Técnicas para evaluar la correcta colocación del tubo endotraqueal en recién nacidos

Cuando un recién nacido requiere la inserción de un tubo en la tráquea para ayudarlo a respirar, el equipo clínico puede tomar una radiografía (radiografía) para confirmar que el tubo esté colocado de forma correcta. Sin embargo, debido a que este procedimiento a menudo se retrasa, se han desarrollado técnicas más nuevas dirigidas a confirmar rápidamente la colocación correcta del tubo respiratorio dentro de la tráquea. La confirmación rápida de la colocación correcta del tubo es importante debido a que un tubo colocado de forma defectuosa puede dar lugar a resultados adversos graves, incluida la muerte, niveles bajos de oxígeno en la sangre, acumulación anormal de aire o gas entre el pulmón y la pared torácica que puede interferir con la respiración, o colapso pulmonar. Las técnicas nuevas para la determinación rápida de la colocación del tubo incluyen el uso de los signos clínicos, la medición del aire que entra y sale de los pulmones (mediante un monitor de la función respiratoria), la medición de la cantidad de dióxido de carbono (CO2) exhalado y el uso de ecografía para obtener una imagen del tubo dentro de la tráquea.

El objetivo de este estudio fue comparar la radiografía de tórax con cualquiera de estas técnicas nuevas para determinar la colocación correcta del tubo respiratorio en recién nacidos, en la sala de partos o en la unidad de cuidados intensivos, y determinar la mortalidad y la morbilidad posteriores en los recién nacidos que han sido intubados. Sin embargo, no fue posible identificar estudios que cumplieran los criterios de inclusión.

Conclusiones de los autores: 

No hay pruebas suficientes para determinar la técnica más efectiva para la evaluación de la colocación correcta del TET en la sala de partos o en la unidad de cuidados intensivos neonatales. Se justifica la realización de ensayos clínicos aleatorios que comparen cualquiera de estas técnicas con la radiografía de tórax.

Leer el resumen completo...
Antecedentes: 

La tasa de éxito de la colocación correcta del tubo endotraqueal (TET) para el personal médico auxiliar es de menos del 50% y la intubación esofágica accidental es frecuente. La confirmación rápida de la colocación correcta del tubo es importante debido a que la posición defectuosa del tubo se asocia con resultados adversos graves que incluyen hipoxemia, muerte, neumotórax y colapso del lóbulo superior derecho.

La posición del TET puede confirmarse mediante radiografía de tórax, aunque a menudo este procedimiento se retrasa; en consecuencia, se han desarrollado varios métodos rápidos que se utilizan en el lugar donde se encuentra el paciente para confirmar la colocación correcta del tubo. Las guías actuales de reanimación neonatal informan que la colocación correcta del TET debe confirmarse mediante la observación de los signos clínicos y la detección del dióxido de carbono exhalado (CO2). Aunque estos dispositivos se utilicen con frecuencia en la sala de partos para evaluar la colocación del tubo, pueden mostrar falsos negativos. Recientemente, han surgido técnicas más nuevas para evaluar la colocación correcta del tubo (p.ej. monitor de la función respiratoria), que se consideran superiores para la evaluación de la colocación del tubo.

Objetivos: 

Evaluar diversas técnicas para la identificación de la colocación correcta del TET después de la intubación oral o nasal en recién nacidos en la sala de partos o en la unidad de cuidados intensivos neonatales en comparación con la radiografía de tórax.

Estrategia de búsqueda: 

Se hicieron búsquedas en el Registro Cochrane Central de Ensayos Controlados (Cochrane Central Register of Controlled Trials) (CENTRAL, The Cochrane Library 2012, número 4), MEDLINE (enero 1996 hasta junio 2014), EMBASE (enero 1980 hasta enero 2014) y en CINAHL (enero 1982 hasta junio 2014). Se hicieron búsquedas en los registros de ensayos clínicos y en los resúmenes de la Society for Pediatric Research y de la European Society for Pediatric Research desde 2004 hasta 2014. No se aplicaron restricciones de idioma.

Criterios de selección: 

Se planificó incluir ensayos controlados aleatorios y cuasialeatorios y ensayos con asignación al azar por grupos que compararan la radiografía de tórax con los signos clínicos, monitores de la función respiratoria, detectores del CO2 exhalado o la ecografía para la evaluación de la colocación correcta del TET en la sala de partos o en la unidad de cuidados intensivos neonatales.

Obtención y análisis de los datos: 

Dos autores de la revisión evaluaron de forma independiente los resultados de la búsqueda de acuerdo con los criterios de selección. No se realizó la extracción de datos y evaluaciones del "Riesgo de sesgo" porque no se identificaron estudios que cumplieran los criterios de inclusión.

Resultados principales: 

No se identificó ningún estudio que cumpliera los criterios para su inclusión en esta revisión.

Notas de traducción: 

La traducción y edición de las revisiones Cochrane han sido realizadas bajo la responsabilidad del Centro Cochrane Iberoamericano, gracias a la suscripción efectuada por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad del Gobierno español. Si detecta algún problema con la traducción, por favor, contacte con Infoglobal Suport, cochrane@infoglobal-suport.com.

Tools
Information
Compartir/Guardar