Podcast: Puntuaciones de riesgo para la prevención de la enfermedad cardiovascular

La Biblioteca Cochrane contiene varias revisiones de intervenciones para prevenir la enfermedad cardiovascular que implican fármacos, alimentación o ejercicio. Un paso previo a aplicar estas intervenciones podría ser evaluar el riesgo de la persona y una nueva revisión de marzo de 2017 observa las pruebas sobre el uso de puntuaciones de riesgo para ello. Su autor principal es Kunal Karmali de la Escuela de Medicina Feinberg de la Northwestern University de Chicago.

Este podcast ha sido traducido y grabado por Andrea Cervera del Centro Cochrane Iberoamericano.

- Leer la transcripción

La Biblioteca Cochrane contiene varias revisiones de intervenciones para prevenir la enfermedad cardiovascular que implican fármacos, alimentación o ejercicio. Un paso previo a aplicar estas intervenciones podría ser evaluar el riesgo de la persona y una nueva revisión de marzo de 2017 observa las pruebas sobre el uso de puntuaciones de riesgo para ello. Su autor principal es Kunal Karmali de la Escuela de Medicina Feinberg de la Northwestern University de Chicago.

Las directrices para la prevención de enfermedades cardiovasculares destacan las puntuaciones de riesgo como una guía para la toma de decisiones clínicas, especialmente con fármacos preventivos. Estas puntuaciones utilizan variables clínicas como la edad, el sexo, la presión arterial o los niveles de colesterol para calcular las probabilidades de que una persona sufra un infarto o un accidente cerebrovascular. Y, aunque existen muchos estudios sobre el desarrollo de puntuaciones de riesgo, se desconocen los beneficios clínicos reales de proporcionar esta información en la práctica.
Por ello, para ayudar a resolver esta incertidumbre, se investigaron los efectos de evaluar y proporcionar puntuaciones de riesgos sobre desenlaces cardiovasculares y sobre los niveles de factores de riesgo como el colesterol o la presión arterial. También se observaron parámetros como la prescripción de fármacos preventivos, la adherencia a la medicación, comportamientos saludables, conflicto de decisiones, calidad de vida relacionada con la salud y costes sanitarios.
Se identificaron 41 ensayos con asignación aleatoria que incluyeron a casi 200 000 participantes. En ellos, la provisión de una puntuación de riesgo por parte de un médico, un profesional sanitario o sistema sanitario se comparó con la atención habitual sin puntuación de riesgo. En general las pruebas fueron de baja calidad para responder a las preguntas clave, pero sugieren que proporcionar las puntuaciones de riesgo puede tener un efecto pequeño sobre la reducción del colesterol (en 0,10 mmol/l) y la presión arterial sistólica (en 2,8 mmHg). Sin embargo, no hubo suficientes pruebas de calidad alta para determinar si esto se traduce en la prevención de episodios cardiovasculares, pues solo tres estudios informaron este criterio de valoración que fue el principal de esta revisión.
Al observar los criterios de valoración secundarios, proporcionar puntuaciones de riesgo puede aumentar el abandono del hábito de fumar y reducir el conflicto de decisiones, pero tuvo poco o ningún efecto sobre la adherencia a la medicación y la calidad de vida relacionada con la salud. Los datos sobre costes también fueron limitados pero sugieren que proporcionar las puntuaciones de riesgo reduce los costes sanitarios.
En resumen, no fue posible establecer conclusiones firmes acerca de la efectividad clínica de proporcionar las puntuaciones de riesgo en la prevención primaria. Existe una gran incertidumbre respecto a la implementación óptima de las puntuaciones de riesgo en la práctica clínica para mejorar los desenlaces cardiovasculares y los niveles de factores de riesgo. Se necesitan más estudios que identifiquen el contenido y formato óptimos de los mensajes sobre riesgo cardiovascular que motiven cambios conductuales en médicos y pacientes. También se necesitan más estudios que evalúen la repercusión con el paso del tiempo de proporcionar información sobre el riesgo. Estos estudios deben ir más allá del inicio de terapias de reducción del riesgo, para evaluar la aceptación y la adherencia a largo plazo para mejorar la salud cardiovascular.

Si desea saber más acerca de los hallazgos de la revisión y el contenido de los 41 estudios, puede encontrar los detalles en la biblioteca Cochrane punto com buscando ‘puntuaciones de riesgo y enfermedad cardiovascular’.

Cerrar la transcripción
Compartir/Guardar