Anticoagulantes para la hipertensión pulmonar

Antecedentes

El corazón tiene cuatro cámaras: dos cámaras superiores y dos inferiores. La cámara inferior derecha, también conocida como ventrículo derecho, bombea la sangre a través de la arteria pulmonar a los pulmones, donde la sangre recibe oxígeno. La hipertensión pulmonar ocurre cuando la presión en las arterias pulmonares aumenta por encima de lo normal (8 a 25 mmHg). Con el transcurso del tiempo, dicho aumento causa la inflamación de la arteria pulmonar. Luego las arterias pueden tensarse y volverse rígidas. Estos cambios dan lugar a que el corazón presente dificultades para bombear la sangre a los pulmones. El corazón se debilita a medida que intenta empujar en contra de esta presión; la alteración que resulta en el flujo sanguíneo puede dar lugar a coágulos sanguíneos. Estos coágulos pueden desplazarse a los pulmones, lo cual puede empeorar el estado de salud de la persona y dar lugar a la muerte.

Las molestias en los pacientes con hipertensión pulmonar pueden incluir cansancio, dolor torácico y disnea durante las actividades normales como caminar y correr, que pueden progresar y afectar todas las actividades físicas. Las perspectivas de supervivencia dependen de varios factores, aunque el embarazo se asocia firmemente con una supervivencia deficiente.

El tratamiento de esta enfermedad es multifacético e incluye rehabilitación, apoyo psicosocial y tratamiento quirúrgico y médico. El tratamiento médico incluye la administración de anticoagulantes como warfarina, heparina, fondaparinux, argatrobán, dabigatrán, apixabán y rivaroxabán. Los anticoagulantes funcionan mediante la prevención de la formación de coágulos. El anticoagulante preferido, la warfarina, debe vigilarse de forma cuidadosa y se deben efectuar pruebas de laboratorio diarias a semanales para mantener el objetivo terapéutico; esta vigilancia puede ser difícil de mantener. El efecto secundario grave de los anticoagulantes es la hemorragia, que puede manifestarse como equimosis de fácil aparición, hemorragia en el aparato digestivo y hemorragia en el cerebro; los casos graves pueden ser mortales.

Pregunta de la revisión

Se intentó evaluar la efectividad de los anticoagulantes en el tratamiento de la hipertensión pulmonar. No se encontraron estudios elegibles (ensayos controlados aleatorios). La revisión de otros estudios (ensayos controlados no aleatorios) muestra la efectividad de esta intervención. Sin embargo, estos hallazgos deben interpretarse con cuidado debido a la calidad baja de las pruebas proporcionadas por estos estudios.

Conclusion

No hay pruebas aleatorias disponibles. Se decidió considerar los resultados de otros estudios (ensayos controlados no aleatorios). Los mismos proporcionan sólo pruebas de calidad deficiente de la efectividad de esta intervención, y los resultados deben interpretarse con cuidado. No existe seguridad sobre hasta dónde se puede confiar en los resultados de estudios con este diseño, y el propio enfoque de la revisión no estaba diseñado para considerarlos de forma adecuada e incorporarlos en esta revisión sistemática. Por lo tanto, esta revisión destaca la necesidad de ensayos controlados aleatorios diseñados de forma apropiada.

Conclusiones de los autores: 

No se identificaron estudios elegibles para su inclusión en esta revisión. Aunque la revisión de los estudios no aleatorios disponibles muestra un efecto beneficioso, este hallazgo debe interpretarse con cuidado debido a que es probable que haya sesgos asociados con el diseño y los métodos no estaban diseñados para identificar, evaluar y resumir las pruebas provenientes de los mismos. Para que puedan tomarse mejores decisiones con respecto a la efectividad de esta intervención, se necesitan ensayos controlados aleatorios bien diseñados.

Leer el resumen completo...
Antecedentes: 

La elevación de la presión pulmonar ya no es una enfermedad poco frecuente, debido a su etiología multifactorial. Sin embargo, los datos sobre la incidencia real de este trastorno todavía son limitados, y sigue habiendo controversia con respecto a su tratamiento. El uso de anticoagulación en el tratamiento de la hipertensión pulmonar se basa en la presencia de trombosis in situ en el paciente con hipertensión arterial pulmonar (HAP) y en las pruebas retrospectivas del beneficio clínico. La práctica actual depende principalmente de la opinión de los expertos y la experiencia individualizada. El beneficio real de su uso en diferentes tipos de hipertensión pulmonar todavía es debatible, y el objetivo terapéutico de la razón internacional normalizada (RIN) entre los pacientes tratados sigue siendo no concluyente. Los resultados adversos asociados con los anticoagulantes son significativos y pueden incluir hemorragia mortal. La justificación del uso de esta intervención requiere la evaluación crítica de ensayos controlados aleatorios.

Objetivos: 

1. Evaluar la efectividad y los eventos adversos potenciales asociados con la anticoagulación para el tratamiento de la hipertensión pulmonar (HP).

2. Evaluar la RIN terapéutica efectiva en pacientes con hipertensión pulmonar que reciben anticoagulantes (centros norteamericanos 1,5 a 2,5; centros europeos 2,0 a 3,0).

Estrategia de búsqueda: 

Los ensayos se identificaron mediante búsquedas en las siguientes bases de datos.

Registro de ensayos del Grupo Cochrane de Vías Respiratorias (Cochrane Airways Group); Registro Cochrane Central de Ensayos Controlados (Cochrane Central Register of Controlled Trials) (CENTRAL), parte de The Cochrane Library; MEDLINE (Ovid); EMBASE (Ovid); CINAHL (EBSCOhost); Clinical trials.gov y el World Health Organization (WHO) trials portal. La fecha de búsqueda de ensayos fue el 28 de marzo 2014.

Criterios de selección: 

Se planificó incluir sólo ensayos controlados aleatorios. Se incluiría a participantes con HP y comorbilidad incluidos los trastornos médicos que requieren anticoagulación a largo plazo. También se planificó incluir ensayos que compararon cualquier anticoagulante con placebo.

Obtención y análisis de los datos: 

Los autores de la revisión (IE y SE) evaluaron de forma independiente todas las citas identificadas para establecer su relevancia para la inclusión en la revisión. IE y SE examinaron de forma independiente los títulos y resúmenes de todos los estudios potenciales identificados para su inclusión.

Resultados principales: 

No se identificaron ensayos elegibles para su inclusión en esta revisión.

Tools
Information
Share/Save