Fármacos para el tratamiento agudo de la migraña en niños y adolescentes

Antecedentes y pregunta de la revisión

La migraña es un trastorno doloroso y debilitante frecuente en niños (menores de 12 años de edad) y adolescentes (de 12 a 17 años de edad). Los síntomas frecuentes comunicados durante un ataque de migrañas son: dolor de cabeza, náuseas, vómitos e hipersensibilidad a la luz y a los sonidos. Hay disponibles muchos tratamientos para la migraña, de los cuales los más comunes son paracetamol (también conocido como acetaminofeno), ibuprofeno, otros antiinflamatorios y los triptanos. No todos los fármacos triptanos están aprobados para su uso en niños o adolescentes, y la aprobación varía de un país a otro.

Características de los estudios

En la revisión se consideraron 27 ensayos controlados aleatorizados de fármacos comparados con placebo para determinar qué tratamientos fueron eficaces para proporcionar alivio del dolor a las dos horas después del tratamiento. También se quería saber qué efectos secundarios pueden causar los tratamientos. En los estudios recibieron medicación un total de 7630 niños. La evidencia está actualizada hasta febrero de 2016. Cada estudio incluyó entre 13 y 888 participantes. La edad promedio de los participantes fue 12,9 años y varió de 8,2 a 14,7 años. Diecinueve estudios fueron financiados por el fabricante del fármaco.

Resultados clave

El ibuprofeno parece ser eficaz para tratar a los niños con migraña, pero la evidencia está limitada a solamente dos ensayos pequeños. El ibuprofeno está fácilmente disponible y es de bajo costo, lo que lo hace una primera elección excelente para el tratamiento de la migraña. El paracetamol no mostró ser eficaz para proporcionar alivio del dolor en los niños, pero solamente se encontró un estudio pequeño. Los triptanos son un tipo de medicación diseñada específicamente para tratar la migraña y suelen ser eficaces al brindar un mayor alivio del dolor en los niños y adolescentes. Los triptanos examinados en los niños incluyeron rizatriptán y sumatriptán, mientras que almotriptán, eletriptán, naratriptán, rizatriptán, sumatriptán y zolmitriptán se examinaron en adolescentes. La combinación de sumatriptán más naproxeno sódico también es eficaz para el tratamiento de los adolescentes con migraña. En general, existe el riesgo de que los fármacos triptanos puedan causar efectos secundarios indeseables leves como trastornos gustativos, síntomas nasales, mareo, fatiga, baja energía, náuseas o vómitos. Los estudios no informaron efectos secundarios graves.

Calidad de la evidencia

La calidad general de la evidencia proporcionada por la revisión fue moderada para los triptanos, pero baja para el paracetamol y el ibuprofeno porque solamente se identificaron unos pocos estudios. Es necesario que más estudios consideren los efectos de cada uno de los tratamientos para la migraña en niños y adolescentes por separado.

Conclusiones de los autores: 

Evidencia de calidad baja de dos ensayos pequeños indica que el ibuprofeno parece mejorar el alivio del dolor en el tratamiento agudo de los niños con migraña. A partir de los ensayos incluidos en esta revisión solo se dispone de información limitada sobre los episodios adversos asociados con el ibuprofeno. Los triptanos como clase también son eficaces en el alivio del dolor en niños y adolescentes, pero se asocian con tasas mayores de episodios adversos leves. El sumatriptán más naproxeno sódico también es eficaz para tratar a los adolescentes con migraña.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

Numerosos fármacos están disponibles para el tratamiento agudo de la migraña en adultos, y actualmente algunos se han aprobado para su uso en niños y adolescentes en el ámbito ambulatorio. Una revisión sistemática de ensayos sobre los fármacos para el tratamiento agudo de la migraña en niños y adolescentes ayudará a que los médicos elijan entre las alternativas de tratamiento sobre la base de la evidencia.

Objetivos: 

Evaluar los efectos de las intervenciones farmacológicas por cualquier vía de administración versus el placebo para la migraña en niños y adolescentes de 17 años de edad o menos. A los efectos de esta revisión se consideraron niños los menores de 12 años de edad y los adolescentes, de 12 a 17 años de edad.

Métodos de búsqueda: 

Durante febrero de 2016 se efectuaron búsquedas de estudios en siete bases de datos bibliográficas y cuatro registros de ensayos clínicos, así como en la literatura gris.

