Tratamiento no quirúrgico versus tratamiento quirúrgico de la lesión hepática contusa de alto grado

Antecedentes

Habitualmente el hígado es el órgano más afectado cuando una persona presenta una lesión en el abdomen. Generalmente la lesión abdominal es causada por accidentes automovilísticos, caídas, golpes en el estómago, o debido a otras causas. Cuando un paciente presenta una lesión grave en el abdomen, tiene del 10% al 15% de probabilidades de morir. Según estudios anteriores, las probabilidades de morir después de una lesión hepática no se han reducido durante los últimos 30 años.

La lesión hepática se clasifica en una escala de 1 a 6. Una lesión de grado 1 es menos grave, mientras que una lesión de grado 6 es muy grave. La mayoría de los pacientes con una lesión de grado 6 muere. Generalmente los pacientes con lesiones hepáticas de grado 1 y 2 reciben observación como tratamiento; así el cuerpo puede sanar naturalmente. Los pacientes con lesiones de mayor grado pueden necesitar cirugía. Durante la cirugía los médicos pueden suturar el hígado para ayudar a que cicatrice.

Pregunta de la revisión

Se deseaba determinar si en los pacientes que presentan una lesión hepática contusa grave es mejor la cirugía o la observación. Los estudios se incluirían si los pacientes presentaban una lesión hepática de grado 3, 4 ó 5. Interesaba determinar si hay diferencias en la muerte, la enfermedad o la calidad de vida.

Se buscaron todos los ensayos controlados aleatorios realizados en todo el mundo de cirugía u observación en los pacientes con lesión hepática de grado 3, 4 ó 5. Se realizaron búsquedas de ensayos el 14 de abril de 2014.

Resultados

No se encontraron ensayos controlados aleatorios sobre este tema. No se incluyen estudios en esta revisión.

Conclusión

Se necesitan ensayos para que los médicos y los pacientes puedan utilizar estos estudios al tomar decisiones acerca del tratamiento.

Conclusiones de los autores: 

Se necesitan ensayos aleatorios de alta calidad para explorar de forma adicional los resultados preliminares proporcionados por modelos en animales y los estudios clínicos observacionales que indican que puede haber un efecto beneficioso del tratamiento no quirúrgico versus el tratamiento quirúrgico en la lesión hepática contusa de alto grado.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

La cirugía se utiliza como tratamiento de elección en los casos de lesión hepática contusa, pero este enfoque ha cambiado gradualmente en las dos últimas décadas porque el aumento de la utilización del tratamiento no quirúrgico en la lesión esplénica dio lugar a su uso en la lesión hepática. La mejoría en la monitorización de cuidados intensivos y la tomografía computarizada, así como el uso más frecuente de técnicas radiológicas intervencionistas, ha ayudado a producir este cambio hacia el tratamiento no quirúrgico. El traumatismo hepático varía desde un desgarro capsular pequeño sin laceración del parénquima, hasta la lesión masiva del parénquima con lesiones graves de la vena hepática / vena cava retrohepática. En 1994, el Organ Injury Scaling Committee of the American Association for the Surgery of Trauma (AAST) revisó la Hepatic Injury Scale y determinó un rango de grado I a VI. Las lesiones leves (grado I o II) son las lesiones hepáticas más frecuentes (80% al 90% de todos los casos); las lesiones graves son lesiones de grado III-V; las lesiones grado VI con frecuencia son incompatibles con la supervivencia. En la bibliografía médica, la mayoría de los pacientes a los que se les ha realizado tratamiento no quirúrgico presenta lesiones hepáticas de grado bajo. La seguridad del tratamiento no quirúrgico en las lesiones hepáticas de alto grado, grado AAST IV y V, está sujeta a debate ya que todavía se describe una elevada incidencia de complicaciones hepáticas y extraabdominales colaterales.

Objetivos: 

Evaluar los efectos del tratamiento no quirúrgico en comparación con el tratamiento quirúrgico en la lesión hepática contusa de alto grado (grado III-V).

Estrategia de búsqueda (: 

Se realizó una búsqueda de estudios el 14 de abril de 2014. Se hicieron búsquedas en el registro especializado del Grupo Cochrane de Lesiones (Cochrane Injuries Group), The Cochrane Library, Ovid MEDLINE(R), Ovid MEDLINE(R) In-Process & Other Non-Indexed Citations, Ovid MEDLINE(R) Daily y Ovid OLDMEDLINE(R), Embase Classic+Embase (Ovid), PubMed, ISI WOS (SCI-EXPANDED, SSCI, CPCI-S & CPSI-SSH), registros de ensayos clínicos, actas de congresos y se examinaron las listas de referencias.

Criterios de selección: 

Todos los ensayos aleatorios que compararon tratamiento no quirúrgico versus tratamiento quirúrgico en la lesión hepática contusa de alto grado.

Obtención y análisis de los datos: 

Dos revisores aplicaron de forma independiente los criterios de selección a los informes de los estudios relevantes. Se utilizaron los procedimientos metodológicos estándar según la definición de la Colaboración Cochrane.

Resultados principales: 

No fue posible encontrar ensayos controlados aleatorios de tratamiento no quirúrgico versus tratamiento quirúrgico en la lesión hepática contusa de alto grado.

Notas de traducción: 

La traducción y edición de las revisiones Cochrane han sido realizadas bajo la responsabilidad del Centro Cochrane Iberoamericano, gracias a la suscripción efectuada por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad del Gobierno español. Si detecta algún problema con la traducción, por favor, contacte con Infoglobal Suport, cochrane@infoglobal-suport.com.

Tools
Information
Share/Save