Inmunoglobulinas intravenosas para el tratamiento de los pacientes con sepsis grave y shock séptico

La sepsis es la respuesta inflamatoria del cuerpo a la infección grave que puede ser causada por diversos microorganismos que incluyen bacterias, virus y hongos. Los signos de sepsis incluyen fiebre, hipotermia, respiración y frecuencia cardíaca rápidas; y resultados de laboratorio de un aumento o disminución del recuento de leucocitos. Las muertes como resultado de la sepsis y el shock séptico todavía son altas a pesar de la administración de antibióticos, especialmente cuando se afectan las funciones de órganos vitales del paciente como los pulmones, el corazón y los riñones. Varios estudios han analizado otros agentes diferentes de los antibióticos para ayudar al cuerpo a combatir los efectos de la sepsis. Las preparaciones de inmunoglobulina intravenosa contienen anticuerpos que ayudan al cuerpo a neutralizar las toxinas bacterianas. Existen dos tipos de preparaciones. Las mismas incluyen las inmunoglobulinas policlonales que contienen varios anticuerpos dirigidos a la endotoxina y a los mediadores inflamatorios, y las inmunoglobulinas monoclonales dirigidas a un mediador inflamatorio o a un antígeno específico. Las inmunoglobulinas intravenosas son productos sanguíneos, específicamente una combinación de sueros derivados de la sangre de donantes humanos.

Para esta actualización de la revisión Cochrane se realizaron búsquedas en bases de datos de bibliografía médica hasta enero de 2012. Se incluyeron 43 ensayos controlados aleatorios (ECA); 25 fueron ECA de inmunoglobulinas intravenosas (IVIG) policlonales, de los cuales 17 se realizaron en adultos (1958 participantes) y ocho en recién nacidos (3831 participantes), incluido un ensayo grande de IGIV policlonal en recién nacidos con sepsis que se publicó en 2011. Los 18 ensayos restantes (un total de 13 413 participantes) fueron sobre anticuerpos monoclonales. La inmunoglobulina estándar y la policlonal enriquecida con inmunoglobulina M (IgM) disminuyeron el número de muertes en los adultos pero no en los recién nacidos. Sin embargo, cuando se consideraron solamente los ensayos de alta calidad no se observaron reducciones de las muertes en adultos que recibieron IGIV policlonal. Entre los recién nacidos con sepsis hay pruebas definitivas de que la IGIV policlonal estándar no reduce el número de muertes. En los ensayos de inmunoglobulina monoclonal los anticuerpos antiendotoxina no mostraron efectos beneficiosos, mientras que las anticitocinas mostraron una reducción muy pequeña en las muertes entre los adultos con sepsis.

Los ensayos de inmunoglobulina policlonal en adultos fueron pequeños en comparación con los ensayos de agentes monoclonales. La reducción de las muertes observada con las preparaciones enriquecidas con IgM policlonal como tratamiento adicional para la sepsis se debe confirmar en estudios grandes que utilicen métodos de alta calidad.

Conclusiones de los autores: 

La IGIV policlonal redujo la mortalidad entre los adultos con sepsis, aunque este efecto beneficioso no se observó en los ensayos con bajo riesgo de sesgo. Entre los recién nacidos con sepsis hay pruebas suficientes de que la IGIV policlonal estándar como tratamiento adyuvante no reduce la mortalidad, luego de la inclusión del ensayo grande de IGIV policlonal en recién nacidos. En cuanto a la IGIV enriquecida con IGM, los ensayos en recién nacidos y adultos fueron pequeños y la totalidad de las pruebas todavía no es suficiente para apoyar una conclusión sólida sobre los efectos beneficiosos. El tratamiento adyuvante con IGIV monoclonales aún es experimental.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

La mortalidad a causa de la sepsis y el shock séptico todavía es alta. Los resultados de los ensayos de inmunoglobulinas intravenosas (IGIV) como tratamiento adyuvante para la sepsis han sido contradictorios. Ésta es una actualización de una revisión Cochrane publicada originalmente en 1999 y actualizada en 2002 y 2010.

