Telerrehabilitación para pacientes con esclerosis múltiple

Preguntas de la revisión

¿La telerrehabilitación logra mejores resultados en los pacientes con esclerosis múltiple comparada con la intervención presencial tradicional? ¿Qué tipos de intervenciones de telerrehabilitación son eficaces, en qué contexto y sobre qué resultados específicos influyen?

Antecedentes

La esclerosis múltiple (EM) es una enfermedad frecuente del sistema nervioso entre adultos jóvenes que no tiene cura y causa discapacidad a largo plazo. La rehabilitación proporciona tratamientos y terapias para reducir la repercusión de cualquier discapacidad y mejorar la función. A pesar de los adelantos recientes en la atención de la EM que incluyen la rehabilitación, muchos pacientes con EM no pueden tener acceso a estos desarrollos debido a la movilidad limitada, la fatiga y otros problemas relacionados, así como a los costos asociados con el traslado. La telerrehabilitación es un enfoque más moderno para aplicar los programas de rehabilitación en el domicilio del paciente o en la comunidad mediante tecnologías de telecomunicación como las líneas telefónicas, la tecnología de video, las aplicaciones de Internet y otros. Se ha probado una gama amplia de intervenciones de telerrehabilitación en los pacientes con esclerosis múltiple; sin embargo, las pruebas de su efectividad todavía están poco claras.

Características de los estudios

La revisión buscó pruebas sobre cómo funcionan las intervenciones de telerrehabilitación en adultos con EM. Se buscaron de manera amplia ensayos controlados aleatorios (ECA), un tipo particular de estudio en el que los participantes se colocan en grupos de tratamiento por casualidad (es decir, al azar) porque en la mayoría de los contextos estos estudios proporcionan las pruebas de calidad más alta. El interés se centró en los estudios que compararon un programa de telerrehabilitación con atención estándar o mínima, o con diferentes tipos de programas de rehabilitación.

Resultados clave

Se encontraron nueve ECA relevantes que incluyeron 531 participantes (469 incluidos en los análisis), que evaluaron una variedad amplia de intervenciones de telerrehabilitación en pacientes con EM. Las intervenciones de telerrehabilitación evaluadas fueron complejas, con más de un componente de rehabilitación e incluyeron programas de actividad física, educacional, conductual y de control de los síntomas. Estas intervenciones tuvieron diferentes objetivos y utilizaron tecnologías diferentes, por lo que no fue posible una única conclusión definitiva general. La calidad metodológica de los estudios incluidos es baja y varió entre los estudios.

Calidad de la evidencia

Hubo pruebas "de baja calidad" de los ECA incluidos para apoyar el efecto beneficioso de la telerrehabilitación en la reducción de la discapacidad a corto plazo y el tratamiento de los síntomas como la fatiga en adultos con EM. Se encontraron pruebas limitadas para apoyar el efecto beneficioso de las intervenciones de telerrehabilitación para mejorar la discapacidad, reducir los síntomas y mejorar la calidad de vida a más largo plazo. Además, las intervenciones y los resultados investigados en los estudios incluidos fueron diferentes entre sí. Ningún estudio informó cualquier grave daño de la telerrehabilitación y no hubo información sobre los costos asociados.

Se necesitan estudios de investigación adicionales para evaluar los efectos del rango de técnicas de telerrehabilitación y para establecer la efectividad clínica y la relación entre costo y efectividad de estas intervenciones en los pacientes con EM. Las pruebas de esta revisión están actualizadas hasta julio 2014.

