Aumento del patrullaje policial para la prevención de la conducción de vehículos afectada por el consumo de alcohol

Más de un millón de personas mueren en todo el mundo cada año en accidentes de tránsito. La conducción después de ingerir alcohol aumenta las probabilidades de un accidente de tránsito. Para reducir la conducción de vehículos afectada por el consumo de alcohol algunas instituciones policiales han aumentado el número de patrullajes policiales o el tiempo de patrullaje de la policía. El objetivo de este aumento del patrullaje es aumentar la probabilidad percibida y real de detectar y detener a los conductores afectados. La identificación se basa en pistas conductuales observables, que incluyen violaciones en la conducción, conducción errática y participación en accidentes. En respuesta a estas pistas los oficiales policiales detienen al conductor y le realizan pruebas para detectar la afectación por el consumo de alcohol. Se encontraron 32 estudios que probaron los efectos del aumento del patrullaje policial sobre las muertes, lesiones y accidentes de tráfico. Hubo un ensayo controlado con asignación al azar y no hubo ensayos controlados cuasialeatorios. Casi todos los programas incluyeron intervenciones adicionales como programas de información comunitaria, campañas en los medios de comunicación y entrenamiento especial para los oficiales policiales. La mayoría de los estudios encontraron que el aumento del patrullaje policial redujo los accidentes de tráfico y las muertes. Las pruebas para el efecto sobre las lesiones causadas por accidentes de tráfico fueron menos consistentes. Los detalles proporcionados sobre la metodología de los estudios incluidos fueron casi uniformemente deficientes. Cuando se proporcionó esta información, a menudo la calidad metodológica fue deficiente. Por lo tanto, las pruebas disponibles no establecen firmemente que el aumento del patrullaje policial reduce las consecuencias adversas de la conducción de vehículos afectada por el consumo de alcohol. Se necesitan estudios controlados de buena calidad con tamaño adecuado de la muestra para evaluar el aumento del patrullaje. También se necesitan estudios que evalúen el coste-efectividad de esta intervención.

Conclusiones de los autores: 

Generalmente los estudios que examinaron programas de aumento del patrullaje policial fueron consistentes al informar efectos beneficiosos sobre los accidentes de tráfico y las muertes, pero a menudo la calidad del estudio y el informe fueron deficientes. Las limitaciones metodológicas incluyeron tamaño de la muestra inadecuado, medidas iniciales diferentes, contaminación y análisis inadecuado de los datos. Por lo tanto las pruebas existentes, aunque apoyan, no establecen firmemente si el aumento del patrullaje policial, implementado con o sin otros elementos de intervención, reduce las consecuencias adversas de la conducción de vehículos afectada por el alcohol.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

Las lesiones causadas por accidentes de tráfico de carretera provocan 1,2 millones de muertes en todo el mundo cada año. El consumo de alcohol aumenta el riesgo de accidentes de tráfico, especialmente los fatales. El aumento del patrullaje policial tiene como objetivo aumentar la probabilidad percibida y real de detectar la conducción de vehículos afectada por el consumo de alcohol, y potencialmente reducir los accidentes y las lesiones relacionadas con el alcohol.

Objetivos: 

Evaluar los efectos sobre las lesiones y los accidentes del aumento del patrullaje policial dirigido a detectar los conductores afectados por el consumo de alcohol.

Estrategia de búsqueda (: 

Se hicieron búsquedas en el Registro Especializado de Ensayos Controlados del Grupo Cochrane de Lesiones (Cochrane Injuries Group Specialised Register) (5/2006), CENTRAL (The Cochrane Library 2006, número 2), MEDLINE (1966 hasta 5/2006), TRANSPORT (1968 hasta 5/2006), C2-SPECTR (2/2005), NCJRS (1/1951 hasta 5/2006), PsycINFO (1872 hasta 5/2006), Social Science Citation Index (1974 hasta 5/2006), SIGLE (1980 hasta 2/2006), Science Citation Index Expanded (1970 hasta 5/2006), Dissertation Abstracts (1870 hasta 5/2006), NTIS (1964 hasta 12/2004), resúmenes de congresos y listas de referencias. Se estableció contacto con los autores de los estudios elegibles.

Criterios de selección: 

Ensayos controlados con asignación al azar, ensayos controlados, estudios controlados del tipo antes y después (before and after studies), series de tiempo interrumpido (STI) y estudios controlados de STI que evaluaron el aumento del patrullaje policial solo o combinado con otras intervenciones, dirigido a los conductores de vehículos afectados por el consumo de alcohol.

