Guantes, batas y máscaras para la reducción de la transmisión del Staphylococcus aureus resistente a meticilina (SARM) en el hospital

¿Qué es el SARM y por qué es un problema en los hospitales?

SARM significa "Staphylococcus aureus resistente a la meticilina (o methicilina)". Éste es un tipo común de bacteria (Staphylococcus aureus) que ya no es eliminada por la meticilina (también conocida como "methicilina", un antibiótico) u otros antibióticos que se administran con frecuencia para tratar las infecciones. El SARM puede vivir en las personas sin enfermarlas y sin que muestren ningún síntoma, pero es peligroso cuando infecta a personas que están indispuestas.

El SARM se transfiere fácilmente de un paciente a otro en los hospitales, donde causa infecciones graves y puede provocar la muerte. Esta transmisión ocurre principalmente a través de los trabajadores sanitarios cuando sus manos, ropa o el equipamiento se contaminana con SARM durante la atención habitual de pacientes que presentan SARM. El contacto posterior de las manos contaminadas, la ropa o el equipamiento con otros pacientes permite que el SARM se propague dentro del hospital.

¿Por qué el uso de guantes, batas o máscaras puede ayudar a prevenir la transmisión de SARM entre los pacientes en los hospitales?

Es posible que el uso de guantes desechables con o sin el uso de batas desechables o lavables pueda prevenir la transmisión de SARM, ya que protegerían las manos y la ropa de los trabajadores sanitarios de la contaminación con SARM. Los guantes y las batas se desecharían después de haber atendido a un paciente y se utilizarían otros limpios para atender al próximo paciente. El uso de máscaras también podría prevenir la propagación del SARM a través del aire.

No se sabe si el uso de guantes, batas o máscaras reduce la propagación del SARM cuando se utilizan de forma individual, o si la combinación de dos de los tres, o los tres, produce mejores resultados.

Objetivo de esta investigación y lo que los investigadores encontraron

Los investigadores intentaron determinar si el uso de guantes, una bata o una máscara por cualquier persona en el hospital (por ejemplo, un médico) con contacto cercano con un paciente con SARM impide la transmisión del SARM de este paciente a otras personas en el hospital.

Los investigadores hicieron una búsqueda amplia de la bibliografía médica hasta junio de 2015, pero no encontraron estudios rigurosos que analizaran este tema.

Actualmente, no existen pruebas científicas de que el uso de guantes, una bata o una máscara por las personas con contacto cercano con pacientes con SARM reduzca la transmisión del SARM a otras personas en el hospital. Sin embargo, lo anterior no se debe interpretar como una demostración de que los guantes, las batas o las máscaras no son eficaces; significa que la investigación que se requiere para medir un efecto (de haber alguno) no se ha realizado todavía.

Conclusiones de los autores: 

No se encontraron estudios que evaluaran los efectos del uso de guantes, batas o máscaras para el contacto con pacientes hospitalizados con SARM, o con su ambiente inmediato, sobre la transmisión del SARM a los pacientes, el personal del hospital, los cuidadores o los visitantes de los pacientes. Esta falta de pruebas no se debe interpretar como pruebas de ningún efecto de estas intervenciones. Los efectos de los guantes, las batas y las máscaras en estas circunstancias todavía se deben determinar mediante estudios experimentales rigurosos como ensayos aleatorios grupales que incluyan salas u hospitales múltiples, o estudios de series de tiempo interrumpido.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

El Staphylococcus aureus resistente a meticilina (SARM; también conocido como S aureus resistente a methicilina) es un agente patógeno común adquirido en el hospital que aumenta la morbilidad, la mortalidad y los costos de la atención sanitaria. Su control es un problema no resuelto en muchos hospitales en todo el mundo. La base de pruebas de los efectos del uso de guantes, batas o máscaras como medidas de control para el SARM no está clara.

Objetivos: 

Evaluar la efectividad de utilizar guantes, una bata o una máscara cuando se prevé el contacto con un paciente hospitalizado colonizado o infectado por SARM, o con el ambiente inmediato del paciente.

Estrategia de búsqueda (: 

Se hicieron búsquedas en los registros especializados de tres grupos Cochrane (Grupo de Heridas [Wounds Group] el 5 junio 2015; Grupo para una Práctica y Organización Sanitaria Efectivas Effective Practice and Organisation of Care [EPOC] el 9 julio 2013; y grupo de Enfermedades Infecciosas [Infectious Diseases] el 5 enero 2009); CENTRAL (The Cochrane Library 2015, número 6); DARE, HTA, NHS EED, y en el Registro de Metodología (Methodology Register) (The Cochrane Library 2015, número 6); MEDLINE y MEDLINE In-Process & Other Non-Indexed Citations (1946 hasta junio, semana 1, 2015); EMBASE (1974 hasta 4 junio 2015); Web of Science (WOS) Core Collection (desde su inicio hasta el 7 junio 2015); CINAHL (1982 hasta el 5 junio 2015); British Nursing Index (1985 hasta el 6 julio 2010); y en ProQuest Dissertations & Theses Database (1639 hasta el 11 junio 2015). También se hicieron búsquedas en tres registros de ensayos (el 6 junio 2015), en listas de referencias de artículos y en actas de congresos. Finalmente, se estableció contacto con personas pertinentes para obtener estudios adicionales.

Criterios de selección: 

Estudios que evalúan los efectos sobre la transmisión del SARM del uso de guantes, batas o máscaras por cualquier persona en el contexto hospitalario cuando se prevé el contacto con un paciente hospitalizado colonizado o infectado por SARM, o con el ambiente inmediato del paciente. No se evaluaron los efectos adversos o asuntos económicos asociados con estas intervenciones.

Se consideró elegible cualquier comparador. Con respecto al diseño del estudio, solamente fueron elegibles los ensayos controlados aleatorios (grupales o no) y los siguientes estudios experimentales no aleatorios: ensayos controlados cuasialeatorios (grupales o no), ensayos controlados no aleatorios (grupales o no), estudios controlados del tipo antes y después (before-and-after studies), estudios de cohortes controlados del tipo antes y después, estudios de series de tiempo interrumpido (controlados o no) y estudios de medidas repetidas. No se excluyó ningún estudio en base al idioma o fecha de publicación.

Obtención y análisis de los datos: 

Dos autores de la revisión decidieron de forma independiente la elegibilidad de los estudios. De haberse incluido algún estudio, dos autores de la revisión habrían extraído los datos (al menos de los datos de resultado) y evaluado el riesgo de sesgo de forma independiente. Se habrían seguido los procedimientos metodológicos estándar indicados por Cochrane y el Grupo Cochrane de EPOC (Cochrane EPOC Group) para evaluar el riesgo de sesgo y analizar los datos.

Resultados principales: 

No se identificaron estudios elegibles para esta revisión, ya fueran completados o en curso.

Notas de traducción: 

La traducción y edición de las revisiones Cochrane han sido realizadas bajo la responsabilidad del Centro Cochrane Iberoamericano, gracias a la suscripción efectuada por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad del Gobierno español. Si detecta algún problema con la traducción, por favor, contacte con Infoglobal Suport, cochrane@infoglobal-suport.com.

Tools
Information
Share/Save