Administración de inmunoglobulina anti-D durante el embarazo para la prevención de la aloinmunización Rhesus

Las mujeres cuyo grupo sanguíneo es Rh negativo en ocasiones forman anticuerpos Rh cuando tienen un feto Rh positivo, en respuesta a la diferente composición de los glóbulos rojos del feto. Es más probable que esta sensibilización se produzca durante el parto, pero ocasionalmente se produce en las últimas fases del embarazo. Estos anticuerpos pueden causarle anemia y en ocasiones la muerte a un feto Rh positivo en un embarazo posterior. Se conoce que proporcionar a la madre anti-D después del primer parto reduce este problema. Esta revisión evaluó dos ensayos con riesgo de sesgo moderado a alto y encontró que la administración de anti-D durante el embarazo también puede ayudar, aunque se requieren más estudios de investigación para confirmar estos posibles efectos beneficiosos e identificar cualquier posible daño.

Conclusiones de los autores: 

Los estudios existentes no aportan evidencia concluyente de que el uso de anti-D durante el embarazo beneficie a la madre o al feto en cuanto a la incidencia de la aloinmunización de Rhesus D durante el embarazo o el posparto, o la incidencia de morbilidad neonatal (ictericia) (evidencia de calidad baja a muy baja). Sin embargo, las mujeres que reciben anti-D pueden tener menos probabilidades de tener un resultado positivo en la prueba de Kleihauer durante el embarazo y el parto de un feto Rh positivo (evidencia de calidad baja). Menos mujeres que reciben anti-D durante el embarazo pueden tener anticuerpos Rhesus D en un embarazo posterior, con efectos beneficiosos para el bebé; sin embargo, este hallazgo se debe probar en estudios con un diseño sólido.

Leer el resumen completo…
Antecedentes: 

Durante el embarazo, una mujer Rhesus negativa (Rh negativo) puede desarrollar anticuerpos cuando su feto es Rhesus positivo (Rh positivo). Estos anticuerpos pueden dañar a los fetos Rh positivo.

Objetivos: 

Evaluar los efectos de la inmunoglobulina anti-D prenatal en la incidencia de la aloinmunización Rhesus D cuando se administra a mujeres Rh negativo sin anticuerpos anti-D.

Métodos de búsqueda: 

Se hicieron búsquedas en el registro de ensayos del Grupo Cochrane de Embarazo y Parto (Cochrane Pregnancy and Childbirth Group) (31 de mayo 2015) y en las listas de referencias de los estudios recuperados.

Criterios de selección: 

Ensayos aleatorizados en mujeres Rh negativas sin anticuerpos anti-D que recibieron anti-D después de las 28 semanas de embarazo, en comparación con ningún tratamiento, placebo o un régimen diferente de anti-D.

Obtención y análisis de los datos: 

Dos autores de la revisión evaluaron de forma independiente los ensayos para la inclusión y el riesgo de sesgo, extrajeron los datos y verificaron su exactitud.

Resultados principales: 

En esta revisión se incluyeron dos ensayos con más de 4500 mujeres, que compararon la profilaxis anti-D con ninguna anti-D durante el embarazo. En general, se consideró que los ensayos tuvieron riesgo de sesgo moderado a alto. También se evaluó la calidad de la evidencia de los resultados especificados previamente mediante los criterios GRADE (Grades of Recommendation, Assessment, Development and Evaluation).

Con respecto a los resultados de la revisión primaria, no pareció haber una diferencia clara en los riesgos de la inmunización cuando se compararon las mujeres que recibieron anti-D a las 28 y 34 semanas de gestación con las mujeres que no recibieron anti-D prenatal; el riesgo relativo (RR) para la incidencia de la aloinmunización Rhesus D durante el embarazo fue 0,42 (intervalo de confianza [IC] del 95%: 0,15 a 1,17; dos ensayos, 3902 mujeres; GRADE: evidencia de calidad baja); en el momento del parto de un recién nacido Rh positivo el RR fue 0,42 (IC del 95%: 0,15 a 1,17; dos ensayos, 2297 mujeres); y dentro de los 12 meses posteriores al parto de un lactante Rh positivo el RR promedio fue 0,39 (IC del 95%: 0,10 a 1,62; dos ensayos, 2048 mujeres; Tau²: 0,47%; I²: 39%; evidencia de calidad baja según GRADE). Ninguno de los ensayos informó sobre la incidencia de aloinmunización de Rhesus D en embarazos posteriores.

Cuando se consideraron los resultados secundarios, en un ensayo se demostró que las mujeres que recibieron anti-D durante el embarazo tuvieron menos probabilidades de tener una prueba de Kleihauer positiva (que detecta las células fetales en la sangre materna) en el embarazo (de 32 a 25 semanas) (RR 0,60; IC del 95%: 0,41 a 0,88; 1884 mujeres; GRADE: evidencia de calidad baja) y en el parto de un niño Rh positivo (RR 0,60; IC del 95%: 0,46 a 0,79; 1189 mujeres; GRADE: evidencia de calidad baja). No se observaron diferencias claras para la ictericia neonatal (RR 0,26; IC del 95%: 0,03 a 2,30; 1882 lactantes; GRADE: evidencia de calidad muy baja). Ninguno de los ensayos informó sobre los efectos adversos asociados con el tratamiento anti-D.

Notas de traducción: 

La traducción y edición de las revisiones Cochrane han sido realizadas bajo la responsabilidad del Centro Cochrane Iberoamericano, gracias a la suscripción efectuada por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad del Gobierno español. Si detecta algún problema con la traducción, por favor, contacte con Infoglobal Suport, cochrane@infoglobal-suport.com.

Tools
Information
Share/Save