¿La vitamina D es un tratamiento eficaz y seguro para la covid-19?

Mensajes clave

- No se encontró suficiente evidencia de calidad para determinar si la vitamina D es un tratamiento eficaz o seguro para adultos con covid-19.

- Se necesitan más estudios de investigación sobre este tema. Las investigación futura se debería centrar en estudios bien diseñados y con métodos sólidos.

- Se identificaron 21 estudios en curso sobre este tema. Esta revisión se actualizará cuando se disponga de más evidencia.

¿Cuál es la relación entre la vitamina D y la covid-19?

Algunos estudios han mostrado que las personas hospitalizadas con covid-19 grave también tienen niveles bajos de vitamina D (deficiencia de vitamina D). Sin embargo, los factores de riesgo para desarrollar covid-19 grave son los mismos que para desarrollar deficiencia de vitamina D, por lo que es difícil determinar si la deficiencia de vitamina D en sí misma es un factor de riesgo para la covid-19 grave. Los factores de riesgo son una salud general deficiente, una mala alimentación y enfermedades preexistentes, como la diabetes y las enfermedades hepáticas y renales.

La vitamina D es importante para la salud de los huesos, los dientes y los músculos. Ayuda a regular el azúcar en la sangre, el corazón y los vasos sanguíneos, así como los pulmones y las vías respiratorias. También tiene una función en el fortalecimiento del sistema inmunitario del organismo. Se trata de áreas afectadas por la covid-19, por lo que la administración de vitamina D a personas con covid-19 podría ayudarles a recuperarse más rápidamente o a que la enfermedad sea menos grave.

¿Qué se quería averiguar?

Se querían determinar los efectos de la administración de vitamina D a adultos con covid-19 confirmada con respecto a:

- la muerte por cualquier causa;

- la mejoría o el empeoramiento del estado del paciente;

- los efectos no deseados; y

- la calidad de vida.

¿Qué se hizo?

Se buscaron los estudios que evaluaran el uso de la vitamina D como tratamiento para adultos con covid-19 confirmada en comparación con un placebo (tratamiento simulado) u otro tratamiento. La vitamina D se puede administrar de cualquier forma y en cualquier dosis.

Se compararon y resumieron los resultados, y la confianza en la evidencia se evaluó sobre la base de factores como la metodología y los tamaños de los estudios.

¿Qué se encontró?

Se encontraron tres estudios con 356 participantes. Uno de los estudios se realizó en Brasil y los otros dos en España. Dos estudios incluyeron participantes con covid-19 grave y uno incluyó participantes con covid-19 leve o sin síntomas. Todos los participantes dieron positivo en la prueba de covid-19 con una prueba de laboratorio llamada "PCR", que actualmente es la prueba más exacta disponible.

Los estudios administraron a sus participantes diferentes dosis de vitamina D. Utilizaron tiempos diferentes entre sí, desde una dosis grande en un estudio hasta varias dosis más pequeñas durante 14 días en otro estudio. Sólo dos estudios indicaron que los participantes presentaban deficiencia de vitamina D. El otro estudio no indicó el estado de la vitamina D de los participantes.

Muertes por cualquier causa
No se sabe si la vitamina D ayuda a prevenir la muerte por covid-19. Dos estudios (en participantes con covid-19 grave) aportaron evidencia sobre las muertes por cualquier causa. Uno de ellos comunicó que no se produjeron muertes entre los 50 participantes que habían recibido vitamina D, pero que hubo dos muertes en los 26 participantes que recibieron el tratamiento hospitalario habitual para la covid-19. El otro estudio informó de que hubo nueve muertes entre los 119 participantes que habían recibido vitamina D y seis muertes en los 118 participantes que recibieron placebo. Estos estudios eran demasiado diferentes entre sí para poder establecer conclusiones.

Estado del paciente
La vitamina D podría reducir la necesidad de conectar a los pacientes a un respirador para ayudarles a respirar, pero se desconoce la evidencia. Un estudio (en participantes con covid-19 grave) informó de que nueve de los 119 participantes a los que se les administró vitamina D tuvieron que ser conectados a un respirador y 17 de los 118 a los que se les administró placebo necesitaron un respirador.

