Suplementos de dehidroepiandrosterona (DHEA) para la función cognitiva en ancianos con buen estado de salud

No existen pruebas de una mejoría en la memoria u otros aspectos de la función cognitiva de personas mayores no dementes después de recibir suplementos con DHEA.

La dehidroepiandrosterona (DHEA) de la hormona suprarrenal junto a su éster sulfato (DHEAS) constituyen las hormonas esteroides más abundantes en ambos sexos. Los niveles sanguíneos son altos en los adultos jóvenes y disminuyen con el envejecimiento. Existen algunas pruebas epidemiológicas de que los niveles séricos elevados de DHEAS pueden proteger a los hombres contra la cardiopatía y estar asociados al aumento de su longevidad. En los EE.UU. existe un creciente entusiasmo público sobre el suplemento de DHEA como medio para retrasar el envejecimiento y el deterioro cognitivo asociado a la edad, pero hay pocas pruebas de ensayos controlados. En un ensayo, la DHEA se asoció a un efecto nocivo sobre la memoria visual después de recibir un factor estresante psicosocial, pero no existen pruebas sistemáticas de los efectos adversos de la DHEA.

Conclusiones de los autores: 

Las pocas pruebas que existen de los ensayos controlados no apoyan un efecto beneficioso del suplemento de DHEA sobre la función cognitiva de personas de mediana edad y ancianos no dementes. No existen pruebas coherentes a partir de los ensayos controlados de que la DHEA produzca efectos adversos.

En vista del creciente entusiasmo público para la suplementación con DHEA, en particular en los EE.UU., y la posibilidad teórica de los efectos neuroprotectores a largo plazo de DHEA/S, se necesitan realizar más ensayos de alta calidad en los que la duración del tratamiento con DHEA sea mayor a un año y el número de participantes sea lo suficientemente grande para proporcionar un poder estadístico adecuado.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

En vista de la posibilidad teórica de contar con efectos beneficiosos de la DHEA o DHEAS en el retraso del deterioro asociado a la edad en la función cognitiva, se han revisado los estudios en esta área.

Objetivos: 

Establecer si la administración de DHEA, o su sulfato, DHEAS, mejora la función cognitiva o reduce la tasa de disminución de la función cognitiva en adultos mayores normales.

Estrategia de búsqueda (: 

Se identificaron ensayos a partir de una última búsqueda actualizada del Registro Especializado de Ensayos Controlados del Grupo Cochrane de Demencia y Trastornos Cognitivos (Cochrane Dementia and Cognitive Improvement Group) el 10 de octubre de 2005 mediante los términos dhea*, prasterone, dehydroepiandrosterone*. Además, se realizaron búsquedas en MEDLINE, EMBASE, PsycINFO y CINAHL para hallar ensayos con voluntarios que no hubiesen presentado o que presentaron quejas de memoria secundarias.

Se realizaron búsquedas en las revistas pertinentes, comunicaciones personales y resúmenes de congresos para hallar ensayos controlados aleatorios que investigaran los efectos de DHEA/S en la cognición de adultos mayores.

Criterios de selección: 

Para su inclusión en la revisión de consideraron todos los ensayos aleatorios controlados con placebo que reclutaban personas de más de 50 años de edad sin demencia y a quienes se les administró DHEA/S en cualquier dosis durante más de un día.

Obtención y análisis de los datos: 

Dos revisores (JGE y RM) extrajeron de forma independiente los datos para las medidas de resultado específicas y los controlaron de forma cruzada. Se discutió y resolvió cualquier discrepancia. No se realizaron agrupaciones de datos debido a la falta de disponibilidad de estadísticas pertinentes.

Resultados principales

Solamente tres estudios proporcionaron resultados de datos adecuados de grupos paralelos. Barnhart 1999 reclutó mujeres perimenopáusicas con quejas de tener una reducción en el bienestar y, mediante tres medidas cognitivas no halló efectos significativos de la DHEA en comparación con el placebo a los tres meses. Wolf 1998b reclutó 75 voluntarios con buen estado de salud (37 mujeres y 38 hombres con edades entre 59 y 81 años) en un estudio del efecto de los suplementos con DHEA sobre el trastorno cognitivo inducido por estrés; después de dos semanas de tratamiento, el rendimiento del grupo de placebo se deterioró significativamente en una prueba de atención selectiva después de un factor estresante psicosocial (p

Conclusiones de los autores

Las pocas pruebas que existen de los ensayos controlados no apoyan un efecto beneficioso del suplemento de DHEA sobre la función cognitiva de personas de mediana edad y ancianos no dementes. No existen pruebas coherentes a partir de los ensayos controlados de que la DHEA produzca efectos adversos.

En vista del creciente entusiasmo público para la suplementación con DHEA, en particular en los EE.UU., y la posibilidad teórica de los efectos neuroprotectores a largo plazo de DHEA/S, se necesitan realizar más ensayos de alta calidad en los que la duración del tratamiento con DHEA sea mayor a un año y el número de participantes sea lo suficientemente grande para proporcionar un poder estadístico adecuado.

Esta revisión debería citarse como:Grimley Evans J, Malouf R, Huppert F, van Niekerk JKLa Biblioteca Cochrane PlusThe Cochrane Library
Resultados principales: 

Solamente tres estudios proporcionaron resultados de datos adecuados de grupos paralelos. Barnhart 1999 reclutó mujeres perimenopáusicas con quejas de tener una reducción en el bienestar y, mediante tres medidas cognitivas no halló efectos significativos de la DHEA en comparación con el placebo a los tres meses. Wolf 1998b reclutó 75 voluntarios con buen estado de salud (37 mujeres y 38 hombres con edades entre 59 y 81 años) en un estudio del efecto de los suplementos con DHEA sobre el trastorno cognitivo inducido por estrés; después de dos semanas de tratamiento, el rendimiento del grupo de placebo se deterioró significativamente en una prueba de atención selectiva después de un factor estresante psicosocial (p

Tools
Information
Share/Save