Antidepresivos para el tratamiento de niños y adolescentes con dolor abdominal funcional

Los trastornos gastrointestinales funcionales (TGIF) asociados a dolor abdominal son frecuentes en la niñez y la adolescencia. En la mayoría de los casos no se encuentra un motivo médico para el dolor. Existen diversos enfoques de tratamiento farmacológico para los diferentes tipos de TGIF asociados a dolor abdominal. Estos tratamientos farmacológicos incluyen: agentes procinéticos y antisecretorios para la dispepsia funcional; pizotifeno, propranolol, ciproheptadina o sumatriptano para la migraña abdominal; y régimen antiespasmódico y antidiarreico para el síndrome del intestino irritable. Los antidepresivos han mostrado ser eficaces en algunos estudios de adultos con trastornos gastrointestinales funcionales. Debido a lo anterior, en ocasiones los pacientes jóvenes con motivos de consulta similares son tratados con antidepresivos. El objetivo de esta revisión fue examinar la evidencia que evaluó las ventajas y desventajas de este enfoque. Sólo dos estudios cumplieron los criterios de inclusión. Ambos estudios fueron ensayos controlados aleatorizados y evaluaron la eficacia y la seguridad de la amitriptilina en niños con TGIF. La amitriptilina es un antidepresivo de primera generación (antidepresivo tricíclico). La amitriptilina ya no es un agente de primera elección para el tratamiento de los trastornos depresivos debido a los efectos secundarios potencialmente graves que incluyen la sobredosis. La amitriptilina no se ha aprobado para el tratamiento del dolor abdominal funcional en niños o adolescentes.

El estudio más grande (n = 90) no mostró diferencias en la proporción de pacientes que se sintieron mejor entre los grupos de tratamiento y placebo (comprimido de azúcar). Los efectos secundarios fueron leves e incluyeron fatiga, erupción cutánea, cefalea y mareo. Los autores del otro estudio mucho más pequeño (n = 33) informaron una mejoría significativa en la calidad de vida general y una reducción del dolor en áreas específicas del abdomen y ciertos períodos de seguimiento. Sin embargo, los resultados de este estudio se deben interpretar con precaución debido a la calidad metodológica deficiente y al escaso número de pacientes reclutados. La amitriptilina parece no proporcionar efectos beneficiosos para el tratamiento de los TGIF en niños y adolescentes. Actualmente la evidencia para el tratamiento con antidepresivos de niños y adolescentes con enfermedades asociadas a dolor abdominal no apoyan el uso de agentes antidepresivos en este grupo de pacientes. Se indica considerar tratamientos alternativos que se apoyen en evidencia más sólida. Se necesitan ensayos más grandes bien realizados, con resultados adecuados relevantes para el paciente como la calidad de vida y el alivio del dolor, que proporcionen más información con respecto a esta enfermedad frecuente.

Conclusiones de los autores: 

Los médicos deben ser conscientes de que no existe evidencia que apoye el uso de la mayoría de los fármacos antidepresivos en el tratamiento de los TGIF asociados a dolor abdominal en niños y adolescentes. La evidencia controlada aleatorizada existente se limita a estudios sobre la amitriptilina y no mostró diferencias estadísticamente significativas entre la amitriptilina y placebo para la mayoría de los resultados de eficacia. La amitriptilina parece no proporcionar efectos beneficiosos para el tratamiento de los TGIF en niños y adolescentes. Los estudios en los niños con trastornos depresivos mostraron que los antidepresivos pueden dar lugar a efectos adversos significativos y en ocasiones potencialmente mortales. Hasta que exista mejor evidencia, los médicos deben evaluar los efectos beneficiosos potenciales del tratamiento antidepresivo contra los riesgos conocidos de los antidepresivos en los pacientes pediátricos.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

Los trastornos gastrointestinales funcionales (TGIF) asociados a dolor abdominal se encuentran entre los problemas médicos más frecuentes en la medicina pediátrica. Con frecuencia, los médicos prescriben antidepresivos como un tratamiento de segunda línea para los niños y adolescentes con TGIF. Hasta la fecha, la evidencia sobre los efectos beneficiosos y perjudiciales de los antidepresivos para el tratamiento de los TGIF asociados a dolor abdominal no se han evaluado de forma sistemática.

