Inmunoglobulina prenatal para la aloinmunización de eritrocitos fetales

Esta traducción está desactualizada. Por favor, haga clic aquí para ver la versión en inglés más reciente de esta revisión.

Las embarazadas pueden desarrollar anticuerpos en respuesta a los antígenos en los eritrocitos fetales. Los anticuerpos resultantes pueden atravesar la placenta, llegar al feto y destruir los eritrocitos, lo que produce anemia fetal. Lo anterior es menos frecuente con la administración habitual de inmunoglobulina anti-D en las embarazadas con un grupo sanguíneo Rhesus D negativo y ningún anticuerpo anti-D preexistente, pero todavía es causa de muerte fetal. Actualmente, el tratamiento estándar incluye la monitorización de los niveles de anticuerpos conjuntamente con la evaluación mediante ecografía del bienestar fetal, y la administración de transfusión intrauterina cuando se diagnostica la anemia fetal. Lamentablemente, la transfusión intrauterina presenta riesgos significativos debido a la invasividad inherente y los riesgos relacionados con el procedimiento, incluido un riesgo de muerte perinatal.

La inmunoglobulina intravenosa se propuso como una forma alternativa de tratamiento, con la ventaja de ser menos invasiva. No existe ningún ensayo aleatorio de la inmunoglobulina intravenosa prenatal administrada a las pacientes con aloinmunización grave de eritrocitos fetales para indicar si ofrece algún beneficio sobre otras modalidades de tratamiento o ningún tratamiento, pero hay series de casos que indican que puede retrasar la aparición de anemia fetal (que requiere transfusión intrauterina invasiva).

Conclusiones de los autores: 

No se dispone de ninguna información a partir de los ensayos aleatorios para indicar si el uso prenatal de inmunoglobulina intravenosa es efectivo en el tratamiento de la aloinmunización de eritrocitos fetales. Varias series de casos indican un efecto beneficioso al retrasar la aparición de la anemia fetal, la cual requiere transfusión intrauterina invasiva.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

La aloinmunización de eritrocitos durante el embarazo puede causar anemia fetal con consecuencias potencialmente mortales. El tratamiento tradicional incluye la transfusión intrauterina, que se asocia con riesgos significativos relacionados con el procedimiento. Se ha probado la administración por vía intravenosa de inmunoglobulina a la madre como tratamiento alternativo.

Objetivos: 

El objetivo de esta revisión fue evaluar la eficacia y la seguridad de la administración intravenosa de inmunoglobulina prenatal a las pacientes con aloinmunización grave de eritrocitos fetales.

Estrategia de búsqueda (: 

Se hicieron búsquedas en el registro de ensayos del Grupo Cochrane de Embarazo y Parto (Cochrane Pregnancy and Childbirth Group) (19 de diciembre 2012) y en las listas de referencias de los artículos.

Criterios de selección: 

Ensayos aleatorios que evaluaron el uso prenatal de inmunoglobulina intravenosa administrada a cualquier dosis, frecuencia o duración con un grupo de control (con otro tratamiento o ningún tratamiento) en el tratamiento de la aloinmunización de eritrocitos fetales.

Obtención y análisis de los datos: 

Dos revisores de forma independiente evaluaron la evidencia disponible.

Resultados principales: 

No hay estudios incluidos.

Share/Save