Goma de fibrina versus suturas para el injerto autólogo de conjuntiva en la cirugía primaria para el pterigión

¿Cuál es el objetivo de esta revisión?
El objetivo de esta revisión Cochrane era determinar si es mejor usar la goma de fibrina o las suturas (puntos) cuando se opera un pterigión (crecimiento no deseado de tejido en la parte frontal del ojo). La operación incluye el reemplazo del pterigión con un trozo de tejido de otra parte del ojo (injerto autólogo). Los investigadores Cochrane recopilaron y analizan todos los estudios pertinentes para responder a esta pregunta y encontraron 14 estudios.

Mensajes clave
Cuando se realiza el injerto, el uso de goma de fibrina puede dar lugar a menos probabilidades de recurrencia del pterigión. Además, la operación puede llevar menos tiempo. La goma de fibrina puede asociarse con más complicaciones, como rotura del injerto, reducción del injerto y desarrollo de una zona de inflamación (granuloma).

¿Qué se estudió en la revisión?
En ocasiones, un trozo de tejido puede crecer en el frente del ojo, y si adquiere un tamaño suficiente puede afectar la visión. Este tejido se conoce como pterigión. Los pacientes que residen en lugares cálidos, polvorientos, con alta luz solar tienen mayor probabilidad de contraer un pterigión. Un pterigión puede ser incómodo y causar picazón, y puede afectar la apariencia del ojo.

Los médicos pueden retirar este tejido y reemplazarlo con tejido de otra parte del cuerpo, por lo general, de otra parte de la conjuntiva (que cubre la parte blanca del ojo). Este procedimiento se conoce como injerto o injerto autólogo.

Los investigadores Cochrane consideraron dos métodos diferentes de fijación de este injerto durante la intervención para el pterigión: con goma de fibrina o con puntos.

¿Cuáles son los principales resultados de la revisión?
Los autores de la revisión encontraron 14 estudios pertinentes. Los estudios fueron de Brasil, China, Egipto, India, Malasia, Nueva Zelanda, Filipinas, Arabia Saudita, Suecia y Turquía. Estos estudios compararon la goma de fibrina con los puntos en pacientes con pterigión removido y un injerto del tejido de la conjuntiva.

El uso de goma de fibrina durante la intervención quirúrgica para el pterigión puede dar lugar a menos casos de recurrencia en comparación con las suturas (pruebas de baja confiabilidad). Puede llevar menos tiempo una operación de pterigión e injerto con goma de fibrina (pruebas de baja confiabilidad). Pueden ser más probables las complicaciones con la goma de fibrina, como rotura del injerto, reducción del injerto o desarrollo de una zona de inflamación (granuloma).

¿Cuán actualizada está esta revisión?
Los investigadores Cochrane buscaron estudios que se habían publicado hasta el 14 octubre 2016.

Conclusiones de los autores: 

Los metanálisis, realizados en pacientes con pterigión ingresados o en consultorios externos, muestran que la goma de fibrina puede dar lugar a menos recurrencia y puede tomar menos tiempo que las suturas para fijar el injerto conjuntival durante la intervención quirúrgica. Hubo pruebas de baja confiabilidad que sugieren una proporción mayor de complicaciones en el grupo de goma de fibrina.

Leer el resumen completo...
Antecedentes: 

El pterigión, un crecimiento de la conjuntiva por encima de la córnea, es una enfermedad progresiva que, en los estadios avanzados, lleva a la deficiencia visual, la restricción de la motilidad ocular, la inflamación crónica y preocupaciones estéticas. La extracción quirúrgica es el tratamiento de elección, pero la recurrencia puede ser un problema. Actualmente la opción mejor quirúrgica en cuanto a la recurrencia es el injerto autólogo de conjuntiva. Hasta la fecha, las suturas o la goma de fibrina son los métodos quirúrgicos más frecuentes para adherir los injertos autólogos de conjuntiva a la esclerótica. Cada método presenta sus propias ventajas y desventajas. Las suturas requieren considerable habilidad por parte del cirujano y pueden asociarse con un tiempo quirúrgico prolongado, malestar posoperatorio y complicaciones relacionadas con la sutura, mientras que la goma de fibrina puede disminuir el tiempo quirúrgico, mejorar el bienestar posoperatorio y evitar problemas relacionados con la sutura.

