Corticoesteroides para el tratamiento de la gripe

Pregunta de la revisión

Se revisaron las pruebas con respecto al efecto del tratamiento adicional ("adyuvante") con corticosteroides en los pacientes con infección por gripe.

Antecedentes

La mayoría de los pacientes con gripe presenta fiebre, cefalea y tos, y mejoran sin un tratamiento específico. Sin embargo, una proporción pequeña de pacientes desarrollan una forma más grave de gripe que requiere el ingreso a la unidad de cuidados intensivos en el hospital. A estos pacientes con frecuencia se les prescriben corticoesteroides como parte del tratamiento, aunque las pruebas de que los corticoesteroides tienen efectos beneficiosos en estas circunstancias son contradictorias.

Características de los estudios

Se buscaron los estudios que compararon el tratamiento adicional con corticoesteroides con ningún tratamiento adicional con corticoesteroides en pacientes con gripe. Estas pruebas están actualizadas hasta junio 2015. Se identificó un total de 19 estudios con 3459 individuos; ninguno de ellos eran ensayos clínicos. La mayoría de los estudios investigó a adultos con gripe pandémica de 2009 y 2010 ingresados en el hospital.

Resultados clave

No se identificaron ensayos clínicos relevantes sobre este tema. Las pruebas disponibles de los estudios observacionales existentes fueron de calidad muy baja. Se encontró que los pacientes con gripe que recibieron tratamiento adicional con corticoesteroides podrían haber tenido un riesgo mayor de muerte en comparación con los pacientes que no recibieron tratamiento con corticoesteroides. La infección intrahospitalaria fue el principal "efecto secundario" relacionado con el tratamiento con corticoesteroides que se informó en los estudios incluidos; todos los estudios informaron un riesgo mayor de infección intrahospitalaria en el grupo tratado con corticoesteroides. Sin embargo, es posible que lo anterior no haya sido cierto si los pacientes con gripe más grave fueron seleccionados para recibir tratamiento con corticoesteroides en primer lugar. Por lo tanto, no es posible estar seguros de si el tratamiento adicional con corticoesteroides en los pacientes con gripe es verdaderamente perjudicial, o no. Por consiguiente, se justifica la realización de ensayos clínicos de corticoesteroides adicionales en el tratamiento de los pacientes con gripe para aclarar esta situación. Entretanto, la administración de corticoesteroides en la gripe todavía requiere de valoración clínica.

Conclusiones de los autores: 

No se identificaron ECA completados de los corticosteroides como adyuvante en el tratamiento de la gripe. Las pruebas disponibles a partir de los estudios observacionales son de calidad muy baja con los factores de confusión por la indicación como una posible inquietud importante. Aunque se encontró que el tratamiento adyuvante con corticosteroides se asoció con mayor mortalidad, este resultado se debe interpretar con cuidado. Se necesitan más estudios de investigación de alta calidad (ECA y estudios observacionales) en el contexto de los ensayos clínicos de tratamiento adyuvante con corticosteroides en la sepsis y la neumonía que informan mejorías en los resultados, que incluyen una reducción en la mortalidad. Hasta ahora, en esta revisión no se obtuvieron pruebas suficientes para determinar la efectividad de los corticosteroides en los pacientes con gripe.

Leer el resumen completo...
Antecedentes: 

Los tratamientos específicos para la gripe están limitados a los inhibidores de la neuraminidasa y los adamantanos. Los corticosteroides han dado pruebas de tener efectos beneficiosos en la sepsis y las afecciones relacionadas, muy probablemente debido a sus propiedades antiinflamatorias e inmunorreguladoras. Aunque habitualmente se prescriben para la gripe grave, no hay seguridad con respecto a sus posibles efectos beneficios o perjudiciales.

Objetivos: 

Evaluar sistemáticamente la efectividad y los posibles efectos adversos de los corticosteroides como adyuvante en el tratamiento de la gripe, considerando las diferencias en el momento de administración y las dosis de los corticosteroides.

Estrategia de búsqueda: 

Se hicieron búsquedas en CENTRAL (2015, número 5), MEDLINE (1946 hasta junio, semana 1, 2015), EMBASE (1974 hasta junio 2015), CINAHL (1981 hasta junio 2015), LILACS (1982 hasta junio 2015), Web of Science (1985 hasta junio 2015), los resúmenes a partir de los tres últimos años de los congresos de las principales enfermedades infecciosas y de microbiología y las referencias de los artículos incluidos.

Criterios de selección: 

Se incluyeron los ensayos controlados aleatorios (ECA), los ensayos controlados cuasialeatorios y los estudios observacionales que compararon el tratamiento con corticosteroides con ningún tratamiento con corticosteroides para la gripe o la enfermedad tipo gripe. Los estudios no se limitaron por el idioma de la publicación, los subtipos de gripe, el ámbito clínico ni la edad de los participantes. Los estudios elegibles se seleccionaron en dos etapas: revisión secuencial del título y el resumen, seguida de la revisión del texto completo.

Obtención y análisis de los datos: 

Dos parejas de autores de la revisión extrajeron los datos y evaluaron el riesgo de sesgo de forma independiente. Las estimaciones del efecto se agruparon mediante los modelos de metanálisis de efectos aleatorios, cuando fue apropiado. La heterogeneidad se evaluó mediante la estadística I2 y la calidad de las pruebas se evaluó mediante el marco Grading of Recommendations Assessment, Development and Evaluation (GRADE).

Resultados principales: 

Se identificaron 19 estudios elegibles (3459 pacientes), todos observacionales; 13 estudios (1917 pacientes) fueron apropiados para inclusión en el metanálisis de mortalidad. De estos estudios, 12 estudiaron a pacientes infectados por el virus de la gripe A H1N1 de 2009 (H1N1pdm09). El riesgo de sesgo fue mayor en el "dominio de comparabilidad" de la escala Newcastle-Ottawa, consistente con posibles factores de confusión por la indicación. Los datos específicos de mortalidad eran de muy baja calidad. Las dosis administradas de corticosteroides informadas fueron altas y las indicaciones para su uso no se informaron bien. En el metanálisis, el tratamiento con corticosteroides se asoció con mayor mortalidad (odds ratio [OR] 3,06; intervalo de confianza [IC] del 95%: 1,58 a 5,92). El análisis de subgrupos agrupado de las estimaciones ajustadas de la mortalidad a partir de cuatro estudios encontró una asociación similar (OR 2,82; IC del 95%: 1,61 a 4,92). Tres estudios informaron mayores probabilidades de infección intrahospitalaria relacionada con el tratamiento con corticosteroides; todas fueron estimaciones no ajustadas y los datos se consideraron de calidad muy baja.

Tools
Information
Compartir/Guardar