Conclusiones de los autores: 

Actualmente hay pruebas limitadas sobre la eficacia de la telerrehabilitación para la mejoría de las actividades funcionales, la fatiga y la calidad de vida en adultos con EM. Varias intervenciones de telerrehabilitación podrían ser un método alternativo de prestación de servicios en poblaciones con EM. No hay pruebas suficientes para apoyar qué tipos de intervenciones de telerrehabilitación son eficaces y en qué contexto. Se necesitan ensayos más consistentes para construir las pruebas de la efectividad clínica y la relación entre costo y efectividad de estas intervenciones.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

La telerrehabilitación, un método emergente, extiende la atención rehabilitadora más allá del hospital y facilita los enfoques multifacéticos, a menudo psicoterapéuticos, al tratamiento moderno de los pacientes mediante la tecnología de telecomunicación en el domicilio o en la comunidad. Aunque se ha probado una gama amplia de intervenciones de telerrehabilitación en los pacientes con esclerosis múltiple (EM), las pruebas de su efectividad no están claras.

Objetivos: 

Investigar la efectividad y la seguridad de las intervenciones de telerrehabilitación en pacientes con EM para mejorar los resultados de los pacientes. En concreto, en esta revisión se abordan las siguientes preguntas: ¿la telerrehabilitación logra mejores resultados en comparación con las intervenciones presenciales tradicionales?; y ¿qué tipos de intervenciones de telerrehabilitación son eficaces, en qué contexto y sobre qué resultados específicos influyen (déficit, limitación de las actividades y participación)?

Estrategia de búsqueda (: 

Se hizo una búsqueda en la literatura utilizando el registro especializado del Grupo Cochrane de Esclerosis Múltiple y Enfermedades Raras del Sistema Nervioso Central (Cochrane Multiple Sclerosis and Rare Diseases of the Central Nervous System Group) (9 julio, 2014). Se hicieron búsquedas manuales en las revistas relevantes, se examinaron las listas de referencias de los estudios identificados y se estableció contacto con los autores para obtener datos adicionales.

Criterios de selección: 

Ensayos controlados aleatorios (ECA) y ensayos clínicos controlados (ECC) que informaron sobre intervención/es de telerrehabilitación en pacientes con EM y las compararon con alguna forma de intervención control (como intervenciones de nivel inferior o de tipo diferente, intervención mínima, controles en lista de espera o ningún tratamiento [o atención habitual]; intervenciones administradas en diferentes contextos) en adultos con EM.

Obtención y análisis de los datos: 

Dos autores de la revisión seleccionaron los estudios de forma independiente y extrajeron los datos. Tres revisores evaluaron la calidad metodológica de los estudios mediante el programa informático GRADEpro (GRADEpro 2008) para la síntesis de las mejores pruebas. No fue posible realizar un metanálisis debido a la marcada heterogeneidad metodológica, clínica y estadística entre los ensayos incluidos y entre las herramientas de medición utilizadas. Por lo tanto, la síntesis de las mejores pruebas se realizó mediante un análisis cualitativo.

Resultados principales: 

Nueve ECA, uno con dos informes, (n = 531 participantes, 469 incluidos en los análisis) investigaron diversas intervenciones de telerrehabilitación en adultos con EM. La media de la edad de los participantes varió de 41 a 52 años (media 46,5 años) y la media de años desde el diagnóstico de 7,7 a 19,0 años (media 12,3 años). En su mayoría los participantes fueron mujeres (proporción que varió del 56% al 87%, media 74%) y con un curso recurrente-remitente de EM. Estas intervenciones fueron complejas, con más de un componente de rehabilitación e incluyeron programas de actividad física, educacional, conductual y de control de los síntomas.

Todos los estudios recibieron una calificación "baja" en la evaluación de la calidad metodológica. En general, la revisión encontró pruebas de "bajo nivel" de las intervenciones de telerrehabilitación para la reducción de la discapacidad a corto plazo y de síntomas como la fatiga. También hubo pruebas de bajo nivel" que apoyaron la telerrehabilitación a más largo plazo para la mejoría de las actividades funcionales, los déficits (como fatiga, dolor, insomnio); y la participación medida a través de la calidad de vida y los resultados psicológicos. Hubo datos limitados sobre la evaluación de los procesos (satisfacción de los participantes / terapeutas) y no hubo datos disponibles de la relación entre costo y efectividad. No se informaron eventos adversos como resultado de las intervenciones de telerrehabilitación.

Tools
Information
Share/Save