Tratamientos para la alopecia de patrón femenino

Pregunta de la revisión

¿Qué tratamientos son efectivos y seguros para la pérdida del cabello de patrón femenino (PCPF)?

Antecedentes

El tipo de pérdida del cabello más común en las mujeres es la PCPF, también conocida como alopecia androgénica. A diferencia de los hombres, las mujeres no llegan a la calvicie, sino que tienen el pelo más fino en la parte superior y frontal de la cabeza. Puede desarrollarse en cualquier momento, desde la pubertad hasta etapas posteriores de la vida. Sin embargo, ocurre con mayor frecuencia en las mujeres posmenopáusicas.

El diagnóstico se apoya en un interrogatorio cuidadoso (incluidos los antecedentes familiares). Deberían considerarse otras causas; por lo tanto, puede ser necesario un examen clínico y pruebas de laboratorio. La PCPF puede tener un impacto significativo en la autoconciencia, y el daño a la confianza en sí misma de una mujer puede afectar su calidad de vida (CdV), llevando a sentimientos de falta de atractivo, vergüenza, incomodidad, estrés emocional y baja autoestima.

Características de los estudios

Se examinó la evidencia disponible hasta el 7 de julio de 2015. Cuarenta y siete estudios, que incluyeron 5290 mujeres, cumplieron con los criterios de inclusión de esta revisión Cochrane. La edad promedio de las participantes en los estudios varió de 27 a 57 años. Se evaluó más de la mitad de los estudios incluidos como de riesgo de sesgo incierto, 16 como de alto riesgo y sólo cinco estudios como de bajo riesgo de sesgo. Se proporcionó financiación en 26 de los 47 estudios, principalmente por parte de compañías farmacéuticas.

Resultados clave

Esta revisión Cochrane encontró que el minoxidil es más efectivo que el placebo. En seis estudios, la proporción de mujeres que experimentaron al menos un moderado recrecimiento del cabello fue el doble en el grupo de minoxidil que en el de placebo. Esto fue confirmado por las evaluaciones de los investigadores en siete estudios. En ocho estudios, hubo un importante aumento en el recuento total de pelo por cm² en el grupo de minoxidil en comparación con el grupo de placebo. La CdV sólo se evaluó en un estudio y no estaba claro en los datos si había una mejora importante. El número de eventos adversos fue similar para ambos grupos. Los eventos adversos fueron en su mayoría leves: prurito, irritación de la piel, dermatitis y crecimiento de pelo adicional en áreas diferentes del cuero cabelludo.

Cuatro estudios compararon el minoxidil (2%) con el minoxidil (5%), pero ninguno de los estudios indicó ningún beneficio de la mayor concentración sobre la menor concentración. El número de eventos adversos no difirió entre los dos grupos. El minoxidil no debe usarse en embarazadas o en mujeres que amamantan.

Tres estudios compararon el finasteride con el placebo. El finasteride sólo está aprobado en los hombres para el tratamiento de la pérdida de cabello así como para el agrandamiento de la próstata. En uno de los tres estudios se evaluó la opinión tanto de los participantes como de los investigadores, pero se demostró que el finasteride no era más eficaz que el placebo. El recuento de pelo sólo mejoró en el grupo de finasteride en un pequeño estudio con 12 participantes, pero no en los otros dos estudios (219 participantes). Los eventos adversos sólo se abordaron en un estudio y fueron similares en ambos grupos. Los investigadores de estos estudios no evaluaron la CdV.

La terapia con peine láser no parecía ser más eficaz que la terapia falsa, según los participantes en dos estudios con 141 participantes. No obstante, en ambos estudios se informó de un importante aumento del crecimiento del cabello. No se abordó la cuestión de la CdV, y no se informaron los eventos adversos por grupo de intervención, lo que hace que estos datos sean menos utilizables.

Los estudios individuales investigaron la mayoría de las otras intervenciones y comparaciones, y no se pudo llegar a ninguna conclusión firme sobre la eficacia o la seguridad de estas otras intervenciones.

Aunque en general se admite que la caída del cabello se reinicia relativamente poco después de la interrupción del tratamiento, ninguno de los estudios proporcionó datos sobre la sostenibilidad del efecto del tratamiento, ni la posible repercusión del nuevo crecimiento de pelo, representado por una disminución en el tiempo que les lleva a las mujeres el peinado o el uso de pelucas.

