Heparina para la reproducción asistida

Pregunta de la revisión:

Los investigadores de la Colaboración Cochrane revisaron la evidencia acerca del efecto de la heparina administrada alrededor del momento de la implantación sobre los resultados clínicos en mujeres subfértiles sometidas a reproducción asistida.

Antecedentes

La heparina es un tipo de anticoagulante que se utiliza en la prevención y el tratamiento de los coágulos sanguíneos. Se ha sugerido que la heparina puede mejorar el ambiente intrauterino en mujeres subfértiles, al aumentar los factores de crecimiento para mejorar la implantación del embrión al revestimiento del útero. El resultado podría ser una mejora en las tasas de nacidos vivos durante la reproducción asistida.

Características de los estudios

En esta revisión se incluyeron tres estudios con 386 participantes. Todas las participantes eran mujeres subfértiles sometidas a reproducción asistida. Sus características difirieron entre los estudios. Un estudio incluyó pacientes a las que se les realizaba el primer ciclo de FIV, sin trastornos de la coagulación sanguínea. Otro estudio incluyó pacientes con al menos un trastorno de la coagulación sanguínea. El tercer estudio incluyó pacientes con al menos dos ciclos anteriores de tratamiento de reproducción asistida infructuosos. En todos los casos se administró una inyección diaria de heparina de bajo peso molecular a las mujeres desde el momento de la recolección de óvulos o de la transferencia de embriones durante la reproducción asistida. Los grupos control no recibieron tratamiento o recibieron placebo. No hubo problemas con la fuente de financiamiento en cualquiera de los estudios. La evidencia está actualizada hasta mayo de 2013.

Resultados clave

No está claro si la heparina periimplantaria en los ciclos de tratamiento de reproducción asistida (TRA) mejora las tasas de nacidos vivos y de embarazo clínico en mujeres subfértiles. Aunque hubo alguna sugerencia de beneficio, éste desapareció cuando se utilizó un método alternativo de análisis. La heparina tuvo efectos secundarios como hematomas y hemorragias, pero no se pudieron establecer conclusiones con respecto a su seguridad porque ninguno de los estudios informó datos comparativos sobre los efectos adversos. La evidencia no justifica el uso de la heparina, excepto en ensayos de investigación clínica bien diseñados. Tales ensayos son una prioridad.

Calidad de la evidencia

La evidencia fue de calidad baja o muy baja, principalmente debido a la imprecisión, la inconsistencia y la información inadecuada de los eventos adversos. Se necesitan ensayos controlados aleatorizados adicionales bien diseñados con tamaños de muestra más grandes para aclarar la posible función de la heparina en la reproducción asistida.

Conclusiones de los autores: 

No está claro si la heparina periimplantaria en los ciclos de tratamiento de reproducción asistida (TRA) mejora las tasas de nacidos vivos y de embarazo clínico en mujeres subfértiles, ya que la evidencia fue sensible a la elección del modelo estadístico y no se observaron beneficios cuando se utilizó un modelo de efectos aleatorios. Se han informado efectos secundarios con el uso de heparina y no se pueden establecer conclusiones firmes con respecto a su seguridad. Nuestros resultados no justifican el uso de la heparina en este contexto, excepto en ensayos de investigación bien realizados.

Es necesario investigar de forma adicional estos resultados mediante ensayos multicéntricos doble ciego, aleatorizados, controlados con placebo, bien diseñados y con poder estadístico adecuado. Las investigaciones adicionales también se podrían centrar en los efectos de la aplicación local (uterina) y no sistémica de la heparina durante el TRA.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

La heparina como un complemento en la reproducción asistida (heparina periimplantaria) se administra durante o después de la recolección de óvulos o en la transferencia de embriones. La heparina se ha recomendado para mejorar la implantación de los embriones y los resultados clínicos. Se ha propuesto que la heparina mejora el ambiente intrauterino al mejorar la decidualización con una activación asociada de los factores de crecimiento y un perfil de expresión de citoquina en el endometrio que es favorable al embarazo.

