La metildopa reduce la presión arterial en pacientes con hipertensión arterial

La metildopa es un fármaco que ya se utilizaba en los años sesenta para tratar la hipertensión arterial. Aunque se cree que la metildopa reduce la presión arterial, existen preocupaciones relacionadas con los posibles efectos adversos asociados con el fármaco. El objetivo de esta revisión fue determinar el grado de reducción de la presión arterial con metildopa, la naturaleza del perfil de efectos adversos de la metildopa, y determinar el impacto clínico de su uso para la hipertensión. La búsqueda encontró 12 ensayos con un total de 595 pacientes asignados al azar a un brazo de tratamiento con metildopa (296 pacientes) o a un brazo de tratamiento con placebo (299 pacientes). La dosis diaria de metildopa utilizada en estos estudios varió entre 500 y 2250 mg/día. La dosis diaria de metildopa estudiada con mayor frecuencia fue 750 mg/día. La mayoría de los estudios hizo un seguimiento de los pacientes durante cuatro a seis semanas de tratamiento. Ninguno de los estudios informó el impacto clínico de la metildopa (p.ej., si la metildopa redujo el riesgo de presentar un accidente cerebrovascular en comparación con placebo). El informe global de los efectos adversos fue deficiente, por lo tanto, no fue posible establecer conclusiones acerca del perfil de efectos adversos. Este metanálisis encontró que la metildopa reduce la presión arterial sistólica/diastólica aproximadamente en 13/8 mmHg en comparación con placebo.

Conclusiones de los autores: 

La metildopa produce diferentes grados de reducción de la presión arterial en comparación con placebo en pacientes con hipertensión primaria. Sin embargo, el efecto sobre los resultados clínicos todavía no está claro.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

La hipertensión se asocia con un mayor riesgo de accidente cerebrovascular, infarto de miocardio e insuficiencia cardíaca congestiva. La metildopa es un antihipertensivo que actúa a nivel central, utilizada con frecuencia en los años setenta y ochenta para el control de la presión arterial. Hoy en día, su uso se ha reemplazado por otros tipos de antihipertensivos que poseen menos efectos secundarios, aunque todavía se emplea en países en desarrollo por su bajo coste. Se necesita una revisión sobre la efectividad relativa comparada con placebo de los indicadores indirectos y los resultados clínicos.

Objetivos: 

Cuantificar el efecto de la metildopa comparada con placebo en ensayos controlados aleatorizados (ECA) sobre la mortalidad por todas las causas, la mortalidad cardiovascular, los eventos adversos graves, los infartos de miocardio, los accidentes cerebrovasculares, los retiros por efectos adversos y la presión arterial en pacientes con hipertensión primaria.

Métodos de búsqueda: 

Se buscó en las bases de datos siguientes: Registro Cochrane Central de Ensayos Controlados (Cochrane Central Register of Controlled Trials) (1960 a junio de 2009), MEDLINE (2005 a junio de 2009) y EMBASE (2007 a junio de 2009). También se revisaron las citas bibliográficas de los estudios recuperados. No se aplicaron restricciones de idioma.

Criterios de selección: 

Se seleccionaron los ECA que estudiaron a pacientes con hipertensión primaria. Se excluyeron los estudios de pacientes con hipertensión secundaria o hipertensión gestacional.

Obtención y análisis de los datos: 

Dos autores de la revisión, de forma independiente, extrajeron los datos y evaluaron la calidad de los ensayos con la herramienta de riesgo de sesgo. La síntesis y el análisis de los datos se realizaron con RevMan 5. Los datos de la presión arterial se combinaron con el método de la varianza inversa genérica.

Resultados principales: 

Doce ensayos (n = 595) cumplieron los criterios de inclusión para esta revisión. Ninguno de los estudios evaluó los efectos de la metildopa en comparación con placebo sobre los resultados de mortalidad y morbilidad. Los datos de los retiros debido a los efectos adversos no se informaron de una manera tal que permitiera realizar un metanálisis significativo. Los datos de seis de los 12 ensayos (n = 231) se combinaron para evaluar los efectos hipotensores de la metildopa en comparación con placebo. Este metanálisis encontró que la metildopa en dosis de 500 a 2250 mg/día produce una reducción media de la presión arterial sistólica y diastólica de 13 (IC del 95%: 6 a 20) / 8 (IC del 95%: 4 a 13) mmHg. En general el riesgo de sesgo se consideró moderado.

Notas de traducción: 

La traducción y edición de las revisiones Cochrane han sido realizadas bajo la responsabilidad del Centro Cochrane Iberoamericano, gracias a la suscripción efectuada por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad del Gobierno español. Si detecta algún problema con la traducción, por favor, contacte con Infoglobal Suport, cochrane@infoglobal-suport.com.

Tools
Information
Share/Save