Antidepresivos tricíclicos para los trastornos del espectro autista (TEA) en niños y adolescentes

Los trastornos del espectro autista (TEA) se caracterizan por problemas con la interacción social y la comunicación verbal y no verbal, así como intereses y comportamientos restringidos y repetitivos. Los antidepresivos tricíclicos (ATC) son fármacos que alteran el nivel del neurotransmisor serotonina y se han usado en el tratamiento de los síntomas autistas, la ansiedad y los comportamientos del tipo obsesivo-compulsivo. Se encontraron tres ensayos que estudiaron dos ATC diferentes: clomipramina y tianeptina. Uno de los estudios de la clomipramina incluyó niños y adultos jóvenes; los otros dos estudios sólo incluyeron niños. Los tres ensayos fueron pequeños e incluían de 12 a 32 participantes. Sólo hay pruebas limitadas para apoyar el uso de clomipramina o tianeptina en el tratamiento de los pacientes con TEA, y algunas pruebas de los efectos secundarios que podrían limitar su utilidad. Los médicos que consideran el uso de ATC en el TEA deben ser conscientes de las pruebas limitadas y conflictivas del efecto y el perfil de efectos secundarios de los ATC cuando se debate sobre esta opción de tratamiento con pacientes con TEA y sus cuidadores. Se necesita más investigación antes de poder recomendar ATC para su uso en el TEA.

Conclusiones de los autores: 

Los médicos que consideran el uso de ATC deben ser conscientes de las pruebas limitadas y conflictivas del efecto y el perfil de efectos secundarios cuando se debate sobre esta opción de tratamiento con pacientes que presentan TEA y sus cuidadores. Se necesita investigación adicional antes de poder recomendar ATC para el tratamiento de los pacientes con TEA.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

Los trastornos del espectro autista (TEA) son un grupo heterogéneo de trastornos del desarrollo nervioso, que varían en gravedad y se caracterizan por la aparición temprana de retraso y anomalías en el desarrollo de la interacción social y la comunicación verbal y no verbal. El TEA se asocia con intereses o comportamientos restringidos o estereotipados. Los antidepresivos tricíclicos (ATC) bloquean la recaptación de noradrenalina y serotonina, y de este modo, aumentan la disponibilidad de estos neurotransmisores en el sistema nervioso central. A través de su impacto en la serotonina, los ATC se han usado en el tratamiento de los síntomas autistas y las comorbilidades en los pacientes con TEA.

Objetivos: 

Determinar si el tratamiento con antidepresivos tricíclicos:

1) mejora las características principales del autismo, incluida la restricción de la interacción social, la restricción de la comunicación y los comportamientos estereotípicos y repetitivos;
2) mejora las características secundarias como el comportamiento desafiante;
3) mejora los estados concomitantes, como la depresión y la ansiedad;
4) causa efectos adversos.

Estrategia de búsqueda (: 

Las últimas búsquedas para esta revisión se hicieron el 23 de mayo de 2011. Se hicieron búsquedas en: Registro Cochrane Central de Ensayos Controlados (Cochrane Central Register of Controlled Trials) (CENTRAL), 2011, número 2, MEDLINE (1948 hasta mayo, semana 2, 2011), EMBASE (1980 hasta 2011, semana 2), PsycINFO (1887 hasta la actualidad), CINAHL (1937 hasta la actualidad). También se hicieron búsquedas en Dissertation Abstracts International vía Dissertation Express y en el metaRegister of Controlled Trials.

Criterios de selección: 

Ensayos controlados aleatorios de cualquier dosis, duración y frecuencia de los ATC orales comparados con placebo, en niños y adolescentes con un diagnóstico de TEA, en los que se hubiese utilizado al menos una medida de resultado estandarizada.

Obtención y análisis de los datos: 

Dos revisores seleccionaron y evaluaron los estudios para la inclusión y el riesgo de sesgo de forma independiente. Todos los datos fueron continuos.

Resultados principales: 

Tres estudios cumplieron los criterios de inclusión para esta revisión. Dos estudios utilizaron clomipramina y uno tianeptina. Los tres ensayos fueron pequeños e incluían de 12 a 32 participantes. Uno de los ensayos de clomipramina incluyó niños y adultos jóvenes, mientras que los otros dos ensayos incluyeron sólo niños. Debido a la heterogeneidad en las características de los participantes del estudio, los ATC investigados y las medidas de resultado utilizadas, no fue posible realizar ningún metanálisis.

Sólo en uno de los tres estudios hubo una indicación de que la administración de tianeptina en los niños podría ser efectiva a corto plazo. En dicho estudio, los padres y los profesores informaron que redujo la irritabilidad, la hiperactividad y el contacto visual y el lenguaje inadecuados, aunque las calificaciones de los médicos no encontraron ningún impacto significativo sobre estos síntomas. También hubo efectos adversos significativos, que incluyeron un aumento de la somnolencia y una reducción en los niveles de actividad en estos pacientes mientras recibieron tratamiento con tianeptina. Las pruebas del impacto de la clomipramina en los dos estudios son contradictorias. Hubo pruebas de una mejoría en los síntomas autistas, la irritabilidad y los síntomas similares al trastorno obsesivo-compulsivo, aunque las pruebas fueron conflictivas con relación a la hiperactividad entre los dos estudios y no se observó ningún cambio significativo en cuanto al lenguaje inadecuado. También hubo efectos adversos informados con el uso de la clomipramina. Aunque las calificaciones de los efectos secundarios no fueron significativamente diferentes del placebo, hubo tasas significativas de abandonos en el brazo de clomipramina en un estudio.

Notas de traducción: 

La traducción y edición de las revisiones Cochrane han sido realizadas bajo la responsabilidad del Centro Cochrane Iberoamericano, gracias a la suscripción efectuada por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad del Gobierno español. Si detecta algún problema con la traducción, por favor, contacte con Infoglobal Suport, cochrane@infoglobal-suport.com.

Tools
Information
Share/Save