Licencia de conductor graduada para la disminución de accidentes de tráfico entre conductores jóvenes

Esta traducción está desactualizada. Por favor, haga clic aquí para ver la versión en inglés más reciente de esta revisión.

Los conductores jóvenes presentan un alto riesgo de verse incluidos en accidentes de tráfico. La licencia de conductor graduada (LCG) se ha propuesto como un medio para la disminución de las tasas de accidentes entre conductores novatos mediante la introducción gradual a situaciones de mayor riesgo relacionadas con la conducción. La revisión encontró 34 estudios que habían evaluado varios tipos de programas de LCG. Todos los estudios informaron hallazgos positivos con reducciones para todos los tipos de accidentes entre todos los conductores adolescentes. Sin embargo, el tamaño de las reducciones varió y, según los estudios incluidos, no es posible decir qué aspectos de los programas de LCG producen el mayor efecto. Los estudios de investigación futuros sobre la LCG deben evaluar la repercusión relativa de los diferentes componentes del programa.

Conclusiones de los autores: 

La licencia de conducción graduada es efectiva para la reducción de las tasas de accidentes entre conductores jóvenes, aunque la magnitud del efecto varía. Las conclusiones están apoyadas por los hallazgos consistentes, la relación temporal y la factibilidad de la asociación. Los programas más fuertes de licencia de conducción graduada (es decir, más restricciones o mayor calidad según la clasificación del IIHS) parecen dar lugar a una mayor reducción de la mortalidad. Los estudios futuros se deben centrar en qué componentes y qué combinación de componentes producen mayores reducciones.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

La licencia de conductor graduada (LCG) se ha propuesto como un medio para la disminución de las tasas de accidentes entre conductores novatos mediante la introducción gradual a situaciones de mayor riesgo relacionadas con la conducción.

Objetivos: 

Examinar la efectividad de la licencia de conductor graduada para la disminución de los accidentes de tráfico entre los conductores jóvenes.

Estrategia de búsqueda (: 

Los estudios se identificaron mediante búsquedas en MEDLINE, EMBASE, CINAHL, Healthstar, Web of Science, NTIS Bibliographic Database, TRIS Online, SIGLE, la World Wide Web, en actas de congresos, consultas con expertos y en las listas de referencias de la bibliografía relevante publicada. Las búsquedas se realizaron desde el momento del inicio hasta mayo de 2009, y el Grupo Cochrane de Lesiones (Cochrane Injuries Group) realizó una búsqueda actualizada en la base de datos TRANSPORT en septiembre de 2009.

Criterios de selección: 

Los estudios se incluyeron sí: 1) comparaban resultados anteriores y posteriores a la implementación de un programa de LCG dentro de la misma jurisdicción, 2) realizaban comparaciones entre las jurisdicciones con y sin LCG o 3) ambas. Los estudios debían informar al menos una medida de resultado objetiva cuantificada.

Obtención y análisis de los datos: 

Los resultados no se agruparon debido a la heterogeneidad significativa. Se calculó el cambio porcentual para cada año después de la intervención y se utilizó un año anterior a la intervención como el valor inicial. Se ajustaron los resultados mediante controles internos. Los análisis se estratificaron según el denominador (población, conductores con licencia). Se calcularon los resultados para los diferentes tipos de accidentes y se presentaron para los conductores con 16 años de edad solos, así como para todos los conductores adolescentes.

Resultados principales: 

Se incluyeron 34 estudios que evaluaron 21 programas de licencia de conducción graduada y dos análisis de > 40 estados de los EE.UU. Los programas de licencia de conducción graduada se implementaron en los EE.UU. (n = 16), Canadá (n = 3), Nueva Zelanda (n = 1) y Australia (n = 1) y sus restricciones variaron durante el estadio intermedio. Según la clasificación del Insurance Institute for Highway Safety, 11 programas fueron buenos, cuatro fueron aceptables, cinco fueron marginales, uno fue deficiente y dos no se pudieron evaluar. Se observaron reducciones en las tasas de accidentes en todas las jurisdicciones y para todos los tipos de accidentes. Entre los conductores de 16 años de edad, la mediana de la disminución en las tasas de accidentes generales ajustadas por población durante el primer año fue 15,5% (rango: -27% al -8%; cinco estudios). Hubo una disminución en las tasas de accidentes con lesiones ajustadas por población (mediana -21%; rango: -46% a -2%; cinco estudios). Los resultados para todos los conductores adolescentes, las tasas por conductor autorizado y las tasas ajustadas para los controles internos generalmente se redujeron cuando se comparaban dentro de las jurisdicciones.

Share/Save