Detección de mujeres víctimas de violencia por parte de la pareja en ámbitos sanitarios

Esta traducción está desactualizada. Por favor, haga clic aquí para ver la versión en inglés más reciente de esta revisión.

Las mujeres que han experimentado violencia física, psicológica o sexual de una pareja (por ejemplo, esposo, novio, ex esposo o ex novio) pueden presentar mala salud física y mental, resultados deficientes del embarazo y muerte prematura. Los hijos y la familia también pueden sufrir. Los efectos de la violencia a menudo dan lugar a que las mujeres asistan a contextos de atención sanitaria. Algunas personas alegan que los profesionales sanitarios deben preguntar de forma sistemática a todas las mujeres que asisten a un contexto de atención sanitaria si han experimentado violencia por parte de la pareja o ex pareja. Argumentan que este enfoque (conocido como cribado universal) quizás aliente a las mujeres, que de otro modo no lo harían, a revelar el abuso o a reconocer lo que han experimentado como "abuso". A la vez, le permitiría al profesional sanitario prestar apoyo inmediato o remitirlas a la ayuda especializada o ambos. Algunos gobiernos y organizaciones de salud recomiendan el cribado universal para la violencia por parte de la pareja (VPP). Otros alegan que tal cribado se debe proyectar a grupos de alto riesgo como embarazadas que asisten a consultorios prenatales (el cribado dirigido se conoce como "cribado selectivo").

Esta revisión se realizó para resolver dos cuestiones. Primero, si había pruebas de que el cribado para la detección de la VPP aumenta el número de mujeres identificadas y el número derivado a los servicios especializados. Segundo, si el cribado da lugar a efectos beneficiosos para la salud de las mujeres o les causa algún daño.

Se encontraron 11 estudios que evaluaron la efectividad del cribado para la detección de la VPP donde los profesionales sanitarios detectaron a las mujeres de forma individual o recibieron la información a partir de cuestionarios de cribado, en comparación con la atención habitual. Ningún estudio comparó los efectos beneficiosos del cribado universal versus selectivo. Todos los estudios se realizaron en países de altos ingresos. Los estudios analizaron el cribado en ámbitos hospitalarios y comunitarios. El cribado incluyó cuestionarios (en papel y computarizados) respondidos por las mismas mujeres o cribado individual. Ningún estudio consideró las diferencias en cuántas mujeres experimentaron abuso o si fueron capaces o estaban preparadas para tomar medidas (algo que quizás afecte la probabilidad de denunciar el abuso). Además, ninguno analizó la sostenibilidad del cribado por los profesionales sanitarios.

El cribado duplicó la probabilidad de que se identificaran las mujeres víctimas de abuso, pero no aumentó los números derivados para la ayuda especializada. Los números identificados y derivados para apoyo fueron escasos. El cribado no redujo el nivel de violencia experimentado por las mujeres ni mejoró la salud ni el bienestar de las mujeres en cualquier punto temporal de tres a 18 meses después del cribado. Un estudio no mostró pruebas de daños. Los diez estudios restantes no abordaron el tema de las consecuencias perjudiciales. No se sabe si el cribado aumenta la captación en servicios especializados. Ninguno de los estudios midió cuánto cuesta hacer el cribado.

Se concluye que no hay pruebas suficientes para justificar el cribado universal para detectar la violencia por parte de la pareja en ámbitos de atención sanitaria.

Conclusiones de los autores: 

Es probable que el cribado aumente las tasas de identificación, pero las tasas de derivaciones a organizaciones de apoyo son bajas y hasta ahora se conoce poco acerca de las proporciones de las mediciones falsas (negativas o positivas). El cribado no parece causar daño, pero sólo un estudio examinó este resultado. Como hay una falta de pruebas de un efecto beneficioso a largo plazo para las mujeres, no hay pruebas suficientes para justificar el cribado universal en ámbitos sanitarios. Los estudios que comparen el cribado para la detección versus la búsqueda activa de casos (con o sin promoción o intervenciones terapéuticas) para el bienestar a largo plazo de las mujeres, informarían mejor las políticas futuras en los ámbitos sanitarios.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

La violencia por parte de la pareja (VPP) provoca daños a los individuos, los hijos, las comunidades y a la estructura socioecononómica de una sociedad. Algunos gobiernos y organizaciones profesionales recomiendan que en todas las mujeres se realice cribado para detectar la violencia por parte de la pareja en lugar de preguntar solamente a las mujeres con síntomas (búsqueda activa de casos); sin embargo, ¿cuáles son las pruebas de que las intervenciones de cribado aumentarán la identificación y las derivaciones a organizaciones de apoyo o mejorarán el bienestar posterior de las mujeres y no causarán daños?