Calidad de la evidencia

Se calificó la calidad de la evidencia como moderada o baja para la mayoría de los resultados. La menor calidad de la evidencia se debió principalmente al riesgo de sesgo en los estudios (p.ej., que no haya cegamiento) o a un tamaño de muestra pequeño que hace que los resultados sean menos precisos.

Conclusiones de los autores: 

Aunque hubo un predominio de los estudios incluidos con un riesgo de sesgo entre incierto y alto, hubo evidencia que apoyó la eficacia y la seguridad del minoxidil tópico en el tratamiento de la PCPF (principalmente evidencia de calidad moderada a baja). Además, no hubo diferencias en el efecto entre el minoxidil del 2% y el 5% con la calidad de la evidencia calificada de moderada a baja para la mayoría de los resultados. La finasteride no fue más efectiva que el placebo (evidencia de baja calidad). Hubo resultados inconsistentes en los estudios que evaluaron los dispositivos de láser (evidencia de calidad moderada a baja), pero hubo una mejoría en el recuento total de vello medido desde el punto de partida.

Se necesitan más ensayos controlados aleatorizados de otros tratamientos ampliamente utilizados, como la espironolactona, la finasteride (diferentes dosis), la dutasterida, el acetato de ciproterona y el tratamiento con láser.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

La alopecia de patrón femenino (PCPF), o alopecia androgénica, es el tipo más común de alopecia que afecta a las mujeres. Se caracteriza por el acortamiento progresivo de la duración de la fase de crecimiento del pelo con ciclos capilares sucesivos, y miniaturización folicular progresiva con conversión de los folículos pilosos terminales a vellosos (los pelos terminales son más gruesos y más largos; los pelos vellosos son suaves, finos y cortos). La línea frontal del cabello puede o no preservarse. La alopecia puede tener una repercusión psicológica grave sobre las mujeres.

Objetivos: 

Determinar la eficacia y la seguridad de las opciones disponibles para el tratamiento de la pérdida de pelo en patrón femenino en las mujeres.

Métodos de búsqueda: 

Se actualizó las búsquedas en las siguientes bases de datos hasta julio de 2015: el Registro Especializado del Grupo Cochrane de la Piel (Cochrane Skin Group), CENTRAL en la Cochrane Library (2015, número 6), MEDLINE (desde 1946), EMBASE (desde 1974), PsycINFO (desde 1872), AMED (desde 1985), LILACS (desde 1982), PubMed (desde 1947) y Web of Science (desde 1945). También se realizaron búsquedas en cinco registros de ensayos y se verificaron las listas de referencias de los estudios incluidos y excluidos.

Criterios de selección: 

Se incluyeron ensayos controlados aleatorizados que evaluaron la eficacia de las intervenciones para la PCPF en las mujeres.

Obtención y análisis de los datos: 

Dos autores de la revisión, de forma independiente, extrajeron los datos y evaluaron la calidad de los ensayos.

Resultados principales: 

Se incluyeron 47 ensayos con 5290 participantes, de los cuales 25 eran ensayos nuevos. Sólo cinco ensayos tuvieron un "bajo riesgo de sesgo", 26 tuvieron un "riesgo incierto" y 16 tuvieron un "alto riesgo de sesgo".

Los ensayos incluidos evaluaron una amplia gama de intervenciones y 17 estudios evaluaron el minoxidil. Los datos agrupados de seis estudios indicaron que una mayor proporción de participantes (157/593) tratados con minoxidil (2% y un estudio con el 1%) informaron de un aumento de moderado a marcado del recrecimiento del cabello en comparación con el placebo (77/555) (riesgo relativo (RR) = 1,93, intervalo de confianza (IC) del 95%: 1,51 a 2,47; evidencia de calidad moderada). Estos resultados fueron confirmados por las evaluaciones calificadas por el investigador en siete estudios con 1181 participantes (RR 2,35; IC del 95%: 1,68 a 3,28; evidencia de calidad moderada). Sólo un estudio informó sobre la calidad de vida (CdV) (260 participantes), aunque de manera inadecuada (evidencia de baja calidad). Hubo un importante aumento de 13,18 en el recuento total de cabellos por cm² en el grupo de minoxidil en comparación con el grupo de placebo (IC del 95%: 10,92 a 15,44; evidencia de baja calidad) en ocho estudios (1242 participantes). Se produjeron 40/407 eventos adversos en el grupo del 2% de minoxidil dos veces al día frente a 28/320 en el grupo de placebo (RR 1,24; IC del 95%: 0,82 a 1,87; evidencia de baja calidad). Tampoco hubo diferencias estadísticamente significativas en los efectos adversos entre ninguna de las concentraciones individuales en comparación con el placebo.

