Entrenamiento asistido por aparatos electromecánicos para mejorar la funcionalidad del brazo y la discapacidad después del accidente cerebrovascular

Pregunta de la revisión

Evaluar los efectos del entrenamiento electromecánico y asistido por robot del brazo para mejorar la funcionalidad del brazo en los pacientes que han presentado un accidente cerebrovascular.

Antecedentes

Más de dos tercios de los pacientes que presentan un accidente cerebrovascular tienen dificultades como una reducción en la funcionalidad del brazo, que puede restringir la capacidad para realizar las actividades cotidianas, reducir la productividad, limitar las actividades sociales y dar lugar a una carga económica. El entrenamiento electromecánico y asistido por robot del brazo utiliza máquinas especializadas para ayudar en la rehabilitación mediante el apoyo de los movimientos del hombro, el codo o la mano. Sin embargo, no está claro el papel del entrenamiento electromecánico y asistido por robot del brazo en la mejoría de la funcionalidad del brazo después del accidente cerebrovascular.

Características de los estudios

Se identificaron 45 ensayos (con 1619 participantes) hasta enero de 2018 y se incluyeron en la revisión. Se describieron 24 dispositivos electromecánicos diferentes en los ensayos, que compararon el entrenamiento electromecánico y asistido por robot del brazo con otras intervenciones. Los participantes tenían entre 21 y 80 años de edad, la duración de los ensayos varió de dos a 12 semanas, el tamaño de los ensayos estuvo entre ocho y 127 participantes y el resultado primario (actividades cotidianas: la variable objetivo y más importante que se midió) difirió entre los ensayos incluidos.

Resultados clave

El entrenamiento electromecánico y asistido por robot del brazo mejoró las actividades cotidianas, así como la funcionalidad y la fuerza muscular del brazo afectado en los pacientes después del accidente cerebrovascular. Debido a que los eventos adversos como las lesiones y el dolor se describieron con poca frecuencia, estos dispositivos se pueden aplicar como una herramienta de rehabilitación, aunque todavía no se sabe cuándo ni con qué frecuencia se deben utilizar.

Calidad de la evidencia

La calidad de la evidencia fue alta.

Conclusiones de los autores: 

Los pacientes que reciben entrenamiento electromecánico y asistido por robot del brazo después del accidente cerebrovascular podrían mejorar las actividades cotidianas, así como la funcionalidad y la fuerza muscular del brazo y la mano. Sin embargo, los resultados se deben interpretar con cautela, aunque la calidad de la evidencia fue alta, porque hubo variaciones entre los ensayos en cuanto a: la intensidad, la duración y la cantidad de entrenamiento; el tipo de tratamiento; las características de los participantes; y las mediciones utilizadas.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

Los dispositivos de entrenamiento electromecánico y asistido por robot del brazo se utilizan en la rehabilitación y podrían ayudar a mejorar la funcionalidad del brazo después del accidente cerebrovascular.

Objetivos: 

Evaluar la efectividad del entrenamiento electromecánico y asistido por robot del brazo en la mejoría de las actividades cotidianas, así como de la funcionalidad y la fuerza muscular del brazo en los pacientes después del accidente cerebrovascular. También se evaluó la aceptabilidad y la seguridad del tratamiento.

Estrategia de búsqueda (: 

Se hicieron búsquedas en el registro de ensayos del Grupo Cochrane de Accidentes Cerebrales Vasculares (Cochrane Stroke Group's Trials Register) (última búsqueda, enero de 2018), Registro Cochrane Central de Ensayos Controlados (Cochrane Central Register of Controlled Trials) (CENTRAL) (la Cochrane Library 2018, número 1), MEDLINE (1950 hasta enero de 2018), Embase (1980 hasta enero de 2018), CINAHL (1982 hasta enero de 2018), AMED (1985 hasta enero de 2018), SPORTDiscus (1949 hasta enero de 2018), PEDro (búsqueda febrero de 2018), Compendex (1972 hasta enero de 2018) y en Inspec (1969 hasta enero de 2018). También se realizaron búsquedas manuales en los resúmenes de congresos relevantes, búsquedas en los ensayos y registros de investigación, se verificaron las listas de referencias y se estableció contacto con los investigadores, expertos y investigadores en el ámbito, así como con los fabricantes de dispositivos comerciales.

Criterios de selección: 

Ensayos controlados aleatorios que compararon el entrenamiento electromecánico y asistido por robot del brazo para la recuperación de la funcionalidad del brazo con otras intervenciones de rehabilitación o placebo o con ningún tratamiento, para los pacientes después del accidente cerebrovascular.

Obtención y análisis de los datos: 

Dos autores de la revisión, de forma independiente, seleccionaron los ensayos para inclusión, evaluaron la calidad de los ensayos y el riesgo de sesgo, utilizaron el enfoque GRADE para evaluar la calidad del grupo de evidencia y extrajeron los datos. Se estableció contacto con los autores de los ensayos para obtener información adicional. Se analizaron los resultados como diferencias de medias estandarizadas (DME) para las variables continuas y diferencias de riesgos (DR) para las variables dicotómicas.

Resultados principales: 

En esta actualización de la revisión se incluyeron 45 ensayos (con 1619 participantes). El entrenamiento electromecánico y asistido por robot del brazo mejoró las puntuaciones de las actividades cotidianas (DME 0,31; intervalo de confianza [IC] del 95%: 0,09 a 0,52; P = 0,0005; I² = 59%; 24 estudios, 957 participantes, evidencia de alta calidad), la funcionalidad del brazo (DME 0,32; IC del 95%: 0,18 a 0,46; p < 0,0001, I² = 36%, 41 estudios, 1452 participantes, evidencia de alta calidad) y la fuerza muscular del brazo (DME 0,46; IC del 95%: 0,16 a 0,77; P = 0,003, I² = 76%, 23 estudios, 826 participantes, evidencia de alta calidad). El entrenamiento electromecánico y asistido por robot del brazo no aumentó el riesgo de abandono de los participantes (DR 0,00; IC del 95%: -0,02 a 0,02; P = 0,93; I² = 0%, 45 estudios, 1619 participantes, evidencia de calidad moderada), y los eventos adversos fueron poco frecuentes.

Notas de traducción: 

La traducción y edición de las revisiones Cochrane han sido realizadas bajo la responsabilidad del Centro Cochrane Iberoamericano, gracias a la suscripción efectuada por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad del Gobierno español. Si detecta algún problema con la traducción, por favor, contacte con Infoglobal Suport, cochrane@infoglobal-suport.com.

Tools
Information
Share/Save