Objetivos: 

Evaluar la efectividad del cribado para la detección de la violencia por parte de la pareja realizado en ámbitos sanitarios para la identificación, la derivación a organizaciones de apoyo y los resultados de salud de las mujeres.

Estrategia de búsqueda (: 

Se realizaron búsquedas en las siguientes bases de datos hasta julio de 2012: CENTRAL (2012, número 6), MEDLINE (1948 hasta septiembre, junio semana 3 de 2012), EMBASE (1980 hasta semana 28 de 2012), MEDLINE In–Process (3 de julio de 2012), DARE (2012, número 2), CINAHL (1937 hasta el presente), PsycINFO (1806 hasta junio, semana 4 de 2012), Sociological Abstracts (1952 hasta el presente) y en ASSIA (1987 hasta octubre de 2010). Además, se realizaron búsquedas en los registros de ensayos siguientes: metaRegister of Controlled Trials (mRCT) (hasta julio de 2012), y la International Clinical Trials Registry Platform (ICTRP), ClinicalTrials.gov, Australian New Zealand Clinical Trials Registry y la International Standard Randomised Controlled Trial Number Register hasta agosto de 2010. También se realizaron búsquedas en las listas de referencias de artículos y sitios web de organizaciones importantes.

Criterios de selección: 

Ensayos aleatorios o cuasialeatorios que evaluaran la efectividad del cribado para la detección de la VPP donde los profesionales sanitarios detectaron a las mujeres de forma individual o recibieron la información a partir de cuestionarios de cribado, en comparación con la atención habitual (que incluyó el cribado para otros fines).

Obtención y análisis de los datos: 

Dos revisores, de forma independiente, evaluaron el riesgo de sesgo en los ensayos y extrajeron los datos. Para los resultados binarios se calculó una estimación estandarizada del cociente de riesgos (CR) y para los datos continuos una diferencia de medias (DM) o una diferencia de medias estandarizada (DME). Todos se presentan con un intervalo de confianza (IC) del 95%.

Resultados principales: 

Se incluyeron 11 ensayos en los que participaron 13 027 mujeres. Seis de diez estudios tuvieron un riesgo de sesgo alto.

Cuando los datos de seis estudios comparables se combinaron (n = 3564), el cribado aumentó la identificación de víctimas / supervivientes (CR 2,33; IC del 95%: 1,40 a 3,89), en particular en ámbitos prenatales (CR 4,26; IC del 95%: 1,76 a 10,31).

Sólo tres estudios midieron las derivaciones a organizaciones de apoyo (n = 1400). No hay pruebas de que el cribado para la detección aumente dichas derivaciones porque, aunque los números de derivaciones aumentaron en el grupo de cribado, los números reales fueron muy pequeños y cruzaron la línea de ningún efecto (CR 2,67; IC del 95%: 0,99 a 7,20).

Solo dos estudios midieron las experiencias de las mujeres en cuanto a la violencia después del cribado (uno tres meses más tarde, el otro a los seis, 12 y 18 meses después del cribado) y no encontraron una reducción significativa del abuso.

Sólo un estudio midió los efectos adversos y los datos de este estudio indicaron que es posible que el cribado no cause daños. Este mismo estudio mostró una tendencia hacia un efecto beneficioso sobre la salud mental, pero los resultados no alcanzaron la significación estadística.

No hubo pruebas suficientes sobre las cuales evaluar si el cribado aumenta la captación en los servicios especializados y no se incluyeron estudios de evaluación económica.

Notas de traducción: 

La traducción y edición de las revisiones Cochrane han sido realizadas bajo la responsabilidad del Centro Cochrane Iberoamericano, gracias a la suscripción efectuada por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad del Gobierno español. Si detecta algún problema con la traducción, por favor, contacte con Infoglobal Suport, cochrane@infoglobal-suport.com.

Share/Save