Objetivos: 

Evaluar la efectividad de la goma de fibrina comparada con las suturas en el injerto autólogo de conjuntiva para el tratamiento quirúrgico del pterigión.

Estrategia de búsqueda: 

Se realizaron búsquedas en CENTRAL (que contiene el registro de ensayos del Grupo Cochrane de Trastornos de los Ojos y la Visión [Cochrane Eyes and Vision Group]) (2016, número 9), Ovid MEDLINE, Ovid MEDLINE In-Process and Other Non-Indexed Citations, Ovid MEDLINE Daily, Ovid OLDMEDLINE (enero 1946 hasta octubre 2016), Embase (enero 1980 hasta octubre 2016), el ISRCTN registry (www.isrctn.com/editAdvancedSearch), ClinicalTrials.gov (www.clinicaltrials.gov), y en la World Health Organization (WHO) International Clinical Trials Registry Platform (ICTRP) (www.who.int/ictrp/search/en). No se aplicó ninguna restricción de fecha ni de idioma en las búsquedas electrónicas de ensayos. Se buscó por última vez en las bases de datos electrónicas el 14 de octubre 2016.

Criterios de selección: 

Se incluyeron ensayos controlados aleatorios (ECA) en cualquier ámbito, en que se comparara la goma de fibrina con las suturas para el tratamiento de pacientes con pterigión.

Obtención y análisis de los datos: 

Dos autores de la revisión examinaron de forma independiente los resultados de la búsqueda, evaluaron la calidad de los ensayos y extrajeron los datos mediante procedimientos metodológicos estándar previstos por Cochrane. El resultado del primario fue la recurrencia del pterigión, definido como el nuevo crecimiento del tejido del área de la escisión a través del limbo sobre la córnea. Los resultados secundarios fueron el tiempo quirúrgico y la tasa de complicaciones. La certeza de las pruebas se evaluó mediante GRADE.

Resultados principales: 

Se incluyeron 14 ECA realizados en Brasil, China, Egipto, India, Malasia, Nueva Zelanda, Filipinas, Arabia Saudita, Suecia y Turquía. Los ensayos fueron publicados entre 2004 y 2016 y se evaluaron como una combinación riesgo de sesgo poco claro y bajo, y tres estudios con alto riesgo de sesgo de deserción. Sólo se reclutaron adultos en estos estudios.

El uso de goma de fibrina para el injerto autólogo de conjuntiva puede resultar en menos recurrencia del pterigión en comparación con las suturas (cociente de riesgos [CR] 0,47; IC del 95%: 0,27 a 0,82; 762 ojos, 12 ECA; pruebas de baja confiabilidad). Si el pterigión reaparece después de cerca de 10 de cada 100 intervenciones con suturas, entonces el uso de la goma de fibrina puede dar lugar a cerca de 5 casos menos de recurrencia de cada 100 intervenciones (IC del 95%: 2 casos menos a 7 casos menos). El uso de la goma de fibrina puede resultar en más complicaciones en comparación con las suturas (CR 1,92; IC del 95%: 1,22 a 3,02; 11 ECA, 673 ojos, pruebas de baja confiabilidad). Las complicaciones más comunes informadas fueron: dehiscencia del injerto, retracción del injerto y granuloma. En promedio, el uso de la goma de fibrina puede significar que la intervención quirúrgica sea más rápida en comparación con las suturas (diferencia de medias [DM] -17,01 minutos; IC del 95%: -20,56 a -13,46), nueve ECA, 614 ojos, pruebas de baja confiabilidad).

Tools
Information
Compartir/Guardar