Objetivos: 

El objetivo primario fue realizar una revisión sistemática para evaluar la eficacia y la seguridad de los antidepresivos para el tratamiento de los TGIF asociados a dolor abdominal en niños y adolescentes.

Estrategia de búsqueda (: 

Se realizaron búsquedas en The Cochrane Library, PubMed, EMBASE, IPA, CINAHL, PsycINFO, ISI Web of Science, Biosis Previews, y los International Clinical Trials Registry Platform de la Organización Mundial de la Salud con filtros apropiados (desde su inicio hasta el 31 de enero de 2011).

Criterios de selección: 

Para la eficacia se incluyeron ensayos controlados aleatorizados (ECA) doble ciego de antidepresivos para el tratamiento de los TGIF asociados a dolor abdominal en niños y adolescentes de 18 años de edad o menos. Los estudios experimentales abiertos y no controlados, así como los estudios observacionales, fueron elegibles para la evaluación de los efectos perjudiciales. La duración mínima del estudio fue de cuatro semanas. El tamaño mínimo del estudio fue de 30 participantes.

Obtención y análisis de los datos: 

Dos revisores evaluaron de forma independiente todos los resúmenes y los textos completos de los artículos y calificaron el riesgo de sesgo de los estudios incluidos. Un revisor extrajo los datos de forma independiente y otro revisor verificó su exactitud. Los datos fueron analizados mediante el programa RevMan 5.

Resultados principales: 

Dos ECA (123 pacientes) que utilizaron amitriptilina cumplieron los criterios de inclusión preestablecidos. Estos estudios proporcionaron hallazgos mixtos sobre la eficacia de la amitriptilina para el tratamiento de los TGIF asociados a dolor abdominal. El estudio más grande, financiado públicamente, no informó diferencias estadísticamente significativas en la eficacia entre amitriptilina y placebo en 90 niños y adolescentes con TGIF después de cuatro semanas de tratamiento. En un análisis de intención de tratar, el 59% de los niños del grupo de amitriptilina informó que se sintió mejor en comparación con el 53% del grupo placebo (CR 1,12; IC del 95%: 0,77 a 1,63; p = 0,54). El riesgo de sesgo de este estudio se calificó como bajo.

El segundo ECA incluyó 33 adolescentes con síndrome de colon irritable. Los pacientes que recibieron amitriptilina presentaron una mejoría más marcada en el resultado primario calidad de vida general a las semanas seis, diez y 13 en comparación con los pacientes del grupo placebo (p = 0,019; 0,004 y 0,013 respectivamente). No se calculó una estimación del efecto para el resultado calidad de vida porque no se informaron las puntuaciones medias de la calidad de vida ni las desviaciones estándar. En la mayoría de los resultados secundarios no se detectaron diferencias estadísticamente significativas entre amitriptilina y placebo. El riesgo de sesgo de este estudio se calificó como incierto para la mayoría de los ítems. Sin embargo, se calificó como alto para otros sesgos debido a pruebas múltiples. Los resultados de este estudio se deben interpretar con precaución debido al escaso número de pacientes y a las pruebas múltiples.

El estudio más grande informó eventos adversos leves que incluyeron fatiga, erupción cutánea, cefalea y mareo. En el análisis de intención de tratar, el 4% de los pacientes del grupo de amitriptilina presentó al menos un evento adverso en comparación con el 2% del grupo placebo. No hubo diferencias estadísticamente significativas en la proporción de pacientes que presentó al menos un evento adverso (CR 1,91; IC del 95%: 0,18 a 20,35; p=0,59). El estudio más pequeño no informó eventos adversos. Los métodos de evaluación de los efectos adversos se informaron de forma deficiente en ambos estudios y no se pueden establecer conclusiones claras sobre los riesgos de los efectos perjudiciales de la amitriptilina.

Notas de traducción: 

La traducción y edición de las revisiones Cochrane han sido realizadas bajo la responsabilidad del Centro Cochrane Iberoamericano, gracias a la suscripción efectuada por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad del Gobierno español. Si detecta algún problema con la traducción, por favor, contacte con Infoglobal Suport, cochrane@infoglobal-suport.com.

Tools
Information
Share/Save