Obtención y análisis de los datos: 

Dos investigadores revisaron de forma independiente las citas, extrajeron los datos y evaluaron los criterios de calidad. Se compararon áreas geográficas o períodos de tiempo de intervención y ninguna intervención. Los datos se analizaron nuevamente de ser necesario. Los resultados se presentan de forma narrativa.

Resultados principales

Los 32 estudios elegibles incluyeron un ensayo controlado con asignación al azar, ocho estudios controlados del tipo antes y después (before-after studies), 14 estudios controlados de STI, seis estudios de STI y tres estudios con análisis de STI y controlados antes y después. La mayoría de las intervenciones sólo se dirigieron a la conducción de vehículos afectada por el consumo de alcohol (69%) e incluyeron intervenciones adicionales como campañas en los medios de comunicación o entrenamiento especial para los oficiales de policía (91%). Sólo dos estudios mostraron información suficiente para evaluar completamente la calidad de los estudios. Dos terceras partes de los estudios se calificaron como "no adecuado" en al menos una característica. Cinco de seis estudios que evaluaron las muertes por accidentes de tráfico informaron reducciones con la intervención, pero las diferencias fueron estadísticamente significativas en un solo estudio. Los efectos de la intervención sobre las lesiones causadas por accidentes de tráfico fueron inconsistentes en los seis estudios que evaluaron esta medida de resultado, y ningún resultado fue estadísticamente significativo. Los cuatro estudios controlados que evaluaron los accidentes fatales informaron reducciones con la intervención, que fueron estadísticamente significativas en un estudio. Los 12 estudios controlados que evaluaron accidentes con lesiones informaron mayores reducciones con la intervención, aunque los efectos fueron mínimos o no significativos en varios estudios. Los estudios de STI mostraron efectos menos consistentes sobre los accidentes fatales (tres estudios) y los accidentes con lesión (cuatro estudios), y habitualmente las estimaciones del efecto fueron imprecisas. Trece de 20 estudios mostraron reducciones en los accidentes totales y cerca de dos terceras partes de ellos fueron estadísticamente significativos.

Conclusiones de los autores

Generalmente los estudios que examinaron programas de aumento del patrullaje policial fueron consistentes al informar efectos beneficiosos sobre los accidentes de tráfico y las muertes, pero a menudo la calidad del estudio y el informe fueron deficientes. Las limitaciones metodológicas incluyeron tamaño de la muestra inadecuado, medidas iniciales diferentes, contaminación y análisis inadecuado de los datos. Por lo tanto las pruebas existentes, aunque apoyan, no establecen firmemente si el aumento del patrullaje policial, implementado con o sin otros elementos de intervención, reduce las consecuencias adversas de la conducción de vehículos afectada por el alcohol.

Esta revisión debería citarse como:Goss Cynthia W, Van Bramer Lisa D, Gliner Jeffrey A, Porter Todd R, Roberts Ian G, DiGuiseppi CarolynLa Biblioteca Cochrane PlusThe Cochrane Library
Resultados principales: 

Los 32 estudios elegibles incluyeron un ensayo controlado con asignación al azar, ocho estudios controlados del tipo antes y después (before-after studies), 14 estudios controlados de STI, seis estudios de STI y tres estudios con análisis de STI y controlados antes y después. La mayoría de las intervenciones sólo se dirigieron a la conducción de vehículos afectada por el consumo de alcohol (69%) e incluyeron intervenciones adicionales como campañas en los medios de comunicación o entrenamiento especial para los oficiales de policía (91%). Sólo dos estudios mostraron información suficiente para evaluar completamente la calidad de los estudios. Dos terceras partes de los estudios se calificaron como "no adecuado" en al menos una característica. Cinco de seis estudios que evaluaron las muertes por accidentes de tráfico informaron reducciones con la intervención, pero las diferencias fueron estadísticamente significativas en un solo estudio. Los efectos de la intervención sobre las lesiones causadas por accidentes de tráfico fueron inconsistentes en los seis estudios que evaluaron esta medida de resultado, y ningún resultado fue estadísticamente significativo. Los cuatro estudios controlados que evaluaron los accidentes fatales informaron reducciones con la intervención, que fueron estadísticamente significativas en un estudio. Los 12 estudios controlados que evaluaron accidentes con lesiones informaron mayores reducciones con la intervención, aunque los efectos fueron mínimos o no significativos en varios estudios. Los estudios de STI mostraron efectos menos consistentes sobre los accidentes fatales (tres estudios) y los accidentes con lesión (cuatro estudios), y habitualmente las estimaciones del efecto fueron imprecisas. Trece de 20 estudios mostraron reducciones en los accidentes totales y cerca de dos terceras partes de ellos fueron estadísticamente significativos.

Tools
Information
Share/Save