Presión de distensión continua de la vía aérea para el síndrome de dificultad respiratoria en prematuros

Pregunta de la revisión: En los niños prematuros que respiran espontáneamente con insuficiencia respiratoria, ¿la presión de distensión continua (PDC) del pulmón reduce la necesidad de asistencia respiratoria y otras complicaciones asociadas a la prematuridad?

Antecedentes: El síndrome de dificultad respiratoria (SDR) es la causa más común de enfermedad y muerte en bebés nacidos antes de las 34 semanas de gestación. La ventilación de presión positiva intermitente (VPPI) ha sido la forma estándar de ayudar a estos bebés a respirar. Un método más simple de asistencia a la respiración es proporcionar una presión continua de distensión del pulmón, ya sea como presión positiva continua a la vía aérea o como presión negativa continua (vacío parcial).

Fechas de la búsqueda: La búsqueda se realizó en abril de 2015.

Características de los estudios: Se identificaron seis estudios de calidad moderada para su inclusión.

La fuente de la presión de distensión fue una cámara de presión negativa en dos estudios, la presión positiva continua de las vías respiratorias (CPAP) de la mascarilla facial en dos estudios, la CPAP nasal en un estudio y la presión negativa para enfermedades menos graves y la CPAP endotraqueal cuando son más graves en otro estudio. Los estudios fueron pequeños, y cuatro de los seis se realizaron antes de que se dispusiera de la terapia con surfactantes.

Resultados clave: La revisión de los ensayos encontró que los resultados para los bebés mejoraron. Menos requirieron VPPI y menos murieron, y con estos dos resultados combinados, menos bebés murieron o requirieron VPPI. También se encontró que la PDC puede aumentar la tasa de neumotórax (aire fuera del pulmón dentro de la cavidad torácica).

Conclusión: Se encontraron algunos beneficios significativos cuando se utilizó la presión de distensión continua (PDC) para el síndrome de dificultad respiratoria en los bebés prematuros.

Conclusiones de los autores: 

En los lactantes prematuros con dificultad respiratoria, la aplicación de la PDC como PPCVR o PCN se asocia con una reducción de la insuficiencia respiratoria y la mortalidad y un aumento de la tasa de neumotórax. Cuatro de seis de estos ensayos se hicieron en la década de 1970. Por consiguiente, es difícil evaluar la aplicabilidad de esos resultados a la práctica actual. Es necesario seguir investigando para determinar el mejor modo de administración.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

El síndrome de dificultad respiratoria (SDR) es la causa más importante de morbilidad y mortalidad en los niños prematuros. En los bebés con insuficiencia respiratoria progresiva, la ventilación de presión positiva intermitente (VPI) con surfactante es el tratamiento estándar para la afección, pero es invasivo, lo que puede provocar lesiones en las vías respiratorias y los pulmones. La presión de distensión continua de la vía aérea (PDCVA) se ha usado para la prevención y tratamiento del SDR, así como para la prevención de la apnea y la eliminación de la VPPI. Su uso para el tratamiento del SDR puede reducir la necesidad de VPPI y sus secuelas.

Objetivos: 

Determinar el efecto de la presión de distensión continua (PDC) en la necesidad de VPPI y la morbilidad asociada en los recién nacido prematuros que respiran espontáneamente con dificultad respiratoria.

Los análisis de subgrupos se planificaron sobre la base del peso al nacer (> o < 1000 o 1500 g), la edad gestacional (grupos divididos en aproximadamente 28 y 32 semanas), los métodos de aplicación de la PDC (es decir, PPCVR y PCN), la aplicación temprana versus tardía en el curso de la dificultad respiratoria y la PDC de alta presión versus la de baja presión y la aplicación de la PDC en hospitales terciarios comparados con los no terciarios, con la necesidad de un análisis de sensibilidad determinado por la calidad del ensayo.

En la actualización de 2008, los objetivos se modificaron para incluir a los recién nacido prematuros con insuficiencia respiratoria.

