Inmunoglobulina oral para la prevención de la infección por rotavirus en recién nacidos de bajo peso al nacer

La infección por rotavirus puede causar problemas significativos en el recién nacido, que incluyen la diarrea. Este hecho es particularmente cierto en los recién nacidos que pesan menos de 2500 g (recién nacidos con bajo peso al nacer). La infección por rotavirus es cada vez más frecuente en los recién nacidos y se puede propagar de un recién nacido a otro en la unidad neonatal. La administración de anticuerpos contra el rotavirus a los recién nacidos puede prevenir esta infección y su propagación en la unidad neonatal. En esta revisión solo se identificó un ensayo pequeño. Actualmente no hay suficiente evidencia para recomendar la administración de anticuerpos contra el rotavirus para los recién nacidos expuestos a la infección del rotavirus. Se necesitan más estudios de investigación.

Conclusiones de los autores: 

La evidencia actual no respalda la administración de preparados de inmunoglobulina oral para prevenir la infección por rotavirus en recién nacidos de bajo peso al nacer. Se estimula a los investigadores a que realicen ensayos neonatales bien diseñados en los que se administren las preparaciones más recientes de inmunoglobulinas antirrotavirus (calostro, inmunoglobulinas de yema de huevo) e incluyan evaluaciones de la efectividad en función de los costes.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

El rotavirus es una infección viral nosocomial neonatal frecuente y se han informado epidemias con las nuevas cepas P(6)G9. Es importante la inmunidad local en las mucosas del intestino contra el rotavirus para la resolución de la infección y la protección contra posteriores infecciones. La administración oral de preparados de inmunoglobulina antirrotavírica podría ser una estrategia útil para prevenir las infecciones por rotavirus, especialmente en los recién nacidos de bajo peso al nacer.

Objetivos: 

Determinar la efectividad y la seguridad de los preparados de inmunoglobulina oral para la prevención de la infección por rotavirus en recién nacidos hospitalizados de bajo peso al nacer (peso al nacer < 2500 g)

Métodos de búsqueda: 

En julio 2011 se realizaron búsquedas en el Registro Cochrane Central de Ensayos Controlados (Cochrane Central Register of Controlled Trials) (CENTRAL, The Cochrane Library), MEDLINE, EMBASE, CINAHL, biological Abstracts (BIOSIS), Science Citation Index para los artículos que citaron a Barnes 1982 y las actas de las Pediatric Academic Societies desde 1991 en adelante. También se buscaron ensayos en curso en clinicaltrials.gov y controlled-trials.com

Criterios de selección: 

Los criterios utilizados para seleccionar los estudios para inclusión fueron:
1) diseño: ensayos controlados aleatorizados o cuasialeatorizados;
2) participantes: recién nacidos de bajo peso al nacer hospitalizados;
3) intervención: preparaciones de inmunoglobulina oral para la prevención de la infección por rotavirus en comparación con placebo o ninguna intervención;
4) se informó al menos de uno de los siguientes resultados: mortalidad por todas las causas durante la estancia hospitalaria, mortalidad por infección por rotavirus durante la estancia hospitalaria, infección por rotavirus, duración de la diarrea, necesidad de rehidratación, duración de la excreción viral, duración de las medidas de control de la infección, duración de la estancia hospitalaria en días, diarrea recurrente o diarrea crónica.

Obtención y análisis de los datos: 

Dos autores de la revisión de forma independiente extrajeron los datos de los ensayos incluidos.

Resultados principales: 

Un estudio publicado (Barnes 1982) fue elegible para su inclusión en esta revisión. Barnes 1982 no encontró diferencias significativas en las tasas de infección por rotavirus después de la gammaglobulina oral versus placebo en los recién nacidos de bajo peso al nacer hospitalizados (RR 1,27; IC del 95%: 0,65 a 2,37). En el subconjunto de recién nacidos que se infectaron con el rotavirus después de recibir gammaglobulina o placebo para la prevención de la infección por rotavirus, no hubo diferencias significativas en cuanto a la duración de la excreción del rotavirus entre el grupo que recibió gammaglobulina (media 2 días; rango de 1 a 4 días) y el grupo que recibió placebo (media 3 días; rango de 1 a 6 días). Barnes 1982 no informó de efectos adversos después de la administración de preparados de inmunoglobulina oral.

Notas de traducción: 

La traducción y edición de las revisiones Cochrane han sido realizadas bajo la responsabilidad del Centro Cochrane Iberoamericano, gracias a la suscripción efectuada por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad del Gobierno español. Si detecta algún problema con la traducción, por favor, contacte con Infoglobal Suport, cochrane@infoglobal-suport.com.

Tools
Information
Share/Save