Objetivos: 

Estimar los efectos de la IGIV como tratamiento adyuvante en pacientes con sepsis bacteriana o shock séptico sobre la mortalidad, las tasas de fracaso bacteriológico y la duración de la estancia hospitalaria.

Estrategia de búsqueda (: 

Se hicieron búsquedas en el Registro Cochrane Central de Ensayos Controlados (Cochrane Central Register of Controlled Trials) (CENTRAL) (The Cochrane Library 2012, número 6), MEDLINE (1966 hasta diciembre de 2012) y en EMBASE (1988 hasta diciembre de 2012). Se estableció contacto con investigadores en el tema para obtener datos no publicados. La búsqueda original se realizó en 1999 y se actualizó en 2002 y 2008.

Criterios de selección: 

Se incluyeron ensayos controlados aleatorios que compararon IGIV (monoclonal o policlonal) con placebo o ninguna intervención en pacientes de cualquier edad con sepsis bacteriana o shock séptico.

Obtención y análisis de los datos: 

Dos revisores evaluaron de forma independiente los estudios para inclusión y realizaron la evaluación de la calidad metodológica y la extracción de los datos. Se efectuaron análisis de subgrupos preespecificados según el tipo de preparación de inmunoglobulina.

Resultados principales: 

En esta actualización de la revisión se incluyeron 43 estudios que cumplieron los criterios de inclusión, de 88 estudios potencialmente elegibles. Los estudios incluyeron un ensayo grande de IGIV policlonal en recién nacidos que finalizó en 2011 y se clasificó como en curso en la versión de 2010 de esta revisión. No se realizó el análisis agrupado de la IGIV policlonal y monoclonal debido a la heterogeneidad clínica. El análisis de subgrupos de diez ensayos de IGIV policlonal (n = 1430) y siete ensayos sobre IGIV policlonal enriquecida con IgM (n = 528) mostró reducciones significativas en la mortalidad en los adultos con sepsis en comparación con placebo o ninguna intervención (riesgo relativo [RR] 0,81; intervalo de confianza [IC] del 95%: 0,70 a 0,93 y RR 0,66; IC del 95%: 0,51 a 0,85, respectivamente). El análisis de subgrupos de la IGIV policlonal en los recién nacidos, que ahora incluye el ensayo grande de IGIV policlonal finalizado recientemente, no demostró una reducción significativa en la mortalidad con la IGIV estándar (RR 1,00; IC del 95%: 0,92 a 1,08; cinco ensayos, n = 3667) ni con la IGIV policlonal enriquecida con IgM (RR 0,57; IC del 95%: 0,31 a 1,04; tres ensayos, n = 164). El análisis de sensibilidad de los ensayos con bajo riesgo de sesgo no mostró una reducción en la mortalidad con IGIV policlonal en los adultos (RR 0,97; IC del 95%: 0,81 a 1,15; cinco ensayos, n = 945) ni en los recién nacidos (RR 1,01; IC del 95%: 0,93 a 1,09; tres ensayos, n = 3561). No se observó una reducción en la mortalidad entre los pacientes (ocho ensayos, n = 4671) que recibieron anticuerpos antiendotoxina (RR 0,99; IC del 95%: 0,91 a 1,06) mientras que las anticitocinas (nueve ensayos, n = 7893) demostraron una reducción marginal en la mortalidad (RR 0,92; IC del 95%: 0,86 a 0,97).

Notas de traducción: 

La traducción y edición de las revisiones Cochrane han sido realizadas bajo la responsabilidad del Centro Cochrane Iberoamericano, gracias a la suscripción efectuada por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad del Gobierno español. Si detecta algún problema con la traducción, por favor, contacte con Infoglobal Suport, cochrane@infoglobal-suport.com.

Tools
Information
Share/Save