Uso de dispositivos vibratorios para ayudar a los pacientes con fibrosis quística a eliminar la mucosidad de las vías respiratorias

Pregunta de la revisión

Se revisó la evidencia sobre el efecto de los dispositivos vibratorios (p.ej., Flutter, acapella, corneta, Quake®, ventilación percutora intrapulmonar, osciladores de alta frecuencia de la pared torácica (p.ej., Vest®), VibraLung®,, MetaNeb® y Aerobika® para ayudar a los pacientes con fibrosis quística a limpiar de mucosidad las vías respiratorias. Esta es una actualización de una revisión publicada anteriormente.

Antecedentes

Los pacientes con fibrosis quística tienen demasiada mucosidad pegajosa en los pulmones, lo que puede provocar una infección e inflamación constante. Esto daña las vías respiratorias y empeora la función pulmonar con el tiempo. Los pacientes con fibrosis quística utilizan la fisioterapia respiratoria para eliminar la mucosidad de los pulmones. Pueden utilizar diferentes métodos solos o en combinación con otros: técnicas manuales, técnicas de respiración y dispositivos mecánicos. Los dispositivos vibratorios (también conocidos a veces como osciladores) utilizan la presión generada dentro o fuera del cuerpo para eliminar la mucosidad.

Fecha de la búsqueda

La evidencia está actualizada hasta el 29 de julio de 2019.

Características de los estudios

La revisión incluyó 39 estudios con 1114 pacientes con fibrosis quística de entre cuatro y 63 años de edad. Los estudios compararon diferentes tratamientos con fisioterapia y los pacientes se seleccionaron para un tratamiento u otro al azar. No hay muchos estudios que examinen los mismos tipos de fisioterapia durante el mismo período de tiempo; los estudios varían en duración desde dos días hasta 13 meses.

Resultados clave

Debido a las diferencias en el diseño de los estudios, fue difícil combinar los resultados de estos estudios de manera útil.

No se encontró evidencia clara de que los dispositivos vibratorios fueran mejores que cualquier otra forma de fisioterapia con la que se compararon en estos estudios, o que un dispositivo fuera mejor que otro. Un estudio encontró que los pacientes que utilizaron un dispositivo vibratorio necesitaron con más frecuencia antibióticos adicionales por una infección respiratoria que los que utilizaron presión espiratoria positiva. Al recomendar el método más adecuado para la depuración de las vías respiratorias, los fisioterapeutas deben tener en cuenta las necesidades de los pacientes que tratan.

Para el futuro, se necesitan ensayos más grandes y prolongados para medir la frecuencia de las infecciones pulmonares, la preferencia, el cumplimiento y la satisfacción general con el tratamiento, también se deben tener en cuenta las limitaciones financieras. Se considera que la adherencia es importante, porque si los pacientes con fibrosis quística están dispuestos a seguir su régimen de fisioterapia, puede haber mejoras en otros resultados como la tolerancia al ejercicio, la función respiratoria y la mortalidad.

Calidad de la evidencia

En general, se considera que la mayoría de los estudios tuvieron algunos problemas de diseño que podrían afectar la confianza en algunos de los resultados. En aproximadamente la cuarta parte de los estudios hubo preocupación con respecto a que no se informaran claramente todos los resultados y en alrededor de una tercera parte de los estudios no se explicaron claramente las razones por las que los pacientes se retiraron del ensayo. En las comparaciones de los diferentes tipos de fisioterapia, el paciente y su fisioterapeuta siempre sabrán qué tratamiento se administra, lo que puede afectar sus respuestas a algunas preguntas, como por ejemplo qué tratamiento hace que se sienta mejor, pero se considera que esto solo fue un problema en unos pocos estudios. Se utilizó un sistema de puntuación llamado GRADE para evaluar la calidad de la evidencia que se consideró de calidad baja o muy baja, lo que indica que es muy probable que estudios de investigación ulteriores afecten la confianza en los resultados de esta revisión en cualquiera de las intervenciones analizadas.

Conclusiones de los autores: 

No hubo evidencia clara de que la oscilación fuera una intervención más o menos eficaz en general en comparación con otras formas de fisioterapia; además, no hubo evidencia de que un dispositivo fuera superior a otro. Los resultados de un estudio que muestran un aumento en la frecuencia de las exacerbaciones que requieren antibióticos mientras se utiliza un dispositivo oscilatorio en comparación con la presión espiratoria positiva pueden tener importantes implicaciones de recursos. Se necesitan más ensayos controlados aleatorizados a largo plazo con poder estadístico más adecuado y los resultados que se midan deben incluir la frecuencia de las exacerbaciones, la preferencia individual, el cumplimiento del tratamiento y la satisfacción general con el mismo. El aumento de la adhesión al tratamiento puede dar lugar a mejoras en otros parámetros, como la tolerancia al ejercicio y la función respiratoria. Se necesita evidencia adicional para evaluar si los dispositivos oscilatorios combinados con otras formas de depuración de las vías respiratorias son eficaces en los pacientes con fibrosis quística. También puede ser necesario considerar la implicación del costo de los dispositivos sobre otras formas de técnicas de depuración de las vías respiratorias igualmente ventajosas. Con el uso del método GRADE para evaluar la calidad de la evidencia se consideró que ésta fue de baja o muy baja calidad, lo que indica que es muy probable que los estudios de investigación adicionales tengan un impacto en la confianza en cualquier estimación del efecto generado por intervenciones futuras.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