Cuatro estudios (1006 participantes) evaluaron el minoxidil al 2% versus el 5%. En un estudio, 25/57 participantes del grupo del 2% de minoxidil experimentaron un aumento moderado a grande del recrecimiento del cabello frente a 22/56 del grupo del 5% (RR 1,12; IC del 95%: 0,72 a 1,73). En otro estudio, 209 participantes no experimentaron ninguna diferencia basada en una escala analógica visual (P = 0,062; evidencia de baja calidad). Las evaluaciones de los investigadores basadas en tres estudios (586 participantes) estuvieron de acuerdo con estos resultados (evidencia de calidad moderada). Un estudio evaluó la calidad de vida (209 participantes) y comunicó datos limitados (evidencia de baja calidad). Cuatro ensayos (1.006 participantes) no mostraron una diferencia en el número de eventos adversos entre las dos concentraciones (RR 1,02; IC del 95%: 0,91 a 1,20; evidencia de baja calidad). Ambas concentraciones no mostraron una diferencia en el aumento del recuento capilar total al final del estudio en tres ensayos con 631 participantes (diferencia de medias (DM) -2,12; IC del 95%: -5,47 a 1,23; evidencia de baja calidad).

Tres estudios investigaron la finasteride 1 mg. en comparación con el placebo. En el grupo de finasteride 30/67 participantes experimentaron una mejoría en comparación con 33/70 en el grupo de placebo (RR 0,95; IC del 95%: 0,66 a 1,37; evidencia de baja calidad). Esto fue consistente con las evaluaciones de los investigadores (RR 0,77, IC del 95%: 0,31 a 1,90; evidencia de baja calidad). No se evaluó la CdV. Sólo un estudio abordó los eventos adversos (137 participantes) (RR 1,03; IC del 95%: 0,45 a 2,34; evidencia de baja calidad). En dos estudios (219 participantes) no hubo diferencias clínicamente significativas en el cambio del recuento capilar, mientras que un estudio (12 participantes) favoreció la finasteride (evidencia de baja calidad).

Dos estudios (141 participantes) evaluaron el tratamiento de peine láser de bajo nivel en comparación con un dispositivo falso. Según los participantes, el peine láser de bajo nivel no fue más eficaz que el dispositivo de simulación (RR 1,54, IC del 95%: 0,96 a 2,49; y RR 1,18, IC del 95%: 0,74 a 1,89; evidencia de calidad moderada). Sin embargo, hubo una diferencia a favor del peine láser de bajo nivel para el cambio con respecto a la línea de base en el recuento de cabellos (DM 17,40, IC del 95%: 9,74 a 25,06; y DM 17,60, IC del 95%: 11,97 a 23,23; evidencia de baja calidad). Estos estudios no evaluaron la CdV y no informaron sobre los eventos adversos por brazo de tratamiento y sólo de manera genérica (evidencia de baja calidad). El tratamiento con láser de bajo nivel contra las comparaciones falsas en dos estudios separados también mostró un aumento en el recuento total de cabellos, pero con datos adicionales limitados.

Los estudios individuales abordaron las demás comparaciones y aportaron evidencia limitada de la eficacia o la seguridad de esas intervenciones, o era poco probable que se examinaran en ensayos futuros.

Notas de traducción: 

La traducción y edición de las revisiones Cochrane han sido realizadas bajo la responsabilidad del Centro Cochrane Iberoamericano, gracias a la suscripción efectuada por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad del Gobierno español. Si detecta algún problema con la traducción, por favor, contacte con Infoglobal Suport, cochrane@infoglobal-suport.com.

Tools
Information
Share/Save