Prevención de las infecciones fúngicas con fármacos antimicóticos en pacientes con cáncer

Los pacientes con cáncer que reciben quimioterapia o un transplante de médula ósea tienen riesgo de contraer infecciones por hongos. Estas pueden ser peligrosas para la vida, especialmente cuando se extienden por todo el cuerpo. Los pacientes con un bajo recuento de glóbulos blancos (neutropenia) están particularmente en riesgo. Los fármacos antimicóticos se suelen administrar como una medida preventiva sistemática o cuando los pacientes en riesgo tienen fiebre. La revisión determinó que la anfotericina B intravenosa podría reducir el número de muertes. Tres de los fármacos, la anfotericina B, el fluconazol y el itraconazol, redujeron las infecciones por hongos.

Conclusiones de los autores: 

La anfotericina B intravenosa fue el único agente antimicótico que redujo la mortalidad total. Por lo tanto, se debe preferir este fármaco cuando se introduzca el tratamiento antimicótico profiláctico o empírico en pacientes con cáncer con neutropenia.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

Se considera que la infección micótica sistémica es una causa importante de morbilidad y mortalidad en los pacientes con cáncer, particularmente en los que presentan neutropenia. Los fármacos antimicóticos se administran a menudo de forma profiláctica, o de manera empírica a los pacientes con fiebre persistente.

Objetivos: 

Evaluar si los fármacos antimicóticos de uso habitual disminuyen la mortalidad en los pacientes con cáncer con neutropenia.

Estrategia de búsqueda (: 

Se realizaron búsquedas en PubMed desde 1966 hasta el 7 de julio 2014 y en las listas de referencias de los artículos identificados.

Criterios de selección: 

Ensayos clínicos aleatorizados de anfotericina B, fluconazol, ketoconazol, miconazol, itraconazol o voriconazol comparados con placebo o ningún tratamiento en pacientes con cáncer con neutropenia.

Obtención y análisis de los datos: 

Dos autores de la revisión de forma independiente evaluaron la elegibilidad de los ensayos y el riesgo de sesgo, y resumieron los datos.

Resultados principales: 

Se incluyeron 32 ensayos con 4287 pacientes. El tratamiento profiláctico o empírico con anfotericina B redujo significativamente la mortalidad total (riesgo relativo [RR] 0,69, intervalo de confianza [IC] del 95%: 0,50 a 0,96), mientras que los RR calculados para el fluconazol, el ketoconazol, el miconazol y el itraconazol se acercaron a 1,00. No se encontraron ensayos elegibles que evaluaran el voriconazol. La anfotericina B y el fluconazol disminuyeron la mortalidad atribuida a la infección fúngica (RR 0,45, IC del 95%: 0,26 a 0,76 y RR 0,42, IC del 95%: 0,24 a 0,73, respectivamente). La incidencia de infección fúngica invasiva disminuyó significativamente con la administración de anfotericina B (RR 0,41; IC del 95%: 0,24 a 0,73), fluconazol (RR 0,39; IC del 95%: 0,27 a 0,57) e itraconazol (RR 0,53; IC del 95%: 0,29 a 0,97), pero no con ketoconazol o miconazol. Las estimaciones de los efectos fueron similares para los 13 ensayos que tuvieron una adecuada ocultación de la asignación y que fueron ciegos. El informe de los efectos perjudiciales fue demasiado variable de un ensayo a otro para permitir una visión general significativa. Para las actualizaciones de 2011 y 2014 no se identificaron ensayos adicionales para inclusión.

Notas de traducción: 

La traducción y edición de las revisiones Cochrane han sido realizadas bajo la responsabilidad del Centro Cochrane Iberoamericano, gracias a la suscripción efectuada por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad del Gobierno español. Si detecta algún problema con la traducción, por favor, contacte con Infoglobal Suport, cochrane@infoglobal-suport.com.

Tools
Information
Share/Save