Sertindol versus otros antipsicóticos atípicos para la esquizofrenia

La esquizofrenia es un problema de salud mental que puede ser de larga duración y puede incapacitar gravemente a algunas de las personas que la padecen, especialmente en lo que respecta a la calidad de vida y la inclusión en la sociedad en general. El tratamiento principal es la medicación (antipsicóticos) y si bien algunas personas encuentran un medicamento que disminuye sus síntomas y no les produce muchos efectos adversos, hay otras que son "resistentes al tratamiento", es decir, que ninguno de los medicamentos disponibles funciona para ellas. Hay algunos antipsicóticos, como la clozapina y el sertindol, que pueden tener efectos secundarios bastante peligrosos en algunas personas. Sin embargo, si benefician a personas para las que nada más funciona, la monitorización adicional de estos efectos secundarios que se necesita, tal vez pueda justificarse.

Esta revisión tiene como objetivo comparar el sertindol con los otros antipsicóticos de segunda generación (atípicos) más recientes en las personas con esquizofrenia. Se identificaron dos estudios que incluyeron 508 personas. Ambos compararon el sertindol con la risperidona, fueron cortos (12 semanas) y los participantes estaban al menos moderadamente enfermos o eran resistentes al tratamiento. No hubo ninguna diferencia significativa entre estos dos medicamentos en términos de mejora del bienestar general de las personas o de su estado mental. Además, mientras que las personas que tomaban risperidona mostraban más efectos secundarios de movimiento, las que tomaban sertindol eran más propensas a engordar, a tener cambios en su ritmo cardíaco y los hombres eran más propensos a sufrir disfunción sexual.

Los datos de estos ensayos son limitados y un número considerable de los participantes abandonaron el estudio antes de tiempo. Además, el sertindol sólo se ha comparado con un antipsicótico de segunda generación y los ensayos son relativamente cortos. Un ensayo más amplio y prolongado que compare el sertindol con otros antipsicóticos de segunda generación, con resultados que incluyan el estado mental, el funcionamiento general, los efectos adversos y la calidad de vida, aumentaría considerablemente los conocimientos en este campo.

(Resumen en términos sencillos preparado para esta revisión por Janey Antoniou de RETHINK, Reino Unido www.rethink.org).

Conclusiones de los autores: 

El sertindol puede causar menos trastornos del movimiento, pero más efectos cardíacos, variaciones del peso y disfunción sexual masculina que la risperidona. Sin embargo, estos datos se basan en sólo dos estudios y son demasiado limitados como para establecer conclusiones definitivas. No es posible concluir acerca de los efectos del sertindol comparado con los antipsicóticos de segunda generación con excepción de la risperidona. Existen varios ensayos relevantes en curso o finalizados y próximos a informarse.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

En muchos países del mundo industrializado, los antipsicóticos de segunda generación (atípicos) se han convertido en el tratamiento farmacológico de primera línea para los pacientes con esquizofrenia. La cuestión de si los efectos de los diversos antipsicóticos de segunda generación difieren, y en caso afirmativo en qué medida, es objeto de debate.

Objetivos: 

Evaluar los efectos del sertindol comparado con otros antipsicóticos de segunda generación en personas con esquizofrenia y psicosis esquizomorfas.

Métodos de búsqueda: 

Se hicieron búsquedas en el registro de ensayos del Grupo Cochrane de Esquizofrenia (Cochrane Schizophrenia Group) (abril 2007) y en ClinicalTrials.gov (febrero 2009).

Criterios de selección: 

Se incluyeron todos los ensayos aleatorizados que compararon el sertindol oral con formulaciones orales de amisulprida, aripiprazol, clozapina, olanzapina, quetiapina, risperidona, ziprasidona o zotepina para las personas con esquizofrenia o psicosis esquizomorfas.

Obtención y análisis de los datos: 

Los datos se extrajeron de forma independiente. Para los datos dicotómicos, se calcularon el riesgo relativo (RR) y sus intervalos de confianza (IC) del 95% en base a un análisis por intención de tratar según un modelo de efectos aleatorios. Para los datos continuos, se calcularon las diferencias de medias ponderadas (DMP) nuevamente mediante un modelo de efectos aleatorios.

Resultados principales: 

La revisión actualmente incluye dos ensayos aleatorizados de baja calidad a corto plazo (número total = 508) que compararon el sertindol con la risperidona. Un tercio de los participantes abandonaron los estudios en forma anticipada (2 ECA, n = 504; CR 1,23, IC del 95%: 0,94 a 1,60). No hubo diferencias en la eficacia (2 ECA, n = 493; variación total con relación al valor inicial en la DMP de la PANSS 1,98, IC del 95%: -8,24 a 12,20). Comparado con dosis relativamente altas de risperidona (entre 4 y 12 mg/día), el sertindol produjo un número significativamente menor de acatisia y parkinsonismo (1 ECA, n = 321; RR 0,24, IC del 95%: 0,09 a 0,69; NNT 14, IC del 95%: 8 a 100). El sertindol produjo más efectos cardíacos (2 ECA, n = 508; RR de prolongación del QTc 4,86, IC del 95%: 1,94 a 12,18), variaciones del peso (2 ECA, n = 328; DMP 0,99, IC del 95%: 0,12 a 1,86) y disfunción sexual masculina (2 ECA, n = 437; RR 2,90, IC del 95%: 1,32 a 6,35; NND 13, IC del 95%: 8 a 33).

Notas de traducción: 

La traducción y edición de las revisiones Cochrane han sido realizadas bajo la responsabilidad del Centro Cochrane Iberoamericano, gracias a la suscripción efectuada por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad del Gobierno español. Si detecta algún problema con la traducción, por favor, contacte con Infoglobal Suport, cochrane@infoglobal-suport.com.

Tools
Information
Share/Save