Antibióticos sistemáticos en la cesárea para reducir la infección

Las mujeres a las que se les realiza una cesárea tienen de cinco a 20 veces más probabilidades de presentar una infección, en comparación con las mujeres que tienen un parto vaginal. Estas infecciones se pueden presentar en los órganos dentro de la pelvis, alrededor de la incisión quirúrgica y a veces en la orina. Las infecciones pueden ser graves y en muy pocas ocasiones pueden provocar la muerte materna. Los posibles efectos beneficiosos de la reducción de la infección para la madre se deben equilibrar con cualquier efecto adverso como náuseas, vómitos, erupción cutánea y, pocas veces, reacciones alérgicas en la madre, así como con cualquier efecto de los antibióticos sobre el recién nacido, incluido el muguet. Esta revisión analizó si los antibióticos son efectivos para prevenir la infección en las mujeres que se someten a una cesárea. También examinó el efecto de proporcionar antibióticos antes o después de pinzar el cordón y diferentes tipos de antibióticos. La revisión encontró 95 estudios que incluyeron más de 15 000 mujeres. El uso sistemático de antibióticos en la cesárea redujo el riesgo de infecciones de la herida y el útero en las madres, así como el riesgo de complicaciones graves de infecciones para las madres en el 60% al 70%. Esta reducción ocurrió cuando la cesárea fue electiva o de urgencia, y cuando los antibióticos se administraron antes o después del pinzamiento del cordón umbilical. La evidencia que apoyó el tratamiento con antibióticos fue de calidad moderada, pero a menudo no se describió suficientemente bien la forma en la que se realizó el estudio. Ninguno de los estudios analizó adecuadamente los posibles efectos adversos sobre el recién nacido y, por lo tanto, aunque hay efectos beneficiosos para la madre, existe cierta incertidumbre sobre si hay efectos importantes sobre el recién nacido.

Conclusiones de los autores: 

Las conclusiones de esta revisión apoyan la recomendación de que se deben administrar antibióticos profilácticos de forma sistemática todas las mujeres que se someten a una cesárea para prevenir la infección. En comparación con placebo o ningún tratamiento, la administración de antibióticos profilácticos a las mujeres sometidas a cesárea redujo la incidencia de infección de la herida, la endometritis y las complicaciones infecciosas graves entre el 60% y el 70%. Hubo pocos datos sobre los efectos adversos y ninguna información del efecto de los antibióticos sobre el recién nacido, lo que dificultó la evaluación de los efectos beneficiosos y perjudiciales en general. Los antibióticos profilácticos administrados a todas las mujeres a las que se les realizó cesárea electiva o no electiva son claramente beneficiosos para las mujeres, pero existe incertidumbre acerca de las consecuencias para los recién nacidos.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

El factor de riesgo único más importante para la infección materna posparto es la cesárea. Aunque las guías respaldan el uso de antibióticos profilácticos para las mujeres que se someten a una cesárea, no hay una aplicación uniforme de esta recomendación. Esta es una actualización de una revisión Cochrane publicada por primera vez en 1995 y actualizada por última vez en 2010.

Objetivos: 

Evaluar los efectos de los antibióticos profilácticos comparados con ningún antibiótico profiláctico sobre las complicaciones infecciosas en mujeres a las que se les realiza una cesárea.

Estrategia de búsqueda (: 

Se hicieron búsquedas en el registro de ensayos del Grupo Cochrane de Embarazo y Parto (Cochrane Pregnancy and Childbirth Group) (31 de julio 2014) y en las listas de referencias de los estudios recuperados.

Criterios de selección: 

Ensayos controlados aleatorizados (ECA) y cuasialeatorizados que compararon los efectos de los antibióticos profilácticos versus ningún tratamiento en mujeres a las que se les realiza una cesárea.

Obtención y análisis de los datos: 

Dos autores de la revisión de forma independiente evaluaron los estudios para la inclusión, evaluaron el riesgo de sesgo y realizaron la extracción de los datos. Los resultados primarios de importancia clínica fueron la infección de la herida, la endometritis, las complicaciones infecciosas graves de la madre y los efectos adversos en el recién nacido. Los datos dicotómicos se presentaron como riesgo relativo (RR), con intervalos de confianza (IC) del 95% y los ensayos se combinaron en metanálisis. Se evaluó la calidad de la evidencia mediante el enfoque GRADE.

Resultados principales: 

Se identificaron 95 estudios que reclutaron más de 15 000 mujeres. En comparación con placebo o ningún tratamiento, la administración de antibióticos profilácticos en las mujeres sometidas a cesárea redujo la incidencia de infección de la herida (RR 0,40; IC del 95%: 0,35 a 0,46, 82 estudios, 14 407 mujeres), la endometritis (RR 0,38; IC del 95%: 0,34 a 0,42, 83 estudios, 13 548 mujeres) y las complicaciones infecciosas graves maternas (RR 0,31; IC del 95%: 0,20 a 0,49, 32 estudios, 6159 mujeres). Cuando solo se analizaron los estudios que incluyeron mujeres sometidas a una cesárea electiva, también se observó una reducción de la incidencia de infecciones de la herida (RR 0,62; IC del 95%: 0,47 a 0,82; 17 estudios, 3537 mujeres) y de endometritis (RR 0,38; IC del 95%: 0,24 a 0,61; 15 estudios, 2502 mujeres) con los antibióticos profilácticos. Se observaron estimaciones similares de los efectos si los antibióticos se administraron antes o después de pinzar el cordón. Se estudió el efecto de diferentes regímenes de antibióticos y se observaron reducciones similares en la incidencia de infecciones con la mayoría de los antibióticos y combinaciones.

No hubo datos disponibles para calcular el efecto de la administración de antibióticos a la madre sobre los resultados del recién nacido. No hay estudios que recopilen e informen de manera sistemática los resultados adversos sobre los recién nacidos, ni sobre el efecto de los antibióticos en el sistema inmunológico de los recién nacidos en desarrollo. Ningún estudio informó sobre la incidencia de la candidiasis oral (muguet) en los recién nacidos. También se describieron en muy pocas ocasiones los efectos adversos maternos.

Se consideró que la evidencia del tratamiento con antibióticos, comparado con ningún tratamiento, fue de calidad moderada; la mayoría de los estudios carecieron de una descripción adecuada de los métodos y se evaluaron como riesgo incierto sesgo.

Notas de traducción: 

La traducción y edición de las revisiones Cochrane han sido realizadas bajo la responsabilidad del Centro Cochrane Iberoamericano, gracias a la suscripción efectuada por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad del Gobierno español. Si detecta algún problema con la traducción, por favor, contacte con Infoglobal Suport, cochrane@infoglobal-suport.com.

Tools
Information
Share/Save