Resultados de embarazo temprano y fertilidad después del tratamiento para el precáncer cervical (neoplasia intraepitelial cervical)

El problema
El riesgo de parto prematuro es mayor después del tratamiento local para el precáncer del cuello de la matriz (cuello uterino); no obstante, solamente hay unos pocos estudios de investigación que han examinado el efecto sobre los resultados de embarazo temprano y fertilidad después del tratamiento.

El objetivo de la revisión
El objetivo fue evaluar si el tratamiento para este cáncer (neoplasia intraepitelial cervical [NIC]) afecta negativamente las probabilidades de una concepción exitosa y los resultados de embarazo en el primer y segundo trimestres (menos de 24 semanas de gestación).

¿Cuáles son los principales hallazgos?
Se incluyeron todos los estudios que evaluaron los resultados de embarazo temprano y fertilidad en las pacientes que recibieron tratamiento local de la NIC versus pacientes sin tratar. Se identificaron quince estudios adecuados.

Resultados de fertilidad
Los resultados indican que el tratamiento local del cuello uterino no perjudica la capacidad de concebir; de hecho, la tasa general de embarazo fue mayor en las pacientes tratadas en comparación con las pacientes sin tratar (43% versus 38%). No hubo diferencias en las tasas de embarazo en las pacientes que tenían intención de concebir (88% tratadas versus 95% sin tratar) o en el número de pacientes que necesitaron más de 12 meses para concebir (15% tratadas versus 9% sin tratar).

Resultados de embarazo temprano
Las tasas de aborto espontáneo total (menos de 24 semanas de gestación) y en el primer trimestre (menos de 12 semanas de gestación) no fueron diferentes. Sin embargo, las pacientes después del tratamiento tuvieron una tasa de aborto espontáneo en el segundo trimestre significativamente mayor (entre 12 y 24 semanas de gestación) en comparación con los controles sin tratar (1,6% versus 0,4%). Las tasas de embarazos ectópicos y las terminaciones del embarazo fueron mayores en las pacientes tratadas versus las pacientes sin tratar.

¿Cuál es la calidad de las pruebas?
Los resultados deben interpretarse con cautela, ya que los estudios incluidos fueron pequeños y de diseño mixto. En su mayoría los estudios fueron de calidad baja y retrospectivos (analizaron información registrada previamente). No fue posible investigar el efecto de las diferentes técnicas de tratamiento y del tamaño del tejido extraído (es decir, la longitud del cono).

¿Cuáles son las conclusiones?
Los resultados indican que el tratamiento para la NIC no perjudica las probabilidades de una concepción exitosa, aunque se asocia con un mayor riesgo de aborto espontáneo en el segundo trimestre. Estas conclusiones deben interpretarse con cautela, ya que la calidad de los estudios incluidos fue baja o muy baja Los estudios de investigación futuros deben examinar la repercusión relacionada con la extensión del tratamiento y el método de tratamiento utilizado.

Conclusiones de los autores: 

Este metanálisis indica que el tratamiento para la NIC no perjudica la fertilidad, aunque se asoció con un mayor riesgo de aborto espontáneo en el segundo trimestre. Estos resultados se deben interpretar con cuidado ya que los estudios incluidos fueron no aleatorios y muchos fueron de calidad baja o muy baja y, por lo tanto, con alto riesgo de sesgo. Los estudios de investigación deben explorar los mecanismos que puedan explicar el aumento del riesgo de abortos espontáneos en el segundo trimestre y estratificar esta repercusión del tratamiento por la longitud del cono y el método de tratamiento utilizado.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

La neoplasia intraepitelial cervical (NIC) ocurre habitualmente en mujeres jóvenes en edad fértil. Aunque varios estudios han informado la repercusión que puede tener el tratamiento conservador cervical en los resultados obstétricos, hay muchas menos pruebas para los resultados de embarazo temprano y fertilidad.

Objetivos: 

Evaluar el efecto del tratamiento cervical de la NIC (por excéresis o ablativo) sobre los resultados de embarazo temprano y fertilidad.

