Estatinas para el síndrome coronario agudo

El tratamiento a largo plazo con estatinas (por al menos un año) ha mostrado que reduce el riesgo de ataque cardíaco, accidente cerebrovascular y mortalidad por todas las causas en los pacientes con y sin cardiopatía coronaria establecida. El período inmediato después del síndrome coronario agudo es un estadio crítico de la cardiopatía coronaria con un alto riesgo de eventos recurrentes y muerte. El objetivo fue determinar si la administración precoz de estatinas mejora los resultados relevantes para el paciente en los primeros cuatro meses después de un síndrome coronario agudo. Esta revisión es una actualización de una revisión publicada previamente en 2011 que incluyó 18 estudios, con 14 303 pacientes. En la actualización de esta revisión no se identificaron estudios nuevos para inclusión. No se encontró una reducción significativa en el riesgo de mortalidad por todas las causas, ataque cardíaco o accidente cerebrovascular en los primeros cuatro meses. Hay preocupaciones con respecto al riesgo de sesgo y la imprecisión de los resultados. El riesgo de angina inestable se redujo en alrededor del 25% a los cuatro meses después del síndrome coronario agudo. Los efectos secundarios graves del tratamiento precoz con estatinas fueron poco frecuentes (0,1%) y se observó toxicidad muscular grave principalmente con la simvastatina 80 mg.

Conclusiones de los autores: 

Sobre la base de evidencia de calidad moderada, debido a las preocupaciones sobre el riesgo de sesgo e imprecisión, el comienzo del tratamiento con estatinas en el transcurso de los 14 días siguientes al SCA no reduce la muerte, el infarto de miocardio o el accidente cerebrovascular a los cuatro meses, pero reduce la aparición de angina inestable a los cuatro meses siguientes al SCA. Los efectos secundarios graves fueron poco frecuentes.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

El período inmediato después del inicio del síndrome coronario agudo (SCA) representa un estadio crítico de la cardiopatía coronaria con un alto riesgo de eventos recurrentes y muertes. En los pacientes que presentan SCA no están claros los efectos a corto plazo del tratamiento precoz con estatinas sobre resultados relevantes para el paciente. Ésta es una actualización de una revisión publicada previamente en 2011.

Objetivos: 

Evaluar los efectos beneficiosos y perjudiciales de la administración precoz de estatinas en pacientes con SCA en cuanto a la mortalidad y los eventos cardiovasculares.

Métodos de búsqueda: 

Se actualizaron las búsquedas de CENTRAL (2013, número 3), MEDLINE (Ovid) (1946 a la primera semana de abril de 2013), EMBASE (Ovid) (1947 a la 14ª semana de 2013) y CINAHL (EBSCO) (1938 a 2013) el 12 de abril de 2013. No se aplicaron restricciones de idioma. La búsqueda se complementó al establecer contacto con especialistas en el campo, examinar las listas de referencias de las revisiones y los artículos editoriales sobre el tema y al buscar en los registros de ensayos.

Criterios de selección: 

Ensayos controlados aleatorizados (ECA) que compararon las estatinas con placebo o atención habitual, que comenzaron el tratamiento con estatinas en el transcurso de los 14 días siguientes a la aparición del SCA, con un seguimiento de al menos 30 días, y con el informe de al menos un resultado clínico.

Obtención y análisis de los datos: 

Dos autores de la revisión, de forma independiente, evaluaron el riesgo de sesgo y extrajeron los datos. Se calcularon los riesgos relativos (RR) de todos los resultados de los grupos de tratamiento y control y los datos se agruparon mediante modelos de efectos aleatorios.

Resultados principales: 

Dieciocho estudios (14 303 pacientes) compararon el tratamiento precoz con estatina versus placebo o atención habitual en pacientes con SCA. La nueva búsqueda no identificó estudios nuevos para inclusión. Hubo algunas preocupaciones sobre el riesgo de sesgo y la imprecisión de las estimaciones resumidas. Sobre la base de evidencia de calidad moderada, el tratamiento temprano con estatinas no disminuyó el resultado primario combinado de muerte, infarto de miocardio no mortal y accidente cerebrovascular al mes (riesgo relativo [RR] 0,93; intervalo de confianza [IC] del 95%: 0,80 a 1,08) o a los cuatro meses (RR 0,93; IC del 95%: 0,81 a 1,06) de seguimiento en comparación con placebo o ningún tratamiento. Las estatinas no dieron lugar a reducciones estadísticamente significativas en el riesgo de muerte total, IM total, accidente cerebrovascular total, muerte cardiovascular, procedimientos de revascularización e insuficiencia cardíaca aguda al mes ni a los cuatro meses, aunque hubo tendencias favorables relacionadas con el uso de las estatinas en cada una de estas variables de evaluación. Evidencia de calidad moderada indica que la incidencia de angina inestable se redujo significativamente a los cuatro meses después del SCA (RR 0,76; IC del 95%: 0,59 a 0,96). Hubo nueve pacientes con miopatía (niveles elevados de creatinquinasa > 10 veces el límite superior de lo normal) en los pacientes tratados con estatina (0,13%) versus uno (0,015%) en los grupos control. La toxicidad muscular grave estuvo limitada principalmente a los pacientes tratados con simvastatina 80 mg.

Notas de traducción: 

La traducción y edición de las revisiones Cochrane han sido realizadas bajo la responsabilidad del Centro Cochrane Iberoamericano, gracias a la suscripción efectuada por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad del Gobierno español. Si detecta algún problema con la traducción, por favor, contacte con Infoglobal Suport, cochrane@infoglobal-suport.com.

Tools
Information
Share/Save