Bezafibrato para la cirrosis biliar primaria

Esta traducción está desactualizada. Por favor, haga clic aquí para ver la versión en inglés más reciente de esta revisión.

La cirrosis biliar primaria es una enfermedad crónica del hígado caracterizada por la inflamación y destrucción progresivas del tejido hepático, que con el tiempo progresa a cirrosis hepática hasta requerir un trasplante hepático. La cirrosis biliar primaria afecta principalmente a mujeres de mediana edad. El bezafibrato es un agente hipolipidémico utilizado en el tratamiento de la hipertrigliceridemia. Hay estudios que indican que el bezafibrato, solo o en combinación con ácido ursodeoxicólico, es efectivo para el tratamiento de la cirrosis biliar primaria. Aún no se comprenden completamente los mecanismos por los cuales el bezafibrato mejora el equilibrio en la concentración sérica de los lípidos y previene el daño en las células biliares. Esta revisión evalúa todos los datos sobre los efectos beneficiosos y perjudiciales del bezafibrato en pacientes con cirrosis biliar primaria en ensayos clínicos aleatorios. Los hallazgos de esta revisión se basan en seis ensayos clínicos aleatorios con 151 pacientes japoneses. El bezafibrato se comparó con ninguna intervención en cuatro ensayos (con la cointervención del ácido ursodeoxicólico en los grupos bezafibrato y control) y con ácido ursodeoxicólico en dos ensayos. Los hallazgos primarios de la revisión son que el bezafibrato no tiene efectos estadísticamente significativos sobre la mortalidad, la morbilidad relacionada con el hígado, los eventos adversos ni la calidad de vida de los pacientes con cirrosis biliar primaria. La posibilidad de un efecto positivo de la intervención con bezafibrato versus ninguna intervención sobre las medidas de la bioquímica hepática puede ser real, aunque también podría deberse a errores sistemáticos o a errores aleatorios. Los efectos beneficiosos y perjudiciales del bezafibrato en pacientes con cirrosis biliar primaria se deben evaluar de forma adicional en ensayos clínicos aleatorios que comparen el bezafibrato con placebo. La metodología de dichos ensayos debe ser impecable y los grupos de pacientes suficientemente grandes para reducir los riesgos de errores aleatorios.

Conclusiones de los autores: 

Esta revisión sistemática no demostró efectos del bezafibrato versus ninguna intervención sobre la mortalidad, la morbilidad relacionada con el hígado, los eventos adversos y el prurito en pacientes con cirrosis biliar primaria. Además, no se encontraron efectos significativos del bezafibrato sobre la mortalidad, la morbilidad relacionada con el hígado ni los eventos adversos en comparación con el ácido ursodeoxicólico. Ninguno de los ensayos evaluó la calidad de vida ni la fatiga. Los datos parecen indicar un posible efecto positivo de la intervención con bezafibrato sobre algunas medidas de la bioquímica hepática en comparación con el grupo control, pero los efectos observados podrían deberse a errores sistemáticos o a errores aleatorios. Se necesitan más ensayos clínicos aleatorios sobre los efectos del bezafibrato en la cirrosis biliar primaria con un riesgo bajo de errores sistemáticos y de errores aleatorios.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

El tratamiento de la cirrosis biliar primaria es complicado. Hay estudios que indican que el bezafibrato, solo o en combinación con ácido ursodeoxicólico (AUDC), es efectivo para el tratamiento de la cirrosis biliar primaria, aunque hasta el momento ninguna revisión sistemática resumió las pruebas.

Objetivos: 

Evaluar los efectos beneficiosos y perjudiciales del bezafibrato en pacientes con cirrosis biliar primaria.

Estrategia de búsqueda (: 

Se realizaron búsquedas hasta noviembre 2011 en el Registro de Ensayos Controlados del Grupo Cochrane Hepatobiliar (Cochrane Hepato-Biliary Group), el Registro Cochrane Central de Ensayos Controlados (Cochrane Central Register of Controlled Trials) (CENTRAL) en The Cochrane Library, MEDLINE, EMBASE, Science Citation Index Expanded, LILACS, clinicaltrials.gov y la WHO International Clinical Trials Registry Platform, así como búsquedas de texto completo. Las búsquedas en Chinese Bio-medical Literature Database, China Network Knowledge Information, Chinese Science Journal Database, Chinese Medical Citation Index, Wanfang Database, y las búsquedas de texto completo se realizaron hasta enero de 2011. Se estableció contacto con fabricantes y autores.

