Educación interprofesional: efectos sobre la práctica profesional y los resultados de la asistencia sanitaria

Esta traducción está desactualizada. Por favor, haga clic aquí para ver la versión en inglés más reciente de esta revisión.

Entrenamiento de profesionales de asistencia sanitaria y atención social para que trabajen juntos de forma efectiva

Los profesionales de la asistencia sanitaria y atención social, como médicos, enfermeros, fisioterapeutas y asistentes sociales, necesitan trabajar juntos para atender de forma efectiva a los pacientes. Lamentablemente, los profesionales no siempre pueden trabajar bien juntos. Los programas de entrenamiento y educación han sido desarrollados como una manera posible de mejorar el modo en que los profesionales colaboran para atender a los pacientes. La educación interprofesional (EIP) es cualquier tipo de sesión educativa, didáctica, de entrenamiento o de aprendizaje en la cual dos o más profesionales de asistencia sanitaria y atención social aprenden interactivamente.

Esta revisión encontró seis estudios que evaluaron los efectos de la EIP. Cuatro de estos estudios encontraron que la EIP mejoraba las maneras en que los profesionales colaboraban y la atención que proporcionaban. Mejoraba la cultura del trabajo en un servicio de urgencias y la satisfacción de pacientes; disminuía los errores en un servicio de urgencias; mejoraba el tratamiento de la atención entregada a las víctimas de violencia doméstica; y mejoraba el conocimiento y las capacidades de los profesionales que proporcionaban atención a los pacientes de salud mental. Pero dos de esos cuatro estudios también encontraron que la EIP tenía poco o ningún efecto sobre otras áreas. Otros dos estudios encontraron que la EIP tenía poco o ningún efecto en absoluto.

Los estudios evaluaron diferentes tipos de EIP y no eran de alta calidad. Por consiguiente, resulta difícil determinar con seguridad el efecto de la EIP y comprender las características clave de la EIP para entrenar a los profesionales de asistencia sanitaria y atención social a fin de que trabajen juntos de manera efectiva.

Conclusiones de los autores: 

Esta revisión actualizada encontró seis estudios que cumplieron los criterios de inclusión, en contraste con la primera revisión que no encontró estudios elegibles. Aunque estos estudios informaron algunos resultados positivos, debido al escaso número de estudios, la heterogeneidad de las intervenciones y las limitaciones metodológicas, no es posible establecer conclusiones generalizables acerca de los elementos clave de la EIP y su efectividad. Se necesitan estudios de EIP más rigurosos (es decir, los que emplean diseños ECAs, CBA o STI con procedimientos rigurosos de asignación al azar, mejor ocultación de la asignación, tamaños de la muestra más grandes y grupos control más apropiados) para aportar mejores pruebas de la repercusión de la EIP sobre la práctica profesional y los resultados de la asistencia sanitaria. Estos estudios también deben incluir estrategias de obtención de datos que arrojen luz sobre cómo la EIP afecta los cambios en los procesos de asistencia sanitaria y los resultados de los pacientes.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

El cuidado de pacientes es una actividad compleja que demanda que los profesionales de la salud y atención social trabajen en conjunto y de manera efectiva. Las pruebas indican que estos profesionales no colaboran bien juntos. La educación interprofesional (EIP) ofrece una manera posible de mejorar la colaboración y el cuidado de pacientes.

Objetivos: 

Evaluar la efectividad de las intervenciones de EIP en comparación con las intervenciones de educación en las cuales los mismos profesionales de la salud y atención social aprenden por separado uno del otro; y para evaluar la efectividad de las intervenciones de EIP en comparación con ninguna intervención de educación.

Estrategia de búsqueda (: 

Se hicieron búsquedas en el Registro Especializado de Ensayos Controlados del Grupo Cochrane para una Práctica y Organización Sanitaria Efectivas (Cochrane Effective Practice and Organisation of Care Group), MEDLINE y CINAHL, para los años 1999 a 2006. También se realizaron búsquedas manuales en la revista Journal of Interprofessional Care (1999 a 2006), las listas de referencias de los seis estudios incluidos y los libros de EIP más importantes, los resúmenes de congresos de EIP y los sitios Web de las organizaciones de EIP.

Criterios de selección: 

Ensayos controlados aleatorios (ECAs), estudios controlados tipo antes y después (before and after studies) (CBA) y estudios de series de tiempo interrumpido (STI) de intervenciones de EIP que informaron, midieron o autoinformaron (instrumento validado) objetivamente medidas de resultado de los pacientes/clientes o del proceso de asistencia sanitaria.

Obtención y análisis de los datos: 

Dos revisores evaluaron de forma independiente la elegibilidad de los estudios potencialmente relevantes, y extrajeron los datos y evaluaron la calidad de los estudios incluidos. Un metanálisis de los resultados del estudio no fue posible dado el escaso número de estudios incluidos y la heterogeneidad en los diseños metodológicos y las medidas de resultado. En consecuencia, los resultados se presentan en un formato narrativo.

Resultados principales

Se incluyeron seis estudios (cuatro ECAs y dos estudios de CBA). Cuatro de estos estudios indicaron que la EIP produjo resultados positivos en las siguientes áreas: servicio de urgencias y satisfacción del paciente; comportamiento del equipo colaborador y reducción de las tasas de error clínico para los equipos del servicio de urgencias; manejo de la atención entregada a las víctimas de violencia doméstica; y competencias del médico de salud mental relacionadas con la entrega de atención a los pacientes. Además, dos de los seis estudios informaron resultados contradictorios (positivos y neutrales) y dos estudios informaron que las intervenciones de EIP no tenían repercusión alguna sobre la práctica profesional o la atención de pacientes.

Conclusiones de los autores

Esta revisión actualizada encontró seis estudios que cumplieron los criterios de inclusión, en contraste con la primera revisión que no encontró estudios elegibles. Aunque estos estudios informaron algunos resultados positivos, debido al escaso número de estudios, la heterogeneidad de las intervenciones y las limitaciones metodológicas, no es posible establecer conclusiones generalizables acerca de los elementos clave de la EIP y su efectividad. Se necesitan estudios de EIP más rigurosos (es decir, los que emplean diseños ECAs, CBA o STI con procedimientos rigurosos de asignación al azar, mejor ocultación de la asignación, tamaños de la muestra más grandes y grupos control más apropiados) para aportar mejores pruebas de la repercusión de la EIP sobre la práctica profesional y los resultados de la asistencia sanitaria. Estos estudios también deben incluir estrategias de obtención de datos que arrojen luz sobre cómo la EIP afecta los cambios en los procesos de asistencia sanitaria y los resultados de los pacientes.

Esta revisión debería citarse como:Reeves S, Zwarenstein M, Goldman J, Barr H, Freeth D, Hammick M, Koppel ILa Biblioteca Cochrane PlusThe Cochrane Library
Resultados principales: 

Se incluyeron seis estudios (cuatro ECAs y dos estudios de CBA). Cuatro de estos estudios indicaron que la EIP produjo resultados positivos en las siguientes áreas: servicio de urgencias y satisfacción del paciente; comportamiento del equipo colaborador y reducción de las tasas de error clínico para los equipos del servicio de urgencias; manejo de la atención entregada a las víctimas de violencia doméstica; y competencias del médico de salud mental relacionadas con la entrega de atención a los pacientes. Además, dos de los seis estudios informaron resultados contradictorios (positivos y neutrales) y dos estudios informaron que las intervenciones de EIP no tenían repercusión alguna sobre la práctica profesional o la atención de pacientes.

Share/Save