Apósitos y dispositivos de aseguramiento para los catéteres venosos centrales (CVC)

Antecedentes

Un catéter venoso central (CVC) es un tubo que se inserta en un vaso sanguíneo para permitir la administración de nutrición en forma líquida, sangre, fármacos o líquidos (o una combinación de éstos) a un paciente enfermo. Si el CVC está en su sitio el paciente no necesita que se le realicen inserciones repetidas de agujas cuando corresponden los tratamientos, ya que los tubos se pueden adherir al CVC, introducir los líquidos necesarios, y luego separar los tubos cuando sea apropiado.

Los CVC se deben asegurar de forma adecuada, generalmente con un apósito de alguna clase, para evitar que se desprendan y para evitar la infección (por ejemplo, bacteriemia relacionada con el catéter), y deben ser cómodos para el paciente. Hay muchos tipos diferentes de productos disponibles para asegurar los CVC, pero no se sabe cuál funciona mejor.

Pregunta de la revisión

El objetivo de esta investigación fue comparar los apósitos y los dispositivos de aseguramiento disponibles para los CVC para identificar cuál funciona mejor.

Datos encontrados

Los investigadores buscaron en bases de datos médicas hasta septiembre de 2014 e identificaron 22 estudios con un total de 7436 participantes que eran relevantes para la pregunta de la investigación. Los estudios investigaron las siguientes comparaciones:

- nueve estudios compararon gasa estéril con apósitos de poliuretano estándar;
- seis estudios compararon apósitos de poliuretano estándar con apósitos impregnados con gluconato de clorhexidina (el gluconato de clorhexidina es un desinfectante antibacteriano);
- un estudio comparó los apósitos de poliuretano estándar con los apósitos impregnados con plata (los compuestos de plata pueden tener propiedades antibacterianas);
- un estudio comparó los apósitos de poliuretano estándar con los apósitos hidrocoloides;
- un estudio comparó los apósitos "modernos" de poliuretano estándar permeables al gas con los apósitos "viejos" (originales) de poliuretano estándar;
- un estudio comparó los apósitos transparentes de poliuretano estándar muy adhesivos con los apósitos de gluconato de clorhexidina;
- un estudio comparó los apósitos de poliuretano estándar con los dispositivos de aseguramiento sin sutura (sin puntos);
- un estudio comparó la gasa estéril con ningún apósito; y
- un estudio comparó los apósitos de gluconato de clorhexidina con ningún apósito.

En ocasiones los estudios incluidos no informaron claramente los métodos utilizados para disminuir el error accidental o estadístico, pero en general los métodos fueron adecuados.

El análisis de los resultados de los estudios mostró que hay pruebas de alta calidad de que el aseguramiento del CVC con un apósito impregnado con un medicamento (impregnados con gluconato de clorhexidina o plata) reduce la bacteriemia relacionada con el catéter en comparación con un apósito sin medicación. Los resultados indicaron pruebas de calidad moderada de una reducción de la frecuencia de bacteriemia relacionada con el catéter por 1000 pacientes-días (una unidad utilizada en la investigación que representa el uso por el paciente; en este caso 1000 pacientes-días es igual a 1000 pacientes que utilizaron CVC por un día, o 500 pacientes que utilizaron CVC por dos días, o 250 pacientes que utilizaron CVC por cuatro días, etc.) cuando se utilizó un apósito impregnado con gluconato de clorhexidina en lugar de un apósito de poliuretano estándar. Cuando el riesgo de infección con apósitos impregnados con gluconato de clorhexidina se comparó con el riesgo con los apósitos de poliuretano estándar de otra manera (al calcular el cociente de riesgo de infección con uno versus otro sin considerar los días de uso por el paciente), esta diferencia estuvo menos clara. Una medida menos directa de infección, que es el grado de colonización bacteriana de la punta del catéter después de la extracción, mostró más bacterias con el apósito de poliuretano estándar (pruebas de calidad moderada).

Los estudios que contribuyeron a esta investigación se realizaron principalmente en ámbitos de unidades de cuidados intensivos, donde se utiliza un gran número de CVC por duraciones cortas. Otros tipos de apósitos y productos de aseguramiento para los CVC que se investigaron en los estudios analizados en esta revisión no mostraron efectos observables sobre la bacteriemia relacionada con el catéter, la colonización de la punta del catéter o cualquiera de los otros resultados evaluados como la irritación de la piel, el fracaso del aseguramiento del catéter, la condición del apósito y la muerte del paciente.

Se necesitan más estudios de investigación de alta calidad para investigar los efectos relativos de la amplia variedad de apósitos y productos de aseguramiento que están disponibles para los CVC.

Este resumen en términos sencillos está actualizado el 5 junio 2015.

Conclusiones de los autores: 

Los productos de apósitos impregnados con medicamentos reducen la incidencia de bacteriemia relacionada con el catéter con respecto a todos los otros tipos de apósitos. Hay algunas pruebas que los apósitos IGC, con respecto a los apósitos de PUE, reducen la bacteriemia relacionada con el catéter para los resultados de frecuencia de infección por 1000 pacientes-días, riesgo de colonización de la punta del catéter y posible riesgo de bacteriemia relacionada con el catéter. Un metanálisis de tratamientos múltiples encontró que es probable que los dispositivos de aseguramiento sin sutura sean los más efectivos para la reducción de la bacteriemia relacionada con el catéter, aunque estas pruebas son de calidad muy baja. En su mayoría los estudios se realizaron en el ámbito de la unidad de cuidados intensivos (UCI). Además, se necesitan estudios de investigación de alta calidad con respecto a los efectos relativos de los apósitos y los productos de aseguramiento para los CVC. Los estudios de investigación futuros pueden ajustar las estimaciones del efecto para los productos incluidos en esta revisión y son necesarios para evaluar la efectividad de los productos nuevos.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

Los catéteres venosos centrales (CVC) desempeñan una función vital en el tratamiento de las enfermedades agudas y crónicas. Los apósitos y los dispositivos de aseguramiento deben garantizar que los CVC no se desprendan o se caigan, proporcionar una protección de barrera a la colonización microbiana y la infección, y ser cómodos para el paciente. Hay una gran variedad de apósitos y dispositivos de aseguramiento disponibles para su uso por los médicos.

