los tipos de corticosteroides investigados como la duración del tratamiento variaron entre los estudios.

En comparación con placebo, los corticosteroides aumentaron significativamente la resolución clínica completa o parcial de la fimosis (12 estudios, 1395 participantes: CR 2,45; IC del 95%: 1,84 a 3,26). El análisis de los estudios que compararon diferentes tipos de corticosteroides halló que estos tratamientos también aumentaron significativamente la resolución clínica completa de la fimosis (8 estudios, 858 participantes: CR 3,42; IC del 95%: 2,08 a 5,62). Aunque nueve estudios (978 participantes) informaron que la evaluación de los efectos adversos se había planificado en el diseño del estudio, no se informaron estos resultados.

En términos generales, se encontró que el informe inadecuado dio lugar a que la evaluación del riesgo de sesgo fuese desafiante en muchos de los estudios incluidos. El sesgo de selección, de realización y de detección fue incierto en la mayoría de los estudios incluidos: dos estudios realizaron una generación de la secuencia adecuada, ninguno informó la ocultación de la asignación; dos estudios tuvieron un cegamiento adecuado de los participantes y el personal y uno tenía un alto riesgo de sesgo; un estudio realizó el cegamiento de los evaluadores de resultado. El sesgo de deserción fue bajo en 8/12 estudios y el sesgo de informe fue incierto en 11 estudios y alto en un estudio.

Notas de traducción: 

La traducción y edición de las revisiones Cochrane han sido realizadas bajo la responsabilidad del Centro Cochrane Iberoamericano, gracias a la suscripción efectuada por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad del Gobierno español. Si detecta algún problema con la traducción, por favor, contacte con Infoglobal Suport, cochrane@infoglobal-suport.com.

Tools
Information
Share/Save