Heparina para prolongar el uso del catéter intravenoso periférico en neonatos

Esta traducción está desactualizada. Por favor, haga clic aquí para ver la versión en inglés más reciente de esta revisión.

La heparina en los líquidos intravasculares puede reducir los cambios de la sonda intravascular necesaria para los recién nacidos en la unidad de cuidados intensivos neonatales, pero se necesitan más investigaciones para determinar su seguridad. Los neonatos que se encuentran la unidad de cuidados intensivos neonatales a menudo necesitan la administración de líquidos por vía intravenosa (a través de una sonda colocada en una vena). A veces la sonda intravenosa (IV) se obstruye al coagularse la sangre e inflamarse la piel. También pueden ingresar bacterias y causar grave infección. El cambio regular de la sonda (y la vena utilizada) puede reducir algunos problemas, pero los neonatos tienen pocas venas utilizables. La heparina utilizada en los líquidos intravenosos podría reducir las obstrucciones al diluir la sangre, pero puede tener efectos adversos graves. La revisión de los ensayos encontró que se necesitan más investigaciones para determinar si la heparina en los líquidos intravenosos es ventajosa para los neonatos sin causar efectos secundarios.

Conclusiones de los autores: 

No hay datos suficientes con respecto al efecto de la heparina para prolongar el uso de catéteres intravenosos periféricos en neonatos. No pueden hacerse recomendaciones sobre el uso de heparina en neonatos con catéteres intravenosos periféricos. Se requieren más estudios de investigación sobre la efectividad, la dosis óptima y la seguridad de la heparina.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

Las complicaciones mecánicas o infecciosas a menudo requieren el retiro o reemplazo de los catéteres intravenosos periféricos. Se ha demostrado que la heparina resulta efectiva para prolongar la permeabilidad de los catéteres arteriales periféricos y los catéteres venosos centrales, pero puede causar complicaciones potencialmente mortales, especialmente en neonatos prematuros.

Objetivos: 

El objetivo primario fue determinar la efectividad de la heparina versus placebo o ningún tratamiento en la duración de la permeabilidad del catéter intravenoso periférico en neonatos que requieren un catéter intravenoso periférico.

Estrategia de búsqueda (: 

La búsqueda de la literatura se realizó usando las siguientes bases de datos: MEDLINE (1966 hasta febrero 2005), EMBASE (1980 hasta febrero 2005), CINAHL (1982 hasta febrero 2005), Registro Cochrane Central de Ensayos Controlados (Cochrane Central Register of Controlled Trials) (CENTRAL, The Cochrane Library, número 1, 2005), y resúmenes de reuniones anuales de la Society for Pediatric Research, American Pediatric Society y de las Pediatric Academic Societies, publicados en Pediatric Research (1991 hasta 2004). No se aplicó ninguna restricción en cuanto al idioma.

Esta búsqueda se actualizó en 2010.

Criterios de selección: 

Se incluyeron ensayos aleatorios o cuasialeatorios de la heparina administrada en flush o infusión versus placebo o ningún tratamiento. Se incluyeron los estudios con una población neonatal y que informaran sobre al menos una de las medidas de resultado.

Obtención y análisis de los datos: 

La recopilación y el análisis de los datos se realizaron de acuerdo con las recomendaciones del Grupo de Revisión Cochrane de Neonatología (Cochrane Neonatal Review Group).

Resultados principales: 

Se identificaron 10 estudios elegibles. La heparina se administró como solución flush o como un aditivo a la solución de nutrición parenteral total. Cinco estudios informaron los datos sobre la duración del uso del primer catéter. Dos de estos estudios no encontraron un efecto estadísticamente significativo de la heparina; dos estudios mostraron un aumento estadísticamente significativo y un estudio mostró una disminución estadísticamente significativa en la duración del uso del catéter intravenoso periférico en el grupo de heparina. Hubo marcadas diferencias entre los estudios en cuanto a la calidad metodológica, la dosis, el momento y la vía de administración de la heparina y los resultados informados. No se combinaron los resultados para el metanálisis. Los estudios individuales no informaron diferencias significativas entre los grupos de heparina y de placebo/ningún tratamiento en cuanto a los riesgos de infiltración, flebitis y hemorragia intracraneal.

Share/Save