Objetivos: 

Investigar si la administración de heparina alrededor del momento de la implantación (heparina periimplantación) mejora los resultados clínicos en las pacientes con subfertilidad a las que se les realiza reproducción asistida.

Estrategia de búsqueda (: 

Se desarrolló una estrategia de búsqueda integral y exhaustiva en consulta con el Coordinador de búsqueda de ensayos del Grupo Cochrane de Trastornos Menstruales y Subfertilidad (Cochrane Menstrual Disorders and Subfertility Group [MDSG]). La estrategia de búsqueda empleada intentó identificar todos los estudios pertinentes independientemente del idioma o el estado de la publicación (publicado, no publicado, en proceso de publicación y en curso). Se identificaron ensayos relevantes a partir de bases de datos electrónicas y otros recursos (última búsqueda 6 de mayo de 2013).

Criterios de selección: 

Se incluyeron todos los ensayos controlados aleatorizados (ECA) en los que se proporcionó heparina periimplantación durante la reproducción asistida. La tasa de nacidos vivos fue el resultado primario.

Obtención y análisis de los datos: 

Dos revisores de forma independiente evaluaron la elegibilidad y la calidad de los ensayos y extrajeron los datos relevantes. La calidad de la evidencia se evaluó mediante GRADE.

Resultados principales: 

En la revisión se incluyeron tres ensayos (386 mujeres). En los estudios incluidos, la periimplantacion de heparina de bajo peso molecular (HBPM) durante la FIV/IICE se administró al momento o después de la obtención de los óvulos o al momento de la transferencia de embriones. Las características de las participantes difirieron entre los estudios. Un estudio incluyó a mujeres que tenían su primer ciclo de FIV, sin trastorno de coagulación sanguínea; otro incluyó a mujeres con al menos un trastorno de coagulación sanguínea y el tercero incluyó a mujeres que se habían sometido a al menos dos ciclos previos de terapia antirretroviral sin éxito.

Los resultados difirieron según la elección del modelo estadístico. Cuando se utilizó un análisis de efectos fijos, la evidencia indicó que la heparina periimplantaria se asoció con una mejoría en la tasa de nacidos vivos en comparación con placebo o ninguna heparina (odds-ratio [OR] 1,77; intervalo de confianza [IC] del 95%: 1,07 a 2,90; tres estudios; 386 mujeres; I2 = 51%; evidencia de calidad muy baja) y también con una mejoría en la tasa de embarazos clínicos (OR 1,61; IC del 95%: 1,03 a 2,53; tres estudios; 386 mujeres; I2 = 29%; evidencia de calidad baja). Sin embargo, cuando se utilizó un modelo de efectos aleatorios, ya no hubo diferencias entre los grupos para los nacidos vivos (OR 1,85; IC del 95%: 0,80 a 4,24) o el embarazo clínico (OR 1,66; IC del 95%: 0,94 a 2,90). Además, hubo una alta heterogeneidad (I2 = 51%) para el análisis de los nacidos vivos.

Los eventos adversos se informaron de forma deficiente en todos los estudios incluidos. Se informaron eventos como sangrado y trombocitopenia en mujeres que recibían heparina y afectaron al 5-7% de las mujeres del grupo de heparina en un estudio. Sin embargo, ningún estudio informó datos adecuados para el análisis, por lo que no se pudieron establecer conclusiones firmes con respecto a los efectos adversos.

Las principales limitaciones de la evidencia fueron la inconsistencia, la imprecisión y la notificación inadecuada de los eventos adversos.

Notas de traducción: 

La traducción y edición de las revisiones Cochrane han sido realizadas bajo la responsabilidad del Centro Cochrane Iberoamericano, gracias a la suscripción efectuada por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad del Gobierno español. Si detecta algún problema con la traducción, por favor, contacte con Infoglobal Suport, cochrane@infoglobal-suport.com.

Tools
Information
Share/Save