La fisioterapia torácica se prescribe ampliamente para ayudar a la depuración de las secreciones de las vías respiratorias en los pacientes con fibrosis quística. Los dispositivos oscilatorios generan oscilaciones intra o extratorácicas por vía oral o por fuera de la pared torácica. Internamente crean resistencias variables dentro de las vías respiratorias y generan una presión positiva oscilatoria controlada que moviliza la mucosidad. Las oscilaciones extratorácicas son generadas por fuerzas fuera del aparato respiratorio, p.ej., la oscilación de alta frecuencia de la pared torácica. Esta es una actualización de una revisión publicada anteriormente.

Objetivos: 

Identificar si los dispositivos de oscilación, utilizados por vía oral o a través de la pared torácica, son efectivos para la depuración mucociliar y si son equivalentes o superiores a otras formas de depuración de las vías respiratorias para la depuración exitosa de las secreciones en los pacientes con fibrosis quística.

Métodos de búsqueda: 

Se realizaron búsquedas en el Registro de Ensayos del Grupo Cochrane de Fibrosis Quística y Enfermedades Genéticas (Cochrane Cystic Fibrosis and Genetic Disorders Group) que incluye referencias identificadas en búsquedas exhaustivas en bases de datos electrónicas y búsquedas manuales en revistas pertinentes y libros de resúmenes de congresos. Última búsqueda en el registro de ensayos de Fibrosis Quística: 29 de julio de 2019.

Además, se realizaron búsquedas en las bases de datos de ensayos ClinicalTrials.gov y en la WHO International Clinical Trials Registry Platform. Última búsqueda en las bases de datos de ensayos: 15 de agosto de 2019.

Criterios de selección: 

Ensayos controlados aleatorizados y estudios clínicos controlados de dispositivos oscilatorios comparados con cualquier otra forma de fisioterapia en pacientes con fibrosis quística. Se excluyeron las intervenciones terapéuticas únicas (técnica de tratamiento utilizada sólo una vez en la comparación).

Obtención y análisis de los datos: 

Dos autores aplicaron de forma independiente los criterios de inclusión a las publicaciones, evaluaron la calidad de los estudios incluidos y valoraron la evidencia mediante GRADE.

Resultados principales: 

Las búsquedas identificaron 82 estudios (330 referencias); 39 estudios (con un total de 1114 participantes) cumplieron los criterios de inclusión. La duración de los estudios varió desde una semana hasta un año; 20 de los estudios fueron de diseño cruzado. Los estudios también variaron en cuanto al tipo de intervención y los resultados medidos, los datos no se publicaron con suficiente detalle en la mayoría de estos estudios, por lo que el metanálisis fue limitado. Se consideró que pocos estudios tuvieron bajo riesgo de sesgo en cualquier dominio. No es posible cegar a los participantes y a los médicos a las intervenciones de fisioterapia, pero 13 estudios cegaron a los evaluadores de resultados. La calidad de la evidencia en todas las comparaciones varió de baja a muy baja.

El volumen espiratorio forzado en un segundo fue el resultado que se midió con más frecuencia y, aunque muchos de los estudios informaron de una mejora en los pacientes que utilizaron un dispositivo vibratorio en comparación con el período anterior al estudio, hubo pocas diferencias al comparar los diferentes dispositivos entre sí o con otras técnicas de depuración de las vías respiratorias. Un estudio identificó un aumento en la frecuencia de las exacerbaciones que requirieron antibióticos mientras se utilizó la oscilación de alta frecuencia de la pared torácica en comparación con la presión espiratoria positiva (evidencia de calidad baja). Se produjeron algunos cambios pequeños pero significativos en variables de resultados secundarios, como el volumen o el peso del esputo, pero no totalmente a favor de los dispositivos oscilatorios y, debido a la evidencia de calidad baja o muy baja, no está claro si se debieron a la intervención en particular. En 13 estudios se informó sobre la satisfacción de los participantes, pero nuevamente con evidencia de calidad baja o muy baja y no siempre a favor de un dispositivo oscilatorio, ya que algunos participantes prefirieron las técnicas de respiración o las técnicas utilizadas antes de las intervenciones del estudio. Los resultados de las medidas de resultado restantes no se examinaron ni se presentaron datos suficientes para aportar evidencia de alto nivel.

Notas de traducción: 

La traducción y edición de las revisiones Cochrane han sido realizadas bajo la responsabilidad del Centro Cochrane Iberoamericano, gracias a la suscripción efectuada por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad del Gobierno español. Si detecta algún problema con la traducción, por favor, contacte con Infoglobal Suport, cochrane@infoglobal-suport.com.

Tools
Information
Share/Save