Tratamiento nasal con solución salina para los síntomas de la infección aguda de las vías respiratorias superiores

Esta traducción está desactualizada. Por favor, haga clic aquí para ver la versión en inglés más reciente de esta revisión.

Las infecciones agudas de las vías respiratorias superiores (IAVRS) son infecciones de las vías respiratorias que pueden causar síntomas por un periodo de hasta cuatro semanas. Las IAVRS pueden incluir resfriados, gripe e infecciones de la garganta, la nariz o los senos paranasales. Por lo general, los síntomas se tratan con analgésicos y descongestionantes. A veces se prescriben antibióticos, aunque la mayoría de las IAVRS son causadas por virus. Para tratar los síntomas de las infecciones crónicas de las vías respiratorias, y en algunos casos de las agudas, se usaron atomizadores nasales o irrigación nasal con solución salina.

La presente revisión está limitada por las diferencias en las características de los estudios incluidos, como las poblaciones de estudio y las medidas de resultado. Sin embargo, se halló escasa investigación a favor del uso de solución salina nasal para las IAVRS. Los estudios incluidos hallaron un beneficio limitado para el alivio de los síntomas con la irrigación nasal con solución salina en adultos. La solución salina nasal es segura y podría reducir el ausentismo laboral, aunque podría provocar efectos adversos menores como sequedad nasal o irritación en menos de la mitad de los usuarios.

Se necesitan estudios adicionales para establecer el uso de la irrigación nasal con solución salina como una manera segura de reducir los síntomas de la IAVRS y al mismo tiempo, reducir el uso de antibióticos y lograr que los empleados permanezcan en el lugar de trabajo.

Conclusiones de los autores: 

Los ensayos incluidos eran demasiado pequeños y presentaban un alto riesgo de sesgo como para confiar en los posibles beneficios de la irrigación nasal con solución salina en las IAVRS. Los futuros ensayos deberán incluir mayores números de participantes y deberán ser más rigurosos con el diseño y el control.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

Las infecciones agudas de las vías respiratorias superiores (IAVRS), incluidos el resfriado común y la rinosinusitis, son trastornos frecuentes que originan molestia y debilitamiento, y contribuyen significativamente al ausentismo laboral. El tratamiento suele consistir en la administración de antipiréticos y mucolíticos, e incluso antibióticos, aunque muchas de las infecciones sean víricas. Muchas veces, se administra irrigación nasal con solución salina como tratamiento complementario para la sinusitis alérgica o crónica, aunque poco se sabe acerca de su efecto en las IAVRS.

Objetivos: 

Evaluar la eficacia de la irrigación nasal con solución salina en el tratamiento de los síntomas de las IAVRS.

Estrategia de búsqueda (: 

Se hicieron búsquedas en el Registro Cochrane Central de Ensayos Controlados (Cochrane Central Register of Controlled Trials) (CENTRAL) (The Cochrane Library 2009, número 2), que contiene el Registro Especializado del Grupo de Infecciones Respiratorias Agudas (Acute Respiratory Infections [ARI]); MEDLINE (1966 hasta mayo 2009), EMBASE (1974 hasta mayo 2009), CINAHL (1982 hasta mayo 2009), AMED (1985 hasta 2009) y LILACS (mayo 2009).

Criterios de selección: 

Ensayos controlados aleatorios (ECA) que comparan el tratamiento nasal tópico con solución salina con otras intervenciones en adultos y niños con IAVRS diagnosticadas clínicamente.

Obtención y análisis de los datos: 

Dos autores de la revisión (DK, GS) evaluaron de forma independiente la calidad de los ensayos y extrajeron los datos. Todos los datos se analizaron utilizando el programa informático Cochrane Review Manager.

Resultados principales: 

Se incluyeron tres ECA (618 participantes). La mayoría de los resultados no mostraron diferencias entre el tratamiento nasal con solución salina y el control. Sin embargo, hubo escasas pruebas acerca del beneficio de la irrigación nasal con solución salina en adultos. Un estudio tuvo una diferencia de medias de 0,3 días (de un total de ocho días) para la resolución de síntomas, pero no fue significativa. En un estudio, la irrigación nasal con solución salina se asoció con menos tiempo de ausentismo laboral. En muchos casos, hubo una molestia menor y el 40% de los neonatos no toleró las gotas nasales de solución salina.

Share/Save