Criterios de selección: 

Se incluyeron los ensayos clínicos controlados aleatorizados prospectivos de niños y adolescentes con migraña que compararon fármacos para el alivio de los síntomas agudos de migraña con placebo en el ámbito ambulatorio.

Obtención y análisis de los datos: 

Dos autores de la revisión examinaron los títulos y los resúmenes y revisaron el texto completo de los estudios potencialmente elegibles. Dos autores de la revisión independientes extrajeron los datos de los estudios que cumplieron los criterios de inclusión. Se calcularon los riesgos relativos (RR) y el número necesario a tratar para un desenlace beneficioso adicional (NNTB) para los datos dicotómicos. Se calculó la diferencia de riesgos (DR) y el número necesario a tratar para un desenlace perjudicial adicional (NNTD) para las proporciones de episodios adversos. El porcentaje de pacientes sin dolor a las dos horas de tratamiento fue la medida de desenlace de eficacia principal. Los episodios adversos se utilizaron para evaluar la seguridad y la tolerabilidad. Las medidas de desenlace secundarias incluyeron alivio de la cefalea, administración de medicación de rescate, recurrencia de la cefalea, presencia de náuseas y presencia de vómitos. La evidencia se evaluó mediante GRADE (Grading of Recommendations Assessment, Development and Evaluation) y se creó una tabla "Resumen de los hallazgos".

Resultados principales: 

En total, se identificaron 27 ensayos controlados aleatorizados (ECA) de fármacos para el alivio de los síntomas de la migraña en los que se incluyeron 9158 niños y adolescentes, y de ellos 7630 (rango medio de edad entre 8,2 y 14,7 años) recibieron medicación. Veinticuatro estudios se enfocaron en los fármacos triptanos, que incluyen: almotriptán, eletriptán, naratriptán, rizatriptán, sumatriptán, sumatriptán + naproxeno sódico y zolmitriptán. Otros fármacos estudiados incluyeron paracetamol (acetaminofeno), ibuprofeno y dihidroergotamina (DHE). Más de la mitad de los estudios evaluaron el sumatriptán. Con la excepción de un estudio, todos informaron datos sobre los episodios adversos. La mayoría de los estudios tuvo riesgo de sesgo bajo o incierto y, según los criterios GRADE, la calidad general de la evidencia fue baja a moderada y se disminuyó principalmente debido a imprecisión e inconsistencia. El ibuprofeno fue más eficaz que el placebo para producir alivio del dolor a las dos horas en dos estudios pequeños que incluyeron a 162 niños (RR 1,87; intervalo de confianza [IC] del 95%: 1,15 a 3,04) con evidencia de calidad baja (debido a la imprecisión). El paracetamol no fue superior al placebo en un estudio pequeño con 80 niños. Los triptanos como clase de fármacos fueron superiores al placebo para lograr el alivio del dolor en tres estudios que incluyeron a 273 niños (RR 1,67; IC del 95%: 1,06 a 2,62; NNTB 13; evidencia de calidad moderada) y en 21 estudios que incluyeron a 7026 adolescentes (RR 1,32; IC del 95%: 1,19 a 1,47; NNTB 6; evidencia de calidad moderada). No hubo diferencias significativas en los tamaños del efecto entre los estudios que incluyeron niños versus adolescentes. Los triptanos se asociaron con un mayor riesgo de episodios adversos leves (no graves) en los adolescentes (DR 0,13; IC del 95%: 0,08 a 0,18; NNTD 8), pero los estudios no informaron episodios adversos graves. En los niños el riesgo de episodios adversos leves no fue significativo (DR 0,06; IC del 95%: -0,04 a 0,17; NNTD 17). El sumatriptán más naproxeno sódico fue superior al placebo en un estudio que incluyó a 490 adolescentes (RR 3,25; IC del 95%: 1,78 a 5,94; NNTB 6; evidencia de calidad moderada). La dihidroergotamina oral no fue superior al placebo en un estudio pequeño que incluyó a 13 niños.

Notas de traducción: 

La traducción de las revisiones Cochrane han sido realizadas bajo la responsabilidad del Centro Cochrane Iberoamericano, gracias a la suscripción efectuada por el Ministerio de Sanidad del Gobierno de España. Si detecta algún problema con la traducción, por favor, contacte con comunica@cochrane.es.

Tools
Information
Share/Save