Criterios de selección: 

Todos los ensayos clínicos aleatorios que compararan el bezafibrato en cualquier dosis o régimen en pacientes con cirrosis biliar primaria versus placebo o ninguna intervención, o con otro fármaco. Se permitió cualquier intervención concomitante si se utilizó por igual en todos los grupos de tratamiento en el ensayo.

Obtención y análisis de los datos: 

Dos revisores extrajeron los datos. Se utilizó RevMan Analysis para el análisis estadístico de los datos dicotómicos con el cociente de riesgos (CR) o la diferencia de riesgos (DR), y para los datos continuos se utilizó la diferencia de medias (DM), ambos con intervalos de confianza (IC) del 95%. Se utilizaron dominios metodológicos para evaluar el riesgo de errores sistemáticos (sesgo). Se utilizó el análisis secuencial del ensayo para considerar los errores aleatorios (influencia del azar).

Resultados principales: 

Se incluyeron seis ensayos con 151 pacientes japoneses. Todos los ensayos presentaban un riesgo de sesgo elevado. Cuatro ensayos compararon bezafibrato más AUDC con ninguna intervención más AUDC (mencionado como bezafibrato versus ninguna intervención en el texto a continuación), y dos ensayos compararon bezafibrato con AUDC. En los ensayos incluidos no se registraron muertes y ningún paciente presentó complicaciones relacionadas con el hígado. El bezafibrato no tuvo efectos significativos sobre la aparición de eventos adversos en comparación con ninguna intervención (5/32 [16%] versus 0/28 [0%]) (CR 5,40; IC del 95%: 0,69 a 42,32; tres ensayos con 60 pacientes; I² = 0%) o con AUDC (2/32 [6%] versus 0/37 [0%]) (CR 6,19; IC del 95%: 0,31 a 122,05; dos ensayos con 69 pacientes; I² = 0%). El bezafibrato redujo significativamente la actividad de las fosfatasas alcalinas en suero en comparación con ninguna intervención (DM -186,04 U/l; IC del 95%: -249,03 a -123,04; cuatro ensayos con 79 pacientes; I² = 34%) y en comparación con AUDC (DM -162,90 U/l; IC del 95%: -199,68 a -126,12; dos ensayos con 48 pacientes; I² = 0%). Estos resultados fueron apoyados por los análisis secuenciales del ensayo. El bezafibrato comparado con ninguna intervención disminuyó significativamente la inmunoglobulina M en plasma (DM -164,00 mg/dl; IC del 95%: -259,47 a -68,53; tres ensayos con 50 pacientes; I² = 46%) y la concentración de bilirrubina en suero (DM -0,19 mg/dl; IC del 95%: -0,38 a -0,00; dos ensayos con 34 pacientes; I² = 0%). Sin embargo, los dos últimos resultados no fueron apoyados por los análisis secuenciales del ensayo. El bezafibrato comparado con ninguna intervención no tuvo efectos significativos sobre la actividad de la gamma glutamil transferasa en suero (DM -1,22 U/l; IC del 95%: -11,97 a 9,52; cuatro ensayos con 79 pacientes; I² = 42%) ni la alanina aminotransferasa en suero (DM -5,61 U/l; IC del 95%: -24,50 a 13,27; dos ensayos con 35 pacientes; I² = 34%). El bezafibrato comparado con AUDC no tuvo efectos significativos sobre la actividad de la gamma glutamil transferasa en suero (DM 38,44 U/l; IC del 95%: -180,67 a 257,55; dos ensayos con 49 pacientes; I² = 89%), la alanina aminotransferasa en suero (DM -2,34 U/l; IC del 95%: -34,73 a 30,06; dos ensayos con 49 pacientes; I² = 95%) ni la concentración de inmunoglobulina M en plasma (DM -20,23 mg/dl; IC del 95%: -218,71 a 178,25; dos ensayos con 41 pacientes; I² = 90%) en los metanálisis del modelo de efectos aleatorios, pero el bezafibrato redujo significativamente la actividad de la gamma glutamil transferasa en suero (DM -58,18; IC del 95%: -76,49 a -39,88; dos ensayos con 49 pacientes; I² = 89%), la alanina aminotransferasa en suero (DM -13,94; IC del 95%: -18,78 a -9,09; dos ensayos con 49 pacientes; I² = 95%) y la concentración de inmunoglobulina M en plasma (DM -99,90; IC del 95%: -130,72 a -69,07; dos ensayos con 41 pacientes; I² = 90%) en los metanálisis del modelo de efectos fijos. Un paciente que recibió bezafibrato se retiró debido a un evento adverso, comparado con ninguna intervención (DR 0,03; IC del 95%: -0,09 a 0,16; dos ensayos con 60 pacientes; I² = 0%).

Share/Save