Sutura cervical (cerclaje) para prevenir la pérdida del embarazo en las mujeres

La sutura cervical (cerclaje) puede ayudar a evitar un aborto debido a un factor cervical, pero no se ha demostrado que beneficie a otras mujeres.

Normalmente, el cuello uterino (abertura del útero) permanece fuertemente cerrado durante el embarazo. Ocasionalmente comienza a abrirse antes de tiempo, lo que da lugar a un aborto. En algunas mujeres, este hecho se repite en embarazos posteriores. Lo anterior se puede deber a debilidad cervical (incompetencia) si el aborto se produce durante el segundo trimestre o a principios del tercer trimestre. Una opción es el cerclaje cervical: cirugía para insertar una sutura (punto) para mantener el cuello uterino cerrado. La revisión de los ensayos encontró que no hubo una reducción general de las pérdidas del embarazo ni de las tasas de partos prematuros, ya sea con la sutura cervical profiláctica, o con la sutura cervical terapéutica para los cuellos uterinos cortos por ecografía.

Conclusiones de los autores: 

No se le debe ofrecer la utilización de una sutura cervical a una mujer con riesgo medio o bajo de pérdida de embarazo durante segundo trimestre, independientemente de la longitud cervical que muestre la ecografía. No está clara la función del cerclaje cervical para las mujeres con un cuello uterino corto por ecografía, ya que la cantidad de mujeres asignadas al azar es demasiado pequeña para establecer conclusiones firmes.

No se dispone de información sobre el efecto del cerclaje cervical ni de sus alternativas en la unidad familiar y los resultados a largo plazo.

[Nota: Las 23 citas en la sección "En espera de clasificación" de la revisión pueden alterar las conclusiones de la revisión una vez evaluadas.]

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

La sutura cervical se ha utilizado para evitar el parto prematuro en mujeres con pérdidas de embarazo previas producidas durante el segundo trimestre, u otros factores de riesgo como un cuello uterino corto al examen digital o por ecografía.

Objetivos: 

Evaluar la efectividad y la seguridad del cerclaje profiláctico (antes de que el cuello uterino se haya dilatado), el cerclaje de emergencia (cunado el cuello uterino ha comenzado a contraerse y dilatarse) y luego del trabajo de parto detenido, y determinar si una técnica particular de inserción de sutura es mejor que otras.

Estrategia de búsqueda (: 

Se realizaron búsquedas en el registro de ensayos del Grupo Cochrane de Embarazo y Parto (Cochrane Pregnancy and Childbirth Group) (julio 2002). Se realizaron búsquedas manuales en los resúmenes de los congresos de las reuniones de las sociedades internacionales y europeas sobre medicina materno-fetal, abortos espontáneos y medicina reproductiva. Se estableció contacto con investigadores en el tema. La búsqueda en el Registro de ensayos del Grupo Cochrane de Embarazo y Parto se actualizó hasta el 2 de noviembre 2009 y los resultados se agregaron a la sección "En espera de clasificación".

Criterios de selección: 

Se incluyeron todos los ensayos aleatorizados que comparan el cerclaje cervical con el tratamiento expectante o con la no realización de cerclaje durante el embarazo, y los ensayos que compararon una técnica con otra o con otras intervenciones. Se excluyeron los ensayos con asignación cuasialeatorizada.

Obtención y análisis de los datos: 

Dos autores de la revisión de forma independiente utilizaron formularios preparados de extracción de datos. Cualquier discrepancia se resolvió por discusión o mediante un tercer revisor. Cuando fue necesario se les solicitaron aclaraciones a los autores de los ensayos. Los resultados se informaron como riesgos relativos mediante un modelo de efectos fijos o un modelo de efectos aleatorios.

Resultados principales: 

Se analizaron seis ensayos con un total de 2175 mujeres. En cuatro ensayos se comparó el cerclaje profiláctico con la no aplicación de cerclaje. No hubo una reducción general de los abortos ni de las tasas de parto prematuro, aunque en el ensayo más grande se evidenció una pequeña reducción de los nacimientos antes de las 33 semanas de gestación (riesgo relativo 0,75, intervalo de confianza del 95%: 0,58 a 0,98). El cerclaje cervical se asoció con fiebre leve, un incremento del uso de tratamiento tocolítico e ingreso hospitalario, pero no se detectó morbilidad grave. En dos ensayos se examinó la función del cerclaje terapéutico cuando la ecografía mostró un cuello uterino corto. Los resultados agrupados no mostraron reducciones en la pérdida total de embarazo, ni en la pérdida temprana, ni en el parto prematuro antes de las 28 y 34 semanas en las mujeres asignadas a cerclaje cervical.

Notas de traducción: 

La traducción y edición de las revisiones Cochrane han sido realizadas bajo la responsabilidad del Centro Cochrane Iberoamericano, gracias a la suscripción efectuada por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad del Gobierno español. Si detecta algún problema con la traducción, por favor, contacte con Infoglobal Suport, cochrane@infoglobal-suport.com.

Tools
Information
Share/Save