Estrategia de búsqueda (: 

Se hicieron búsquedas en enero 2015 en las siguientes bases de datos: registro especializado del Grupo Cochrane de Cáncer Ginecológico (Cochrane Gynaecological Cancer Group), Registro Cochrane Central de Ensayos Controlados (Cochrane Central Register of Controlled Trials) (CENTRAL; The Cochrane Library, número 12, 2014), MEDLINE (hasta noviembre, semana 3, 2014) y en EMBASE (hasta semana 52, 2014).

Criterios de selección: 

Se incluyeron todos los estudios que informaron los resultados de embarazo temprano (menos de 24 semanas de gestación) y fertilidad en pacientes con antecedentes de tratamiento (por excéresis o ablativo) de la NIC en comparación con pacientes que no habían recibido tratamiento.

Obtención y análisis de los datos: 

Los estudios se clasificaron según el método de tratamiento utilizado y las variables principales de evaluación fertilidad o embarazo temprano. Los cocientes de riesgos (CR) agrupados y los intervalos de confianza (IC) del 95% se calcularon mediante un modelo de efectos aleatorios y la heterogeneidad entre los estudios se evaluó con I2. Dos autores de la revisión (MK, AM) evaluaron de forma independiente la elegibilidad de los artículos recuperados y el riesgo de sesgo. Los dos autores de la revisión compararon después sus resultados y cualquier desacuerdo se resolvió mediante discusión. De no resolverse, se involucró a un tercer revisor (MA) hasta alcanzar consenso.

Resultados principales: 

En la búsqueda bibliográfica se identificaron 15 estudios (2 223 592 participantes: 25 008 tratadas y 2 198 584 sin tratar) que cumplieron los criterios de inclusión para esta revisión. El metanálisis demostró que el tratamiento para la NIC no perjudicó las probabilidades de concepción. La tasa general de embarazo fue mayor en las pacientes tratadas (43%) versus las pacientes sin tratar (38%; CR 1,29; IC del 95%: 1,02 a 1,64; cuatro estudios, 38 050 participantes, calidad muy baja), aunque la heterogeneidad entre los estudios fue considerable (P < 0,01). Las tasas de embarazo en las pacientes tratadas y sin tratar con intención de concebir (88% versus 95%, CR 0,93; IC del 95%: 0,80 a 1,08; dos estudios, 70 participantes, calidad muy baja) y el número de pacientes que necesitaron más de 12 meses para concebir (14% versus 9%, CR 1,45; IC del 95%: 0,89 a 2,37; tres estudios, 1348 participantes, calidad muy baja) no difirieron. Aunque la tasa total de aborto espontáneo (4,6% versus 2,8%, CR 1,04; IC del 95%: 0,90 a 1,21; diez estudios, 39 504 participantes, calidad baja) y la tasa de aborto espontáneo en el primer trimestre (9,8% versus 8,4%, CR 1,16; IC del 95%: 0,80 a 1,69; cuatro estudios, 1103 participantes, calidad baja) fueron similares en las pacientes tratadas y sin tratar, el tratamiento de la NIC se asoció con un mayor riesgo de aborto espontáneo en el segundo trimestre (1,6% versus 0,4%, CR 2,60; IC del 95%: 1,45 a 4,67; ocho estudios, 2 182 268 participantes, calidad baja). El número de embarazos ectópicos (1,6% versus 0,8%, CR 1,89; IC del 95%: 1,50 a 2,39; seis estudios, 38 193 participantes, calidad baja) y las terminaciones del embarazo (12,2% versus 7,4%, CR 1,71; IC del 95%: 1,31 a 2,22; siete estudios, 38 208 participantes, calidad baja) también fueron mayores en las pacientes tratadas.

Los resultados deben ser interpretados con cautela. Los estudios incluidos a menudo fueron pequeños y tuvieron diseño heterogéneo. En su mayoría estos estudios fueron retrospectivos y de calidad baja o muy baja (evaluación GRADE), por lo que fueron proclives a sesgo. No fue posible realizar análisis de subgrupos de los métodos de tratamiento individual y los grupos de comparación, ni el análisis para estratificar por la longitud del cono.

Tools
Information
Share/Save