Lavado de manos para prevenir la diarrea

Esta traducción está desactualizada. Por favor, haga clic aquí para ver la versión en inglés más reciente de esta revisión.

La diarrea es un problema de salud pública grave y global, en particular en los países de ingresos bajos y medios. La Organización Mundial de la Salud calcula que cada año ocurren más de tres millones de episodios, con muchas muertes de personas en especial niños menores de cinco años de edad en los países de ingresos bajos y medios. La diarrea persistente también puede contribuir a la desnutrición, reducir la resistencia a las infecciones y en ocasiones deteriorar el crecimiento y el desarrollo. Los microorganismos que causan diarrea se pueden transmitir de las heces infectadas a las personas a través de los alimentos y el agua, por el contacto de persona a persona o por contacto directo. El lavado de manos después de la defecación y de manipular heces, y antes de preparar e ingerir los alimentos puede reducir el riesgo de diarrea. Esta revisión analizó ensayos de intervenciones para aumentar el uso del lavado de manos en instituciones de países de ingresos altos y en comunidades de países de ingresos bajos o medios, y encontró que muchas de las intervenciones, como los programas educacionales, los volantes y las discusiones fueron efectivas.

Conclusiones de los autores: 

Las intervenciones que promueven el lavado de manos pueden reducir los episodios de diarrea en cerca de un tercio. Esta reducción significativa es comparable al efecto de proporcionar agua limpia en las áreas de bajos ingresos. Sin embargo, se necesitan ensayos con un seguimiento más prolongado que prueben diferentes métodos de promoción del lavado de manos.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

La diarrea es una causa frecuente de morbilidad y una causa principal de muerte entre los niños menores de cinco años, en particular en los países de ingresos bajos y medios. Se transmite al ingerir bebidas o alimentos contaminados, por el contacto directo de persona a persona o mediante las manos contaminadas. El lavado de manos es una de varias intervenciones para la promoción de la higiene que puede interrumpir la transmisión de los agentes patógenos que causan diarrea.

Objetivos: 

Evaluar los efectos de las intervenciones para promover el lavado de manos sobre los episodios diarreicos en niños y adultos.

Estrategia de búsqueda (: 

En mayo de 2007 se hicieron búsquedas en el Registro Especializado del Grupo Cochrane de Enfermedades Infecciosas (Cochrane Infectious Diseases Group), CENTRAL (The Cochrane Library 2007, número 2), MEDLINE, EMBASE, LILACS, PsycINFO, Science Citation Index y Social Science Citation Index, ERIC, SPECTR, Bibliomap, RoRe, The Grey Literature, y en las listas de referencias de los artículos. También se estableció contacto con investigadores y organizaciones en el campo.

Criterios de selección: 

Ensayos controlados aleatorios donde la unidad de asignación al azar fue una institución (p.ej. guardería infantil), la vivienda o la comunidad, que compararon intervenciones para promover el lavado de manos o una promoción de higiene que incluye el lavado de manos sin intervención para promover el lavado de manos.

Obtención y análisis de los datos: 

Dos revisores evaluaron de forma independiente la elegibilidad de los ensayos y el riesgo de sesgo. Los análisis se estratificaron por ensayos grupales no ajustados y ajustados. Cuando fue conveniente, los cocientes de la tasa de incidencia (CTI) se agruparon según el método de la varianza inversa genérica y el modelo de efectos aleatorios con intervalos de confianza (IC) del 95%.

Resultados principales: 

Catorce ensayos controlados aleatorios cumplieron los criterios de inclusión. Ocho ensayos se realizaron en instituciones de países de ingresos altos; cinco fueron en comunidades de países de ingresos medios y bajos y uno se realizó en un grupo de alto riesgo (pacientes con síndrome de inmunodeficiencia adquirida [SIDA]). Al considerar sólo los resultados de los ensayos ajustados por asignación al azar grupal, las intervenciones que promovían el lavado de manos dieron lugar a una reducción del 39% en los episodios de diarrea en los niños que se encontraban en instituciones de países de ingresos altos (CTI 0,61; IC del 95%: 0,40 a 0,92; dos ensayos) y a una reducción del 32% de estos episodios en los niños que viven en comunidades en países de ingresos bajos o medios (CTI 0,68; IC del 95%: 0,52 a 0,90; cuatro ensayos).

Share/Save