Estrategia de búsqueda (: 

Se utilizó la estrategia de búsqueda estándar del Grupo Cochrane de Neonatología (Neonatal Review Group). Esto incluyó búsquedas en la Oxford Database of Perinatal Trials, el Registro Cochrane Central de Ensayos Controlados (Cochrane Central Register of Controlled Trials) (CENTRAL, 2015 número 4), MEDLINE (1966 hasta el 30 de abril de 2015) y EMBASE (1980 hasta el 30 de abril de 2015) sin restricción de idioma, así como en controlled-trials.com, clinicaltrials.gov y la Plataforma de Registro Internacional de Ensayos Clínicos de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Criterios de selección: 

Todos los ensayos aleatorizados o cuasialeatorizados de recién nacido prematuros con dificultad respiratoria fueron elegibles. Las intervenciones fueron la presión de distensión continua, incluida la presión positiva continua en las vías respiratorias (CPAP) por medio de una máscara, una punta nasal, un tubo nasofaríngeo o un tubo endotraqueal, o la presión negativa continua (CNP) por medio de una cámara que rodea el tórax y la parte inferior del cuerpo, en comparación con la respiración espontánea con oxígeno añadido según sea necesario.

Obtención y análisis de los datos: 

Se usaron los métodos estándar de la Colaboración Cochrane y su Grupo de Revisión Neonatal (Neonatal Review Group), incluyendo la evaluación de la calidad de los ensayos y extracción de los datos de forma independiente por cada autor.

Resultados principales: 

Se incluyeron seis estudios que incluían a 355 lactantes: dos que utilizaron PPCVR con máscara facial, dos PCN, una PPCVR nasal y una PCN (para los bebés menos enfermos) y PPCVR endotraqueal (para los bebés más enfermos). No se incluyeron ensayos nuevos en esta actualización.

La presión de distensión continua (PDC) se asocia con un menor riesgo de fracaso del tratamiento (muerte o uso de asistencia respiratoria) (riesgo relativo (RR) 0,65, intervalo de confianza (IC) del 95%: 0,52 a 0,81; diferencia de riesgos típica (DR) -0,20, IC del 95%: -0,29 a -0,10; número necesario a tratar para un resultado beneficioso adicional (NNTB) 5, IC del 95%: 4 a 10; seis estudios; 355 lactantes), menor mortalidad general (RR típico 0.52, IC del 95%: 0,32 a 0,87; DR típica -0,15, IC del 95%: -0,26 a -0,04; NNTB 7, IC del 95%: 4 a 25; seis estudios; 355 neonatos) y menor mortalidad en neonatos con peso al nacer superior a 1500 g (RR típico 0,24, IC del 95%: 0,07 a 0,84; DR típica -0,28, IC del 95%: -0,48 a -0,08; NNTB 4, IC del 95%: 2,00 a 13,00; dos estudios; 60 neonatos). El uso de la PDC se asocia con un mayor riesgo de neumotórax (RR típico 2,64; IC del 95%: 1,39 a 5,04; DR típica 0,10; IC del 95%: 0,04 a 0,17; número necesario a tratar para un resultado perjudicial adicional (NNTD) 17; IC del 95%: 17,00 a 25,00; seis estudios; 355 lactantes). No se encontraron diferencias en la displasia broncopulmonar (DBP), definida como la dependencia de oxígeno a los 28 días (tres estudios, 260 lactantes), ni tampoco en el resultado a los nueve a 14 años (un estudio, 37 lactantes).

Notas de traducción: 

La traducción y edición de las revisiones Cochrane han sido realizadas bajo la responsabilidad del Centro Cochrane Iberoamericano, gracias a la suscripción efectuada por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad del Gobierno español. Si detecta algún problema con la traducción, por favor, contacte con Infoglobal Suport, cochrane@infoglobal-suport.com.

Tools
Information
Share/Save