Objetivos: 

Comparar los apósitos y los dispositivos de aseguramiento disponibles para los CVC con respecto a la bacteriemia relacionada con el catéter, la colonización del catéter, la infección en el sitio de entrada y salida, la colonización de la piel, la irritación de la piel, el fracaso del aseguramiento del catéter, la condición del apósito y la mortalidad.

Estrategia de búsqueda (: 

En junio 2015, se hicieron búsquedas en: el registro especializado del Grupo Cochrane de Heridas (Cochrane Wounds Group); Registro Cochrane Central de Ensayos Controlados (Cochrane Central Register of Controlled Trials, CENTRAL); The Database of Abstracts of Reviews of Effects (DARE); NHS Economic Evaluation Database (NHSEED); Ovid MEDLINE; Ovid MEDLINE (In-Process & Other Non-Indexed Citations); Ovid EMBASE; EBSCO CINAHL; seis registros de ensayos clínicos y listas de referencias de los ensayos identificados. No hubo restricciones con respecto al idioma ni la fecha de publicación o el ámbito del estudio.

Criterios de selección: 

Se incluyeron los ensayos controlados aleatorios que evaluaron los efectos de los apósitos y los dispositivos de aseguramiento para los CVC. Se incluyeron todos los tipos de CVC, es decir, CVC a corto y a largo plazo, tunelizados y no tunelizados, port-a-caths, catéteres de hemodiálisis y catéteres centrales periféricamente insertados (CCPI).

Obtención y análisis de los datos: 

Se utilizaron los métodos estándar de la Colaboración Cochrane que incluyen la revisión independiente de la relevancia de los títulos y los resúmenes, la extracción de los datos y la evaluación del riesgo de sesgo de los estudios incluidos por dos revisores. Para los datos categóricos los resultados se expresaron mediante el cociente de riesgos (CR) con intervalos de confianza (IC) del 95%. Para los resultados mejor presentados como tasa por período de tiempo se utilizaron los cocientes de tasas y los errores estándar. Se realizaron metanálisis de tratamientos múltiples para calificar la efectividad de cada intervención para cada resultado.

Resultados principales: 

Se incluyeron 22 estudios con 7436 participantes que compararon nueve tipos diferentes de dispositivos de aseguramiento o apósitos. Todos los estudios incluidos tuvieron riesgo de sesgo de realización incierto o alto debido a las apariencias diferentes de los apósitos y los dispositivos de aseguramiento. El grado de cegamiento de la evaluación de los resultados fue incierto en la mayoría de los estudios. La calidad de las pruebas varió entre diferentes comparaciones y resultados. La calidad de las pruebas se disminuyó principalmente por la falta de precisión, la falta de direccionalidad, el riesgo de sesgo y la inconsistencia.

No está claro si hay una diferencia en la tasa de bacteriemia relacionada con el catéter entre el aseguramiento con gasa y esparadrapo y el poliuretano estándar (PUE) (CR 0,64; IC del 95%: 0,26 a 1,63; pruebas de calidad baja), o entre los apósitos impregnados con gluconato de clorhexidina (IGC) y el PUE (CR 0,65; IC del 95%: 0,40 a 1,05; pruebas de calidad moderada). Hay pruebas de calidad alta de que los apósitos impregnados con medicamentos reducen la incidencia de bacteriemia relacionada con el catéter con respecto a todos los otros tipos de apósitos (CR 0,60; IC del 95%: 0,39 a 0,93).

Hay pruebas de calidad moderada de que los apósitos IGC reducen la frecuencia de bacteriemia relacionada con el catéter por 1000 pacientes-días en comparación con los apósitos de PUE (CR 0,51; IC del 95%: 0,33 a 0,78).

Hay pruebas de calidad moderada de que la colonización de la punta del catéter se reduce con los apósitos IGC en comparación con los apósitos de PUE (CR 0,58; IC del 95%: 0,47 a 0,73), pero los efectos relativos de la gasa y el esparadrapo y los PUE no están claros (CR 0,95; IC del 95%: 0,51 a 1,77; pruebas de calidad muy baja). No está claro si hay una diferencia en las tasas de irritación o daño de la piel cuando los apósitos IGC se compararon con los apósitos de PUE (pruebas de calidad moderada) (CR 11,17; IC del 95%: 0,84 a 149,48).

Un metanálisis de tratamientos múltiples encontró que los dispositivos de aseguramiento sin sutura probablemente fueron los más efectivos para la reducción de la incidencia de bacteriemia relacionada con el catéter (pruebas de calidad baja), y los apósitos IGC clasificaron como segundos (pruebas de calidad baja).

Notas de traducción: 

La traducción y edición de las revisiones Cochrane han sido realizadas bajo la responsabilidad del Centro Cochrane Iberoamericano, gracias a la suscripción efectuada por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad del Gobierno español. Si detecta algún problema con la traducción, por favor, contacte con Infoglobal Suport, cochrane@infoglobal-suport.com.

Tools
Information
Share/Save