Efectos no deseados
No se sabe si la vitamina D provoca efectos no deseados. Sólo un estudio (en participantes con covid-19 grave) informó datos sobre los efectos no deseados de una manera que se pudieran utilizar. Informó de que uno de los 119 participantes vomitó poco después de recibir la vitamina D.

Calidad de vida
Ninguno de los estudios informó sobre la calidad de vida.

¿Cuáles son las limitaciones de la evidencia?

La confianza en la evidencia es muy limitada porque los estudios administraron diferentes dosis de vitamina D en momentos distintos entre sí, no todos informaron los niveles de vitamina D de los participantes y no midieron ni registraron sus resultados con métodos consistentes.

Se encontró poca evidencia útil sobre los efectos no deseados y ninguna sobre la calidad de vida.

¿Cuál es el grado de actualización de esta evidencia?

La evidencia está actualizada hasta el 11 de marzo de 2021.

Conclusiones de los autores: 

Actualmente no hay evidencia suficiente para determinar los efectos beneficiosos ni perjudiciales de la administración de suplementos de vitamina D como tratamiento de la covid-19. La evidencia de la efectividad de la administración de suplementos de vitamina D para el tratamiento de la covid-19 es muy incierta. Además, sólo se encontró información limitada sobre la seguridad, y preocupa la consistencia en la medición y el registro de estos desenlaces.

Hubo heterogeneidad clínica y metodológica considerables de los estudios incluidos, principalmente debido a las diferentes estrategias de administración de suplementos, formulaciones, estado de la vitamina D de los participantes y desenlaces informados.

Se necesitan con urgencia ensayos controlados aleatorizados (ECA) bien diseñados y con potencia estadística suficiente, con un procedimiento de asignación al azar apropiado, comparabilidad de los grupos de estudio y, preferiblemente, doble ciego. Se identificaron 21 estudios en curso y tres completados sin resultados publicados, lo que indica que estas necesidades se abordarán y que los hallazgos de esta revisión están sujetos a cambios en el futuro. Debido al enfoque continuo de este trabajo, la revisión se actualizará periódicamente.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

La función de los suplementos de vitamina D como tratamiento de la covid-19 ha sido objeto de considerable debate. Es necesario conocer a fondo la evidencia actual sobre la efectividad y la seguridad de la administración de suplementos de vitamina D para la covid-19 sobre la base de ensayos controlados aleatorizados.

Objetivos: 

Evaluar si la administración de suplementos de vitamina D es eficaz y segura para el tratamiento de la covid-19 en comparación con un comparador activo, un placebo o la atención estándar sola, y mantener la vigencia de la evidencia, a través de un enfoque de revisión sistemática continua.

Métodos de búsqueda: 

Se realizaron búsquedas en el Registro Cochrane de Estudios de covid-19, en la Web of Science y en la literatura mundial de la OMS sobre covid-19 relacionada con la enfermedad por coronavirus para identificar estudios finalizados y en curso sin restricciones de idioma hasta el 11 de marzo de 2021.

Criterios de selección: 

Se siguió la metodología estándar de Cochrane. Se incluyeron los ensayos controlados aleatorizados (ECA) que evaluaron la administración de suplementos de vitamina D en personas con covid-19, independientemente de la gravedad de la enfermedad, la edad, el sexo o el origen étnico.

Se excluyeron los estudios que investigaron los efectos preventivos o los estudios que incluían poblaciones con otras enfermedades por coronavirus (síndrome respiratorio agudo grave [SARS] o síndrome respiratorio de Oriente Medio [MERS]).

Obtención y análisis de los datos: 

Se siguió la metodología estándar de Cochrane.

Para evaluar el sesgo en los estudios incluidos se utilizó la herramienta de riesgo de sesgo de Cochrane (ROB 2) para los ECA. La certeza de la evidencia se calificó mediante el método GRADE para las siguientes categorías de desenlaces priorizados: para personas con covid-19 moderada o grave: mortalidad por todas las causas, estado clínico, calidad de vida, eventos adversos, eventos adversos graves, y para las personas con enfermedad asintomática o leve: mortalidad por todas las causas, aparición de síntomas clínicos graves de covid-19, calidad de vida, eventos adversos, eventos adversos graves.

