Diuréticos tiazídicos y riesgo de fractura de cadera

En esta revisión sistemática se incluyeron 21 estudios de carácter observacional con casi 400 000 participantes. Los estudios buscaron una asociación entre el uso de diuréticos tiazídicos y la fractura de cadera. La mayoría de los ensayos incluidos tenía un riesgo de sesgo de bajo a moderado. El uso de diuréticos tiazídicos se asoció con una reducción del riesgo de fractura de cadera. Se requieren ensayos controlados aleatorios para confirmar estos hallazgos.

Conclusiones de los autores: 

Las tiazidas parecen reducir el riesgo de fractura de cadera de acuerdo con los estudios observacionales. Se requieren ensayos controlados aleatorios para confirmar estos hallazgos.

Resumen en términos sencillos
Leer el resumen completo...
Antecedentes: 

Los diuréticos tiazídicos son unos de los fármacos hipotensores prescritos con mayor frecuencia a nivel mundial. Las tiazidas reducen la excreción urinaria de calcio. La ingestión crónica de tiazidas se asocia con una mayor densidad mineral ósea. Se ha sugerido que las tiazidas podrían prevenir la fractura de cadera. Sin embargo, existe la inquietud de que los diuréticos, al aumentar el riesgo de caídas en los pacientes de edad avanzada, puedan potencialmente anular sus efectos beneficiosos sobre la fractura de cadera.

Objetivos: 

Evaluar cualquier asociación entre el uso de diuréticos tiazídicos y el riesgo de fractura de cadera en adultos.

Estrategia de búsqueda: 

Se hicieron búsquedas de estudios elegibles hasta diciembre de 2008 en MEDLINE, EMBASE, en el Registro Cochrane Central de Ensayos Controlados (Cochrane Central Register of Controlled Trials) (CENTRAL), en el Cumulative Index to Nursing and Allied Health Literature (CINAHL), International Pharmaceutical Abstracts, en la Database of Abstracts of Review of Effects (DARE) y en listas de referencias de revisiones anteriores y estudios incluidos.

Criterios de selección: 

Ensayos controlados aleatorios y estudios observacionales, que evaluaron la asociación entre el uso de diuréticos tiazídicos y la fractura de cadera.

Obtención y análisis de los datos: 

Dos autores de la revisión, de forma independiente, aplicaron los criterios de selección, extrajeron los datos y evaluaron el riesgo de sesgo de cada estudio seleccionado. Los resultados se resumieron de forma descriptiva y cuantitativa. Los estudios de cohortes y los estudios de casos y controles se analizaron por separado.

Resultados principales: 

No se encontraron ensayos controlados aleatorios. Se incluyeron 21 estudios observacionales con un total de aproximadamente 400 000 participantes. Seis de ellos eran estudios de cohortes y 15 eran estudios de casos y controles. Dos estudios de cohortes parecen incluir la misma cohorte, de manera que había sólo cinco estudios únicos. El riesgo de sesgo se evaluó con la Newcastle Ottawa Scale (NOS). Cinco estudios de cohortes tenían bajo riesgo de sesgo y uno tenía riesgo de sesgo moderado. Siete estudios de casos y controles tenían bajo riesgo de sesgo y ocho tenían riesgo de sesgo moderado. El metanálisis de los estudios de cohortes indicó que el uso de tiazidas se asoció con una reducción del riesgo de fractura de cadera en un 24%, CR agrupado 0,76 (IC del 95%: 0,64 a 0,89; p = 0,0009). Se decidió no proporcionar una estadística de resumen agrupada para los estudios de casos y controles debido a la alta heterogeneidad (Tau2 = 0,03, I2 = 62%, p = 0,0008).

Tools
Information