Escopolamina para la prevención y el tratamiento del trastorno debido al movimiento

Esta revisión Cochrane resume la evidencia de 14 estudios controlados aleatorizados que evalúan la efectividad y la seguridad de la escopolamina para el tratamiento del trastorno debido al movimiento. Los resultados muestran que la escopolamina fue más eficaz que placebo y derivados similares a la escopolamina en la prevención de las náuseas y los vómitos asociados con el trastorno debido al movimiento. Sin embargo, la escopolamina no mostró ser superior a los antihistamínicos y a las combinaciones de escopolamina y efedrina. La escopolamina tuvo menos probabilidades de provocar somnolencia, visión borrosa o mareos, en comparación con estos otros agentes.

Conclusiones de los autores: 

Se ha demostrado que el uso de la escopolamina versus placebo es eficaz en la prevención de la cinetosis. No se pueden establecer conclusiones sobre la efectividad comparativa de la escopolamina y otros agentes, como los antihistamínicos y los antagonistas de los canales de calcio. Además, no se identificaron ensayos controlados aleatorizados que analizaran la efectividad de la escopolamina en el tratamiento de los síntomas establecidos de la cinetosis.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

Esta es una actualización de una revisión Cochrane publicada por primera vez en The Cochrane Library , Número 3, 2004 y actualizada previamente en 2007 y 2009.

Cinetosis: malestar experimentado cuando el movimiento percibido perturba los órganos del equilibrio, puede incluir síntomas como náuseas, vómitos, palidez, sudores fríos, sialorrea, hiperventilación y cefaleas. El control y la prevención de estos síntomas incluye el uso de tratamientos farmacológicos, conductuales y complementarios. A pesar de que la escopolamina (hioscina) se ha utilizado en el tratamiento y la prevención de la cinetosis durante décadas, no se han realizado revisiones sistemáticas sobre su efectividad.

Objetivos: 

Evaluar la efectividad de la escopolamina versus ningún tratamiento, placebo, otros fármacos, terapia conductual y complementaria o dos o más de los tratamientos anteriores en combinación para la cinetosis en personas (adultos y niños) sin patología vestibular, visual o del sistema nervioso central confirmada.

Métodos de búsqueda: 

Se realizaron búsquedas en el Registro Especializado de Ensayos Controlados del Grupo Cochrane de Enfermedades de Oído, Nariz y Garganta (Cochrane Ear, Nose and Throat Disorders Group); Registro Cochrane Central de Ensayos Controlados (Cochrane Central Register of Controlled Trials, CENTRAL); PubMed; EMBASE; CINAHL; Web of Science; BIOSIS Previews; Cambridge Scientific Abstracts; ICTRP y otras fuentes adicionales de ensayos publicados y no publicados. La fecha de la búsqueda más reciente fue 14 de abril de 2011.

Criterios de selección: 

Se incluyeron todos los ensayos controlados aleatorizados (ECA) de brazos paralelos que se centren en la escopolamina versus ningún tratamiento, placebo, otros fármacos, terapia conductual y complementaria, o dos o más de los tratamientos anteriores en combinación. Se consideraron los resultados relacionados con la prevención de la aparición o el tratamiento de la cinetosis clínicamente definida, la capacidad para realizar las tareas y las pruebas psicológicas, los cambios en los parámetros fisiológicos y los efectos adversos.

Obtención y análisis de los datos: 

Dos autores de la revisión extrajeron de forma independiente los datos de los estudios con el uso de formularios estandarizados. Se evaluó la calidad de los estudios. Los datos dicotómicos se expresaron como odds ratio (OR) y los OR agrupados se calcularon con el uso de un modelo de efectos aleatorios.

Resultados principales: 

De 35 estudios considerados potencialmente relevantes, 14 estudios que incluyeron a 1025 participantes cumplieron los criterios de inclusión. La escopolamina se administró por medio de parches transdérmicos, comprimidos o cápsulas, soluciones orales o por vía intravenosa. La escopolamina se comparó con placebo, antagonistas de los canales de calcio, antihistamínicos, metescopolamina o una combinación de escopolamina y efedrina. Los estudios fueron generalmente pequeños y de calidad variable.

La escopolamina fue más eficaz que placebo en la prevención de los síntomas. Hubo pocas comparaciones entre la escopolamina y otros agentes e indicaron que la escopolamina fue superior (versus la metescopolamina) o equivalente (versus los antihistamínicos) como agente preventivo. La evidencia de la comparación de escopolamina con cinarizina o combinaciones de escopolamina y efedrina es contradictoria o escasa.

A pesar de que los tamaños de la muestra fueron pequeños, la escopolamina no tuvo más probabilidades de provocar somnolencia, visión borrosa o mareos en comparación con otros agentes. La sequedad bucal fue más probable con la escopolamina que con la metescopolamina o la cinarizina.

No hubo estudios disponibles relacionados con la efectividad terapéutica de la escopolamina en el tratamiento de los síntomas establecidos de la cinetosis.

Notas de traducción: 

La traducción y edición de las revisiones Cochrane han sido realizadas bajo la responsabilidad del Centro Cochrane Iberoamericano, gracias a la suscripción efectuada por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad del Gobierno español. Si detecta algún problema con la traducción, por favor, contacte con Infoglobal Suport, cochrane@infoglobal-suport.com.

Tools
Information
Share/Save