Resultados principales: 

Se identificaron tres ECA con 356 participantes, de los cuales 183 recibieron vitamina D. De acuerdo con la escala de progresión clínica de la Organización Mundial de la Salud (OMS), dos estudios investigaron a participantes con enfermedad moderada o grave, y un estudio a personas con enfermedad leve o asintomática. Los grupos control consistieron en el tratamiento con placebo o en atención estándar sola.

Efectividad de la administración de suplementos de vitamina D en personas con covid-19 y enfermedad de moderada a grave

Se incluyeron dos estudios con 313 participantes. Debido a la considerable diversidad clínica y metodológica de ambos estudios, no fue posible agrupar los datos. En un estudio se desconocía el estado de la vitamina D, mientras que el otro estudio informó datos de participantes con deficiencia de vitamina D. En un estudio se administraron múltiples dosis de calcifediol oral en los días uno, tres y siete, mientras que en el otro estudio se administró una única dosis alta de colecalciferol oral al inicio. Un estudio se consideró con bajo riesgo de sesgo para los desenlaces de efectividad, y en el otro hubo algunas preocupaciones con respecto a la asignación al azar y el informe selectivo.

Mortalidad por todas las causas al alta hospitalaria (313 participantes)

Se encontraron dos estudios que proporcionaron datos sobre este desenlace. Un estudio no notificó ninguna muerte en 50 participantes cuando se administró vitamina D, en comparación con dos muertes en 26 participantes del grupo control (razón de riesgos [RR] 0,11; intervalo de confianza [IC] del 95%: 0,01 a 2,13). El otro estudio informó de nueve muertes en 119 individuos del grupo de vitamina D, mientras que en el grupo placebo murieron seis participantes de 118 (RR 1,49; IC del 95%: 0,55 a 4,04]. No hay certeza de que la vitamina D tenga un efecto sobre la mortalidad por todas las causas al alta hospitalaria (evidencia de certeza muy baja).

Estado clínico evaluado por la necesidad de ventilación mecánica invasiva (237 participantes)

Se encontró un estudio que proporcionó datos sobre este desenlace. Nueve de 119 participantes tratados con vitamina D necesitaron ventilación mecánica invasiva en comparación con 17 de 118 participantes del grupo placebo (RR 0,52; IC del 95%: 0,24 a 1,13). La administración de suplementos de vitamina D podría disminuir la necesidad de ventilación mecánica invasiva, pero la evidencia es incierta (evidencia de certeza baja).

Calidad de vida

No se encontraron datos sobre la calidad de vida.

Seguridad de la administración de suplementos de vitamina D en personas con covid-19 y enfermedad moderada a grave

No se incluyeron los datos de un estudio porque no se describió la evaluación de los eventos adversos graves y preocupa que los datos se puedan haber medido de forma inconsistente. Este estudio informó de vómitos en uno de los 119 participantes inmediatamente después de la ingesta de vitamina D (RR 2,98; IC del 95%: 0,12 a 72,30). No se sabe si los suplementos de vitamina D se asocian con un mayor riesgo de eventos adversos (certeza muy baja).

Efectividad y seguridad de la administración de suplementos de vitamina D en personas con covid-19 y enfermedad asintomática o leve

Se encontró un estudio con 40 personas que no informó sobre los desenlaces prioritarios de esta revisión, sino sobre los datos de eliminación del virus, marcadores inflamatorios y niveles séricos de vitamina D. Los autores informaron que no hubo eventos de hipercalcemia, pero el registro y la evaluación de otros eventos adversos no están claros. Los autores administraron colecalciferol oral en dosis diarias durante al menos 14 días y continuaron con dosis semanales si los niveles sanguíneos de vitamina D eran > 50 ng/ml.

Notas de traducción: 

La traducción de las revisiones Cochrane ha sido realizada bajo la responsabilidad del Centro Cochrane Iberoamericano, gracias a la suscripción efectuada por el Ministerio de Sanidad del Gobierno de España. Si detecta algún problema con la traducción, por favor, contacte con comunica@cochrane.es.

Tools
Information
Share/Save